La Piara

El sector de los patés y foie gras ha cambiado mucho, y la experta La Piara es un buen ejemplo de cómo se han materializado estos cambios en la industria, que si en patés han causado grandes renovaciones, en los foie han supuesto todo un terremoto. La oferta se ha diversificado y en la actualidad encontramos multitud de opciones diferentes en el supermercado. Sabores, recetas, y materias primas diferentes: salmón, pato, queso… Pero tras la entrada de nuevas marcas en la industria, La Piara sigue en los estantes tras casi un siglo de existencia.

Fue la merienda de los niños de los 80 y 90, que llevaban tapa negra entre pan y pan para el recreo. El paté ‘Tapa Negra’ de La Piara bien puede entrar en el top de los productos más conocidos en España, con merchandising que merodea por webs de coleccionistas. Es un clásico, si bien ahora compite con los Hacendado de Juan Roig, los marca blanca de Carrefour o los Tarradellas. Pese a ello, en 2016 La Piara tenía un “amplio control” en los supermercados más frecuentados del país.

Aun así, la marca propiedad de Adam Foods sigue en los catálogos más importantes, y después de tanto tiempo, conservan al público joven como target, aunque da la bienvenida también al adulto y al más exigente. La Piara no desaparece, pero se adapta a los nuevos tiempos, con nuevas gamas de productos que simbolizan a la perfección las transformaciones sociales y modernizaciones que ha experimentado el mundo y, mas aun, España.

CÓMO REINVENTAR UNA EMPRESA DE CÁRNICOS

Podrían haberse cerrado en banda y haberse dedicado a su producto clásico, el paté de hígado de cerdo. Sin embargo, los de ‘Tapa Negra’ miran a su alrededor. En 2020, el color de McDonald’s es el verde, la corriente del realfooding estructura dietas y el público vegetariano y vegano crece por momentos.

En este contexto se entiende que La Piara comenzase a comercializar hummus en 2018, un producto en varios sentidos similar al paté. “Nuestro hummus constituye una alternativa saludable (sin conservantes), en un producto con mayor número de actores partícipes en refrigeración”, explicaron desde La Piara, recoge Alimarket. En 2020, ninguno de los untables en vidrio de La Piara lleva conservantes o aditivos.

Antigua lata de foie gras La Piara. Spot publicitario de 1988.

A las dos opciones de hummus puestas a la venta en 2018 se añadieron este año tres nuevas recetas: tradicional de garbanzos, de alcachofa con aceituna negra y de berenjena con tahini. “La nueva selección de hummus está certificada por La Unión Vegetariana Española”, presumen desde la firma, conscientes de la relevancia del público que no consume carne.

ETIQUETA ECOLÓGICA

“El producto ecológico tiene su target”, reconocen. En un mercado atomizado, La Piara también amplía y divide oferta, apostando por un producto más caro pero con etiqueta ecológica. La firma de untables incluso se abre a nuevas opciones de distribución y venta; su página web oficial enlaza directamente con Amazon para comprar su pack de 8 vidrios de hummus.

Añaden, además, la coletilla “100% ingredientes naturales” a sus nuevos untables de atún en escabeche, salmón ahumado, anchoa y morcilla con cebolla y manzana. Paralelamente, en su línea ‘La Dehesa’ de La Piara, plantan cara a las recetas de Tarradellas o Hacendado con sus finas hierbas o pimienta verde con la etiqueta de “-50% de grasa“. Incluso añaden una nueva crema exclusivamente de verduras, la de pimientos rojos y amarillos con cebolla. De esta forma, y conscientes de la tendencia hacia los alimentos naturales, la gama de colores de La Piara se expande hacia el verde.

EL MERCADO DE FOIE GRAS, EN LA MISMA DIRECCIÓN

Aparte de las marcas blancas, los productos de foie gras también pueden ser rivales de estos nuevos etiquetados más ‘gourmet’ de La Piara, al acercarse en precios a los hígados de pato de firmas como Capdevila o Martiko. La Piara cuenta con paté de pato, aunque no se introduce en el sector del foie, un segmento que ha sufrido en la última década diversas crisis de prestigio al ser prohibido en varios países debido al cuestionable trato que se le daba a los animales en algunas granjas.

No obstante, el mundo del foie no es ajeno a las corrientes renovadoras, y por ello el sector en España ha empezado a poner los cimientos de la que puede ser una nueva época para el hígado de pato hipertrofiado. La interprofesional Interpalm, por ejemplo, se ha puesto manos a la obra para comunicar los compromisos del sector con el bienestar animal, la bioseguridad y la sostenibilidad.

Esto en sincronización con Europa, en tanto que la organización Euro Foie Gras de la que forma parte España, elabora un nuevo estándar de producción que recoge la necesidad de criar a los patos en espacios suficientemente grandes y no exponerlos a hambre o sed prolongada, entre otros.

España es gran exportadora y consumidora de foie, pero el sector se ha dado cuenta de que la incorrecta adaptación a las nuevas exigencias y demandas del público podría hacer tambalear su negocio.

El sector del foie gras español se alinea con Europa para defender buenas prácticas de respeto animal en sus granjas. Documento visible en http://www.elfoiegras.es/wp-content/uploads/2020/04/EUROFOIEGRAS_CHARTE_ESP.pdf

El gusto por los productos ecológicos va de la mano del interés por la sostenibilidad, que no se entiende sin respeto animal. Así, el sector avanza con un nuevo manual de buenas prácticas, como lo han hecho la firma Ánades Galicia, proyecto de Silverio Tallón, o la granja de Eduardo Sousa y Diego Labourdette, granjas que crean un entorno saludable para los patos y con nuevas técnicas de cebado reducido o natural que ponen el foco en el bienestar animal. Logros que llaman incluso la atención de prensa extranjera, pudiendo convertirse en un referente para otros países.