Mercedes-Benz EQC

Mercedes-Benz ha abierto el plazo de pedidos y la producción en su fábrica de Bremen (Alemania) de su modelo eléctrico EQC 400, un vehículo que llegará a las carreteras en verano con un precio de salida de 77.425 euros.

La incorporación de la marca de la estrella al mundo de los coches eléctricos se antoja una de las piezas clave de la compañía en el plan estratégico que presentará el nuevo CEO, Ola Kaellenius, y que está previsto también para este verano. Sus principales competidores (Tesla, BMW y Audi) llevan ventaja con respecto a Mercedes-Benz en este ámbito, pero la imagen y reputación de MB a buen seguro que le garantiza un buen puñado de ventas de su modelo EQC. Del mismo modo, las variantes eléctricas son esperadas como agua de mayo para mejorar las cuentas de la marca.

El primer EQC saldrá de la línea de producción de la fábrica de Mercedes-Benz en Bremen (Alemania). Allí se produce en la misma línea que la berlina y el Estate de la Clase C, así como el GLC y el GLC Coupé. Otros centros de producción de los futuros modelos Mercedes-Benz EQ son las plantas de Mercedes-Benz en Rastatt (Alemania), Sindelfingen (Alemania), Tuscaloosa (EE.UU) y Hambach (Francia), tal y como ha informado la marca alemana.

Nissan Salon Automovil Barcelona

La guerra laboral en Nissan amenaza con dinamitar el Salón del Automóvil

El conflicto abierto entre Nissan y los sindicatos de sus plantas catalanas amenaza la normal celebración del Salón del Automóvil de Barcelona que abre...

El EQC se integrará de forma flexible en la producción en serie de vehículos con motor de combustión o propulsión híbrida. La autonomía oficial de este modelo alcanza los 445 – 471 kms. (NEDC)/ 374 – 416 (WLTP) km, lo que permite que se adecúe al uso diario por parte de su propietario.

Las baterías para la producción de EQC en Bremen son fabricadas por la filial de Daimler Accumotive en Kamenz (cerca de Dresden) y se entregan parcialmente cargadas. En total, la empresa invertirá más de mil millones de euros en la producción mundial de baterías. En el futuro, la red mundial de producción de baterías de Mercedes-Benz Cars contará con nueve plantas en tres continentes.

EQUIPAMIENTO DEL MERCEDES-BENZ EQC

El Mercedes-Benz EQC ofrece una gama extremadamente completa de equipamiento estándar incluso en su versión más básica y, como líder de la marca EQ, encarna los cuatro pilares de la estrategia de digitalización de CASE: “Connected”, “Autonomous”, “Shared & Services” and “Electric Drive”.

Además, para el mercado español se incluyen de serie elementos destacados adicionales al estándar de fábrica: control de ángulo muerto, faros MULTIBEAM LED con luces de carretera automáticas PLUS, cristales tintados, paquete de confort KEYLESS-GO, paquete de aparcamiento, paquete de retrovisores y el acabado Electric Art interior. Durante el primer año además también ofrece equipos como los cristales calorífugos e insonorizantes, sistema de sonido Advanced, preinstalación para Mercedes me Charge y preinstalación para IONITY, que permite la carga rápida a 110 kW a precio reducido.

El sistema de información y entretenimiento de Mercedes-Benz MBUX (Mercedes-Benz User Experience) viene instalado de serie en el EQC. Como parte del concepto integral de control y visualización, crea un vínculo emocional entre el conductor, el vehículo y los pasajeros. Gracias a la inteligencia artificial, MBUX puede aprender del usuario. Cuenta con dos pantallas de 10,25″, siendo una de ellas táctil (pantalla derecha). El panel táctil de la consola central también se incluye de serie. Una característica única es el control por voz, que puede incluso entender dialectos y comandos específicos del EQC.

Mercedes-Benz EQC interior

Mercedes me Charge permite el acceso a las estaciones de carga rápida de la red paneuropea IONITY. Especialmente en largas distancias, los cortos tiempos de carga permiten un viaje agradable a lo largo de las principales rutas de transporte de Europa.

Mercedes-Benz está dando pasos importantes hacia la conducción autónoma con el paquete de asistencia al conductor de última generación. Este paquete mejora aún más los sistemas de asistencia a la conducción e impresiona con una serie de medidas adicionales para mejorar el confort y la seguridad. Las características incluyen la asistencia activa de frenado con funciones de curvas y tráfico transversal, la asistencia activa de distancia DISTRONIC y la asistencia activa de dirección. El paquete de asistencia al conductor elimina la tensión del conductor y, si es necesario, emite advertencias a tiempo para evitar situaciones peligrosas.

La S de “Shared & Services” en la estrategia CASE es cada vez más importante: los paquetes de servicio EQC configurados para un uso a largo plazo del vehículo sin preocupaciones satisfacen las demandas de mayor confort y personalización de los clientes. Esto incluye una serie de paquetes de servicios que se ofrecen al adquirir el vehículo como “Servicio de mantenimiento”, “Servicio de recogida y entrega” y “Ampliación de la garantía del vehículo”. Todos los paquetes de servicios están vinculados al vehículo durante un período de seis años y se transfieren a los propietarios posteriores si el vehículo es vendido.

El EQC es el pionero de la nueva generación de vehículos eléctricos de Mercedes-Benz y, por lo tanto, representa el campo “Electric Drive” de la estrategia CASE. Tiene una potencia total de 300 kW (408 CV). Un motor eléctrico en cada eje convierte la energía eléctrica en energía mecánica, ofreciendo una propulsión impresionante con 760 Nm. La tracción a las cuatro ruedas totalmente variable 4MATIC mejora la estabilidad de la conducción, especialmente en condiciones de carretera difíciles. Distribuye la potencia de forma continua y variable y mejora la seguridad, el placer de conducción y la autonomía.

El EQC dispone de serie de un cargador de a bordo (OBL) refrigerado por agua con una potencia de 7,4 kW. Por consiguiente, está preparado para el proceso de carga con corriente alterna (AC), tanto en el propio domicilio como en estaciones de carga públicas. Utilizando un Wallbox, la carga es hasta tres veces más rápida que conectando el vehículo a una caja de enchufe doméstica. Si se desea superar esta velocidad, puede recurrirse a la carga con corriente continua (DC) que harán posible los sistemas CCS (Combo Charging System) en Europa.

En función del SoC (estado de carga), el EQC recarga la batería con una potencia máxima de hasta 110 kW, siempre que lo permita la estación correspondiente. En ese caso, el tiempo de carga es de unos 40 minutos para un incremento del 10 al 80%.