Borja García-Egotxeaga, CEO de Neinor Homes.
endesa

Este lunes se conocía la primera de las grandes operaciones en el sector inmobiliario de este 2021: los consejos de administración de Neinor Homes y Quabit Inmobiliaria aprobaron el proyecto de fusión por absorción. Así, la compañía liderada por Borja García-Egotxeaga integrará en su balance hasta 240 millones de euros de la deuda de Quabit.

Esta inyección en su balance tras el proceso de fusión por absorción supondrá elevar hasta 400 millones de euros la deuda de la sociedad resultante, representando así hasta un 25% del valor de sus activos.

Según el consejero delegado de Neinor, la promotora ya había reducido esta ratio al entorno del 10% a finales de 2020, por lo que esta operación disparará la relación entre la deuda y la valoración de los activos conjuntos de ambas compañías.

No obstante, el objetivo de Neinor Homes ha sido siempre mantenerse por debajo del 30%, algo que seguirá logrando tras la operación. Además, con el acuerdo de fusión, ya han pactado una quita de hasta 50 millones de euros de la deuda de Quabit.

Esta quita implica una reducción de entre el 16% y el 18% de la deuda bruta de Quabit, además de que ya están negociando con el resto de acreedores la reestructuración de la deuda, como es el caso de Sareb. Con el fondo Avenue ya ha llegado a un acuerdo para entregarle 63 millones de euros y suelo por valor de 32 millones para cancelar toda su deuda, así como otros 22 millones por la compra de acciones.

CARLOS SLIM ENTRE LOS ACCIONISTAS

Por su parte, Neinor, que se mantiene en torno al mismo precio en Bolsa, no necesitará recurrir a su caja de 240 millones de euros para absorber a Quabit, ya que ampliará capital en ese 7% para acoger a sus actuales accionistas, entre los que se encuentra el magnate mexicano Carlos Slim, con un 3%.

El presidente de Quabit, Félix Abánades, prevé que Slim acepte la transacción, que necesita un quórum mayor del 50% para recibir ‘luz verde’. Abánades, que controla el 20% de la promotora, mantendrá entre un 1% y un 1,5% de la nueva Neinor, aunque se asegura un puesto de alta dirección en la filial de Construcción, así como un nuevo puesto de ‘senior advisor’ en el consejo de administración de Neinor.

NUEVAS OPORTUNIDADES EN EL MERCADO

Entre las principales sinergias de la operación, García-Egotxeaga destaca la entrada de Neinor en un segmento de viviendas más asequible, ya que hasta ahora estaba orientado principalmente a la gama media-alta; ventajas fiscales como la compensación del Ebitda negativo de Quabit con el positivo de Neinor; o la oportunidad que surge para destinar más viviendas a su plataforma de alquiler.

Con la integración de las 7.000 unidades de Quabit, la empresa resultante alcanzará un suelo de 16.000 viviendas por valor de 2.000 millones de euros, convirtiéndose así en una de las grandes promotoras del país, junto con Aedas Homes, Metrovacesa y Vía Célere.

García-Egotxeaga ha trasladado la intención de la compañía de seguir buscando nuevas oportunidades en el mercado con la caja disponible que no ha tenido que tocar para esta operación, toda vez que prevé más concentraciones en el sector, en el que cada una de las promotoras no supera el 5% de la cuota total de mercado por la atomización del sector.