Nissan
Fuente: Bloomberg.

La planta de Nissan en Ávila se enfrenta a un profundo proceso de transformación para adaptarse a las necesidades específicas del mercado. En este contexto de cambio se circunscribe el expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) previsto por la compañía para 2020. La dirección de Nissan ha planteado de nuevo el adelanto del ERTE en la factoría de Ávila en la reunión con el Comité de Empresa, según han informado fuentes de la multinacional.

Tras el rechazo a adelantar a septiembre el ERTE previsto para 2020, la marca nipona ha propuesto adelantar a este mismo mes las medidas de flexibilidad establecidas en el acuerdo de 2017, agotando así los días de flexibilidad negativa antes de comenzar el ERTE.

La planta ha dejado de fabricar camiones y producirá recambios para la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi

El salario durante el período comprendido entre septiembre entre 2019 y marzo de 2020 se ajustaría a los límites de protección por desempleo recogidos por la normativa vigente, según la compañía, después de que la planta de Ávila dejase de fabricar camiones en agosto y haya iniciado ahora la transformación en fábrica de recambios para la Alianza Renult-Nissan.

La propuesta será analizará en una nueva reunión prevista para esta semana.

LA NUEVA ERA DE LA PLANTA DE ÁVILA

La planta de Nissan Motor Ibérica en Ávila vuelve de vacaciones en septiembre con una nueva era. Después de más de 60 años fabricando vehículos, comienza un proceso de transformación para convertirse en un centro especializado en la fabricación y distribución de piezas de recambio para la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi.

Desde hace algunos meses, la planta combina la fabricación de camiones con la nueva actividad. A principios de agosto salía el último camión de la cadena de producción abulense, un NT400 Cabstar. En total, la planta de Nissan Motor Ibérica dejará atrás una producción total de más de 500.000 vehículos. Entre ellos destacan las furgonetas Alfa Romeo, Ebro, Avia y Trade y los camiones Cabstar, Atleon, Maxity, NT500 y NT400 Cabstar.

coche eléctrico

El sector pide ayuda a los gobiernos en su apuesta por el coche eléctrico

Las novedades presentadas en el Salón del Automóvil de Fráncfort (IAA) han mostrado la apuesta definitiva de las marcas por el coche eléctrico. Este...

La marca nipona hizo público el plan de transformación de la planta de Ávila en mayo de 2018. Ese gran proceso finalizará en 2020 y en 2024 logrará la plena capacidad. Nissan ha confirmado que su legado y la vinculación de la compañía con el tejido socio-económico de Ávila y de Castilla y León sigue adelante. Además, ha garantizado todo el nivel de empleo tras librarse de la criba anunciada recientemente. La renovada instalación contará con un volumen de producción de 80.000 piezas de recambios al mes para los diferentes modelos de las marcas de la Alianza en Europa.

El proyecto comporta 40 millones de euros en inversiones por parte de Nissan y hasta el momento se han desembolsado más de 11 millones. Con los 20 comprometidos en 2019, se llegará a un acumulado de 31 millones de euros. Esto supone casi un 80% del total, según ha informado la compañía.