Neoenergía

Neoenergia, filial brasileña de Iberdrola, espera salir a Bolsa en Brasil este año en su mejor momento. Por ahora es pronto para estimar una valoración de mercado, aunque en el último intento la horquilla se situó entre los 4.000 y 5.000 millones, por lo que esa es la referencia con la que juegan los inversores.

En este contexto, la noticia no llega por sorpresa después de que Ignacio Sánchez Galán advirtiera de ello el pasado mes de febrero. La operación, que ya se intentó en 2017, fue cancelada tras rechazar sus socios en la compañía el rango de precios de los títulos solicitados por los inversores.

Esta operación se encuadra en dentro de los planes de desinversión que tiene previstos llevar a cabo la eléctrica vasca. Además, se trata de un mercado altamente competitivo donde Iberdrola llevaba tiempo intentando realizar una operación.

De este modo, la empresa ha convocado este lunes 29 de abril una asamblea general extraordinaria de accionistas, según informó este martes la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Iberdrola

La falta de viento y lluvia lastrarán las primeras cuentas de Iberdrola en 2019

La mala (para las eléctricas) climatología, falta de viento y las pocas precipitaciones, en los primeros tres meses del año tornarán a la baja...

Existen multitud de acuerdos relacionados con la operación que se someterán a dicha asamblea como solicitar a la Comisión de Valores Mobiliarios brasileña (la Comissão de Valores Mobiliários) y el registro de una oferta pública de acciones de Neoenergia. Además se pedirá la admisión a negociación de sus acciones en el segmento especial de negociación denominado ‘Novo Mercado’ y modificar sus estatutos sociales para adaptarlos a las normas del ‘Novo Mercado’ y a la práctica de las sociedades cotizadas.

A finales del pasado mes de febrero, el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, ya indicó que era posible que a lo largo de este año se relanzara la salida a Bolsa de Neoenergia.

OPERACIÓN FRUSTRADA EN 2017

A finales de 2017, la operación de salida a Bolsa de la filial brasileña tuvo que ser cancelada tras rechazar sus socios en la compañía (Banco do Brasil y Previ) el rango de precios de los títulos solicitado por los inversores.

La OPV de Neoenergia estaba contemplada en los acuerdos alcanzados en el marco de la fusión entre Neoenergia y Elektro. Iberdrola es titular de un 52,45% de su capital social de Neoenergia a través de su filial Iberdrola Energía. Los otros socios son la entidad de previsión social brasileña Previ, con el 38% y Banco do Brasil, con el 9%.

EL MEJOR MOMENTO PARA NEOENERGÍA

Por otra parte, Neoenergia obtuvo un beneficio neto atribuido a los accionistas mayoritarios de 492,29 millones de reales (unos 112 millones de euros) en el primer trimestre del año, lo que representa un incremento del 69% con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) de la energética brasileña se situó a cierre de marzo en los 1.336 millones de reales (unos 304,16 millones de euros), lo que supone un incremento del 28%.

El crecimiento obtenido en el período se debe, principalmente, a las revisiones y reajustes arancelarios de las cuatro distribuidoras del Grupo Neoenergia: Coelba (Bahía), Celpe (Pernambuco), Cosern (Rio Grande do Norte) y Elektro Redes (São Paulo y Mato Grosso do Sul).

Además, todas las distribuidoras de la compañía presentaron un aumento en el volumen de energía distribuida en sus áreas de concesión, sobre todo como consecuencia de las temperaturas más elevadas en el primer trimestre de este año, frente al mismo período de 2018.