Cofundadora de HolaHome, Anna Ruíz-Pericacho

La app que gestiona los alquileres, HolaHome, ha modernizado su modelo de negocio y apuesta por la tranquilidad del casero, ofreciéndole una pre-selección de inquilinos, así como un seguro gratuito de cobro de rentas durante el primer año.

La startup ha integrado una serie de servicios online, tras digitalizar todo el proceso de gestión entre el propietario y el inquilino, lo que ha potenciado su negocio durante estas semanas de confinamiento.

Además, ha ampliado su modelo de negocio con la comercialización de inmuebles. “Lo que hemos hecho es incorporar la comercialización y cerrar el círculo con un proceso que no obliga a presencia física. Todo es digital o en remoto”, explica la cofundadora de HolaHome, Anna Ruíz-Pericacho.

La nueva plataforma de HolaHome pretende ser un punto de encuentro de inquilinos y propietarios. Para ello, el piso se comercializa a través de los principales portales inmobiliarios, e incluso realiza un filtro previo de inquilinos e inmuebles.

Se trata del ‘pre-escoring’ de candidatos, así como un seguro gratuito de cobro de impago de rentas durante el primer año. De este modo, el casero tiene asegurado percibir la cuota durante los primeros doce meses, y evita quebraderos de cabeza ante un inquilino moroso.

Tras mostrar virtualmente el inmueble, la app envía a ambas partes el contrato, que se firma digitalmente, e incluye una cláusula de “desistimiento extraordinario” por si la vivienda no responde a las expectativas.

SERVICIOS 100% ONLINE

Por otro lado, la entrega de llaves se realiza mediante un mensajero. Y, una vez establecida la relación propietario-inquilino, HolaHome ofrece su plataforma digital para cualquier comunicación con el propietario.

La startup ofrece servicios digitalizados como gestión de la fianza, inventario, lectura de servicios de agua o luz, cambio de domiciliación en los suministros, incidencias de mantenimiento, reparaciones, renovación de contrato e, incluso, el control de cobros.

En cuanto a la gestión, el coste para el inquilino es una mensualidad, con un máximo de 800 euros. Y para el propietario supondrá un coste mensual de 35 euros. A partir de ese momento, HolaHome se hará cargo de todos los servicios derivados de la relación entre el propietario e inquilino.

“Trabajamos para hacer este mercado más cómodo, seguro para ambas partes, rentable, eficaz y, sobre todo transparente. La eficacia de la solución HolaHome es equilibrada para el propietario y también para el inquilino”, asegura Ruiz-Pericacho.

PERFIL DEL PROPIETARIO

El perfil del usuario habitual de HolaHome es un propietario que cuenta con un máximo de tres inmuebles para el alquiler. Pero también existe un segmento de propietarios internacionales sin residencia en España que, a través de HolaHome, gestionan en remoto sus inmuebles.

Nacida en Barcelona, HolaHome busca ampliar su mercado al resto de España y el extranjero analizando experiencias similares desarrolladas en otros países, como ‘Goodlord‘, en Reino Unido.