Mouro Capital, el nuevo fondo de ‘venture capital’ de Banco Santander, ha comenzado su actividad con el liderazgo de una ronda de 26 millones de dólares (unos 22,2 millones de euros) de la ‘fintech’ británica Uncapped, según informó en un comunicado.

En esta ronda también han participado el fondo español All Iron Ventures e inversores ya presentes en su capital como Global Founders Capital, Seedcamp y White Star Capital, así como los ‘business angels’ Taavet Hinrikus (Transferwise) y Carlos González-Cadenas (GoCardless), entre otros.

La tecnología de Uncapped da financiación a emprendedores, que solo reembolsan el capital a medida que obtienen ingresos sin una fecha establecida. Se dirige a empresas con ventas online de al menos 10.000 euros de negocio mensual y un historial comercial mínimo de seis meses.

La empresa fue fundada por el empresario Asher Ismail y el inversor de capital riesgo Piotr Pisarz ha fijado a España como su próximo mercado porque el ecosistema de ‘startups’ local ha crecido rápidamente.

“Con esta financiación Uncapped está en una posición ideal para ayudar a cientos de empresas más en Europa y España a crecer hasta alcanzar su máximo potencial”, ha señalado Asher Ismailco, fundador de Uncapped.

“No hay mejor momento para construir la economía digital. Uncapped es un ejemplo perfecto de los valores que representa Mouro Capital: emprendedores ambiciosos resolviendo problemas de la vida real para clientes desatendidos”, ha valorado Manuel Silva Martínez, socio director de Mouro Capital.

A comienzos de este mes Banco Santander lanzó su nuevo fondo Mouro Capital, que es gestionado de manera autónoma y está dotado con 400 millones de dólares (338 millones de euros) para invertir en ‘startups’ de tecnología financiera.

Mouro Capital ha sustituido al fondo de capital emprendedor Santander Innoventures, creado en 2014 con una aportación de 100 millones de dólares (84,5 millones de euros), después aumentada hasta 200 millones de dólares (169 millones de euros), y que ha logrado una tasa de rentabilidad interna superior al 25%.