Madrid Central

Ni uno más ni uno menos. Durante 2018 se comercializaron en España 1.321.438 automóviles, según datos de Anfac, Faconauto y Ganvam. Es decir, un aumento del 7% respecto a 2017. Sonrisas para los fabricantes, los concesionarios y los vendedores. Sin embargo, no todos ríen, ni de la misma manera. Es el caso de los vendedores de seguros de coches. Entre otras causas por iniciativas como la desarrollada por Manuela Carmena: Madrid Central.

Cierto que, durante el pasado año, la facturación del seguro del automóvil creció hasta los 11.135 millones de euros, un 1,94% más que un año antes. Un crecimiento modesto, moderado, si se compara con otros ramos del seguro, como Salud (+5,6%) o multirriesgos (+4,9%). “Siendo la modalidad más importante en el ramo de No Vida, es la que muestra una menor capacidad de crecimiento”, se lamentó Pilar González de Frutos, presidenta de Unespa, durante la jornada ‘Perspectivas del Seguro y la Economía para el año 2019’.

¿Por qué? En primer lugar, por la evolución del parque asegurado. “Está lejos de anotar expansiones comparables con las que se observaban antes de la crisis. De hecho, el ritmo de expansión es hoy menos de la mitad del que se observaba entonces”, matizó la presidenta de Unespa.

La limitada capacidad de movimiento dentro de las grandes ciudades y los cambios legislativos desinflan este tipo de seguros

Pero hay más motivos que están ralentizando su crecimiento. Como ya se ha dicho, uno de ellos es iniciativas como Madrid Central. “Están apareciendo factores de incertidumbre como el cambio en la regulación de los automóviles [en clara alusión al diésel], su cada vez más limitada capacidad de movimiento dentro de las grandes urbes [Madrid Central es quizás el más claro ejemplo], y las tendencias de economía compartida [desde coches a patinetes eléctricos]”, profundizó Santiago Villa, consejero delegado de Generali España en dichas jornadas.

Personas que utilizaban habitualmente el coche, ante todos estos cambios, están variando su forma de utilizar el vehículo propio. Incluso hay quien, ha hecho cuentas, y ha vendido su coche desplazándose por la ciudad usando las opciones de economía colaborativa. Según Europcar Mobility Group España, siete de cada diez españoles cree que las nuevas opciones de movilidad (alquiler de vehículos, coche compartido y coche con conductor), sustituirán al coche en propiedad a corto o medio plazo.

INCIDENCIA DE MADRID CENTRAL

París, Atenas, México, Hamburgo u Oslo son otras ciudades europeas que han realizado iniciativas similares contra la polución. De momento, Madrid Central, según el ayuntamiento, está cumpliendo sus objetivos de reducción de tráfico y emisiones. Lo que nunca pensaron es que acabaría afectando al negocio del seguro.

“La línea de negocio del seguro de automóviles seguirá estancada”, auguró Santiago Villa. De hecho, los 11.135 millones de euros en primas está por debajo de los 11.500 millones del año 2010. Y añadió: “El punto de inflexión llegó en 2015. Desde entonces, ese crecimiento va ralentizándose perdiendo fuerza”.

A ello ha contribuido también lo que en el sector se denomina como frecuencia siniestral, que es la cantidad de ocurrencia en casos siniestrados. Se trata de uno de los valores que las aseguradoras toman en consideración a la hora de realizar el presupuesto del seguro y las bonificaciones.

Pues bien, en periodos económicos anteriores, similares al que estamos viviendo ahora, dicha frecuencia solía subir. Entre 2014 y 2018 no lo ha hecho. “Pese al incremento de la actividad económica, la menor conducción en zonas de grandes urbes [Madrid Central], la menor circulación, ha hecho estabilizar esta variable”, indicó el consejero delegado de Generali España.

Santalucía

Santalucía AM adopta el “casa por casa” para robar clientes a la banca

La gestora de Santalucía confía en sus propios agentes para incrementar un 60% el volumen de sus ventas durante el próximo lustro.

Durante la última década, la prima media en el seguro del automóvil ha caído alrededor del 11%, un 21% si se tiene en cuenta el efecto IPC. Durante 2018 sufrió una ligera caída que se repetirá en 2019 (-0,5%).

“La estimación de crecimiento para 2019 estará entre el 1,3% y el 1,4%”, aventuró Santiago Villa. Es decir, que seguirá creciendo, pero menos. Una tendencia que continuará si otras ciudades acaban imitando Madrid Central.

Comentarios de Facebook