iberia

IAG transportó a casi 35 millones de pasajeros en los cuatro primeros meses del año. Esta cifra supone un incremento del 6,5%, respecto al mismo periodo del pasado año. Iberia logró un 8,1% más de viajeros, hasta 6,7 millones, según ha informado el ‘holding’ a la Comisión Nacional del Mercado de Valores. El principal motivo de estos datos positivos es el despliegue de Iberia en Lationamérica. 

El grupo aéreo, que engloba a Iberia, British Airways (BA), Vueling y Aer Lingus, elevó su demanda un 6,5% de enero a abril, tras aumentar su oferta en un 6%. El factor de ocupación fue del 81,4%, 0,5 puntos porcentuales más.

Air Europa

Iberia y Air Europa operan con “normalidad” en Venezuela tras el último apagón

A principios de esta semana, Venezuela volvió a sufrir dos nuevos apagones eléctricos tras el ocurrido hace unas semanas. En esta ocasión, las compañías...

Además de Iberia (incluyendo Iberia Express), a este incremento también contribuyeron Vueling, que registró un aumento de viajeros del 6,7% (9,35 millones), y Aer Lingus, que elevó sus pasajeros un 7,9% (3,19 millones). British Airways logró un incremento del 3,2% de pasajeros (14,47 millones) en el periodo acumulado.

En abril, IAG transportó a 9,85 millones de pasajeros, un 7,3% más con respecto al mismo mes de 2018, con un aumento del 7,7% de la demanda y del 5,8% de la oferta. La ocupación se situó en el 83,4% (1,5 pp más).

De enero a abril, Iberia incrementó un 10,5% su oferta y elevó un 11,1% su demanda, con un factor de ocupación del 85,7%, lo que supone 0,5 puntos porcentuales más. El tráfico de carga mejoró un 6,7% respecto al primer cuatrimestre de 2018.

Por su parte, Vueling aumentó su demanda un 5,9% y su oferta un 4,7% en los cuatro primeros meses del año y situó su factor de ocupación en el 83,8%, un punto porcentual más.

British Airways incrementó un 2,5% su demanda tras aplicar un aumento de capacidad del 1,6%. El tráfico de carga de la aerolínea británica cayó un 0,2%, mientras que la ocupación del pasaje fue del 80,4% (+0,7 pp).

Aer Lingus experimentó un aumento del 12,1% del tráfico de pasajeros, con una oferta un 11,5% mayor, mientras que el tráfico de carga creció un 3,8%. El coeficiente de ocupación de la aerolínea irlandesa fue del 75,5% (+0,4 pp).

Destaca también la evolución de LEVEL, la compañía de bajo coste para rutas de largo radio, que multiplicó por cinco sus pasajeros en los primeros cuatro meses del año hasta alcanzar los 441.000, tras casi triplicar su oferta y su demanda. El factor de ocupación fue del 79,7%, 8,7 puntos porcentuales menos.

LATINOAMÉRICA, LA REGIÓN DONDE MÁS CRECE CON EL DESPLIEGUE DE IBERIA

Por mercados, IAG transportó a 8,24 millones de pasajeros de su negocio doméstico (que incluye Reino Unido, España, Irlanda e Italia) hasta abril, un 6,5% más que en el mismo periodo de 2018, donde aumentó un 9,5% su tráfico y en un 6,2% su oferta. El factor de ocupación se situó en el 84,5%, 2,6 puntos porcentuales más.

El resto de rutas europeas trasladó a 17,6 millones de pasajeros (+5,6%), con un aumento del 4,5% del tráfico y del 4,5% de la capacidad ofertada. El factor de ocupación fue del 79,8%, casi invariable.

Por su parte, los pasajeros transportados en Asia-Pacífico crecieron un 7,7% hasta 785.000 los cuatro primeros meses del año. En esta región, la demanda creció un 2,6% y la capacidad ofertada fue un 3% superior.

El negocio de Norteamérica registró un crecimiento del 6,6% en el número de pasajeros, hasta alcanzar los 3,5 millones, con un crecimiento de la demanda del 6% y de la oferta del 4,5%. El factor de ocupación alcanzó el 78,7%, 1,1 puntos porcentuales más.

Por último, en la región de Latinoamérica, IAG transportó a 3,54 millones de viajeros hasta abril, un 19,6% más, con un factor de ocupación del 85,1% (-0,6 pp). La demanda creció un 2,4% y la oferta un 16,4% como consecuencia fundamentalmente del despliegue de Iberia en este mercado. Los pasajeros de en África, Oriente Medio y S. Asia aumentaron un 2,7%, hasta 2,04 millones, con un aumento de la demanda del 2,4% y un crecimiento de la oferta del 1,2%. El facto de ocupación fue del 82,5%, un punto porcentual más.