Parece que la evolución de los últimos tiempos por parte de la FED eran acompasar la economía con subidas de tipos como medida de estímulo, sin embargo los recientes acontecimientos entorno a la guerra comercial entre EE.UU. y China, y después con México como medida de presión a la creciente inmigración ilegal les “obligan” a poner el freno.

Jerome Powell tuvo que salir a dar la cara para asegurar que “están vigilando de cerca las implicaciones” que tienen las tensiones comerciales. Básicamente ha salido a decir que “harán lo que sea necesario” para garantizar la estabilidad económica y que buscarán un objetivo de tipos al 2%.

El bitcoin encuentra nuevos máximos de 2019

El pasado 28 de mayo, la criptomoneda alcanzó un nuevo máximo de 2019, los 9.000 dólares y recupera mucha de la volatilidad...

¿Qué quiere decir esto? Pues que EE.UU. ha perdido competitividad internacional y la bajada de tipos es la solución, la intervención monetaria por parte de la FED es el globo de oxígeno para sustentar las medidas de presión de EE.UU. en el extranjero. Así, los mercados aprovecharon la jornada del martes para descontar que, con una alta probabilidad, la Reserva Federal bajará los tipos. Han estado estancados entre el 2,25% y el 2,5% desde diciembre, y dado que la próxima reunión tendrá lugar a mediados de junio, veremos cómo Trump presiona a Powell para que abarate el precio del dinero.

Este pasado martes, vimos cómo tras unas fuertes correcciones por la coyuntura internacional y los índices americanos recuperaron terreno, el S&P500 y el Dow recuperaron un 1,8%, el NASDAQ un 2,4%. 

Darío García, analista de XTB