Tras el proceso de desescalada después de la crisis sanitaria del COVID-19, la vida se prepara para una ‘nueva normalidad’. Una rutina que afectará a todos los ámbitos laborales y personales, también al deporte. Por ello, muchas personas ya tienen ganas de jugar al pádel con la seguridad de que no cogerás el coronavirus. En este sentido, hay una serie de medidas para garantizar que los jugadores puedan practicar el pádel sin correr ningún riesgo sanitario. El uso de desinfectante o mascarillas, así como una correcta higiene en las manos son algunas de las medidas que se recomiendan para el regreso a las pistas de pádel.

OTRAS MEDIDAS A TENER EN CUENTA EN EL PÁDEL

Asimismo, son varias las medidas que los jugadores deben considerar de vital importancia para practicar pádel tras el coronavirus. El centro puede tener a su disposición la reserva online de pistas y el pago con tarjeta de crédito, para evitar el contacto directo con sus clientes.

pádel

La limitación hasta tres personas de las actividades y clases de pádel, así como la automatización de las pistas, son otras de las medidas a considerar. Todo, con el objetivo de evitar los contagios por coronavirus mientras practicamos pádel. Una vuelta a una normalidad que será diferente, pero donde no evitaremos el seguir practicando pádel.