Iberdrola-renovables-lada

En pleno proceso de transición energética y desmantelamiento de las centrales de carbón, siguen sin llegar los “gestos mínimos” que reclaman los territorios a las eléctricas que están realizando los cierres. A propósito del cierre de la térmica de Lada, Iberdrola anuncia “a bombo y platillo”, en palabras del sindicato SOMA-FITAG-UGT, la puesta en marcha de una Plataforma de Innovación Ciudadana para incentivar el emprendimiento en Asturias. Políticos locales, empresarios del concejo de Langreo y trabajadores reclaman una “implicación de verdad”, y exigen que los “proyectos renovables” lleguen a la zona afectada por el cierre del carbón y no a otras localizaciones, en lo que consideran una maniobra de distracción.

“Si la situación no fuese tan dramática, sería para echarse a reír” comentan fuentes cercanas a los trabajadores afectados por el cierre del carbón, al tiempo que critican con dureza la medida anunciada por la eléctrica dirigida por Ignacio Sánchez Galán, que consiste en “la formación de 10 empleados de la central de Lada, para acometer la primera fase, que consistirá en recoger información sobre los principales retos y oportunidades en la región”, de esta decena de empleados, según recoge el comunicado de la compañía.

La energética habla de “una Plataforma de Innovación Ciudadana, pero no cuenta con las instituciones que hay en Asturias y que pueden aportar muchísimo si la idea es poner en valor este territorio después de 70 años de implantación de la generación térmica aquí”, comentan fuentes sindicales.

Recientemente, Iberdrola comunicaba como un gran avance tener “definidos los ejes de su contribución al desarrollo socio-económico en torno a la transición energética en Asturias”. La eléctrica se refería a cuatro ámbitos concretos de actuación: “más inversiones en renovables, apoyo a la generación de empleo a través de la generación de oportunidades y contratos a la industria local, la formación a jóvenes en sectores de futuro y el desarrollo de nuevos proyectos de innovación, como la creación de una Plataforma de Innovación Ciudadana”.

endesa-examen-as-pontes

Cuenta atrás para Endesa en As Pontes: ¿biocombustibles o cierre?

Las características técnicas de la central térmica de As Pontes la hacen única en Europa y capaz de reconvertirse en una planta...

La organización sindical tacha el anuncio de la energética vasca de “tomadura de pelo a Asturias y a los asturianos” y habla de “cortina de humo para disimular su falta de compromiso y de actuaciones concretas” tras el cierre de la central de carbón asturiana. “Iberdrola no concreta ninguna actuación para la ubicación de la térmica de Lada”, aseguran fuentes sindicales, “está construyendo parques eólicos en Asturias, en concejos del occidente asturiano, que generan muy poco empleo en comparación con el que destruye en Lada”, concluyen.

Sin finalmente no apuesta por el ‘proyecto verde’ que defienden los agentes locales para Lada y traslada sus recursos a otras comarcas, Iberdrola liderará un proyecto sin alternativa al cierre de la central de Lada que el SOMA-FITAG-UGT cuantifica en la pérdida de empleo de 95 trabajadores de Iberdrola y 55 de empresas auxiliares, a los que habría que sumar el empleo inducido del sector servicios (hostelería, transporte, suministros industriales y ofimáticos), que cifran entre 180 o 200 empleos, según el factor aplicado para el cálculo.

En el período 2018-2022, Iberdrola tiene previsto invertir más de 34.000 millones de euros, 8.000 de ellos en España, y esas inversiones deben tener su reflejo en Lada porque “los proveedores de Iberdrola serán siempre quienes mejor relación calidad precio ofrezcan, estén en el territorio que estén, y la alternativa al cierre de Lada debe ser un proyecto industrial en Lada”, explica el comunicado de la organización sindical.

“En Lada cabría perfectamente un proyecto industrial verde, porque hay terrenos, personal cualificado, acompañamiento de las instituciones y fondos de transición que se podrían aportar”, y un plan industrial de futuro, no se pude sustituir por soluciones dispersas a modo de parches, es decir, “no sirve que Iberdrola haga ciertos contratos con proveedores asturianos”. Eso está muy bien, pero no es un remedio de alcance para la zona, tal y como explicaba recientemente a MERCA2, el secretario general del Sindicato de los Obreros Mineros de Asturias (SOMA FITAG UGT), José Luis Alperi.

También en declaraciones recientes a La Nueva Españala alcaldesa de Langreo, Carmen Arbesú, se expresaba en el mismo sentido. También la primera edil ha reclamado recientemente que el plan alternativo al cierre que tenga Iberdrola revierta en el propio concejo.

“El compromiso de la empresa tiene que ser con el propio territorio, no vale que sea un compromiso con Asturias”, afirmaba Arbesú, “no puede ser que haya inversiones en otras provincias y que en Langreo, después de habernos exprimido como un limón y haber dejado todo lo malo que lleva aparejada su actividad, cojan y se vayan sin dejarnos nada a cambio”, apostillaba la dirigente local.

PROYECTOS RENOVABLES EN ASTURIAS

En paralelo, Iberdrola avanza en el desarrollo de nuevos proyectos renovables en Asturias, en concreto, de cuatro parques eólicos, de 130 MW de potencia total, con los que va a triplicar su capacidad renovable instalada en la región. La inversión destinada a estos proyectos supera los 100 millones de euros y permitirá generar empleo para unas 1.200 personas, en base a las estimaciones del PNIEC, según informa la compañía.

La práctica totalidad de los trabajos en campo y obra civil de estos proyectos se está realizando por empresas asturianas, como Hormavasa y Horvalsa, Canteras Rencanos, Deymet, Excade, Posada, Méndez y Mota, Gruas Roxu y Taxus; la promoción está siendo desarrollada por ERPASA y la fabricación de una parte de los componentes de los aerogeneradores se desarrollará en Windar (Avilés).

OPORTUNIDADES PARA LA INDUSTRIA ASTURIANA

Otra de las líneas de actuación de las que presume Iberdrola es la apertura de nuevos mercados para la industria local. Iberdrola adjudicó contratos a empresas asturianas por valor de 200 millones de euros a julio, multiplicando por cuatro la media de compras a proveedores asturianos realizada por la compañía anualmente.

En concreto la energética adelantaba la adjudicación de contratos a seis empresas asturianas (Windar, Tensa, Isotrón -Grupo Isastur-, Gonvarri Solar Steel, Asturmadi Reneergy y Asturfeito) para nuevos proyectos renovables y el despliegue de redes eléctricas inteligentes

Además, Iberdrola destaca que su contribución en Asturias pasa también por la puesta en marcha de programas formativos en energías de futuro para estudiantes de FP Dual, institutos y universidades de la región, con el objetivo convertir a las generaciones futuras en actores activos de la transición energética.

En el extremo opuesto, Alperi incide en que algunas de las iniciativas que plantea Iberdrola están enfocadas “a dar empleo para desmantelar un centro que lleva 70 años dando trabajo”, y reprocha el cortoplacismo en el planteamiento, “cuando acabe el desmantelamiento en dos o tres años en Lada, ¿qué va a quedar aquí?”, se pregunta. Pues 500.000 m2 sin uso industrial, también una subestación eléctrica y una escombrera de cenizas.