Fútbol Garzón casas de apuestas

Alberto Garzón ha tenido una obsesión desde que fue designado ministro de Igualdad por Pedro Sánchez: regular la publicidad de las casas de apuestas. El programa de Unidas Podemos planteaba unas medidas drásticas que no ha podido llevar a cabo (lo hará de forma paulatina), aunque en cierto modo sí ha implantado algunas restricciones, como separar este tipo de ‘establecimientos’ de los colegios o delimitar la publicidad en televisión. Su otro gran reto ahora es eliminar otro de los grandes focos de promoción: el fútbol. Sin embargo, los clubes han ignorado por completo la inminente ley que prepara el Gobierno.

Garzón lo dejó claro desde el pasado mes de julio e incidió en ello hace solo unas semanas, tras vislumbrar como muchos equipos de Primera y Segunda División renovaban sus acuerdos con las casas de apuestas. “Es un error que tendrán que corregir. Es una temeridad y se están equivocando radicalmente y tendrán que corregirlo porque la ley es la ley y estamos ante un problema muy importante”.

El Consejo de Ministros prevé aprobar el nuevo decreto el próximo mes de octubre. El objetivo es acabar con todo rastro de las casas de apuestas en los horarios de más consumo de televisión. La publicidad quedaría reducida a una franja mínima en la madrugada (de 01:00 a 05:00 horas) y no SE permitirá a los clubes tampoco lucir nada en sus estadios.

EL PULSO DE LOS CLUBES A GARZÓN

Pese a todas las advertencias, esta misma semana clubes como el Sporting se han comprometido con este tipo de entidades. LaLiga arranca este fin de semana (finalmente el sábado) y un total de once de los veinte equipos lucirán en su indumentaria el nombre o el logo de alguna casa de apuestas. Eso sin contabilizar aquellos clubes que, de una forma u otra, contemplan algún tipo de patrocinio con estas empresas aunque la promoción no esté incluida en las camisetas, que básicamente  son todos a excepción de la Real Sociedad, cuyos socios así lo decidieron tras ser consultados.

El pulso de los clubes, por tanto, sigue adelante. La gran mayoría de la mano de Betway como patrocinador principal. El Betis y el Espanyol han firmado su acuerdo recientemente, pero además esta casa de apuestas cuenta con Alavés, Levante y Leganés, y con el Celta, donde la publicidad figura en el estadio y no en la indumentaria. Winamax (Granada), Marathonbet (Sevilla y Girona) y Bwin (Valencia) son las otras casas de apuestas que tienen un fuerte compromiso con los equipos de LaLiga. Solo el Osasuna (ha dejado atrás a Kirolbet) parece recular.

AGUJERO ECONÓMICO A LA VISTA

Aunque por el momento traten de obviarlo, las palabras de Alberto Garzón no dejan lugar a dudas: la ley saldrá adelante y los equipos tendrán que recular. Y esta marcha atrás va a coincidir con los estragos económicos que ha ocasionado la pandemia a nivel mundial, y de los cuales no ha salido indemne el fútbol. Que se haya retomado la competición supone un alivio en cuanto a los derechos televisivos, pero no hay que olvidar que Real Madrid o Barcelona dejan de ganar en torno a cinco millones de euros en cada partido a puerta cerrada.

Los clubes más modestos sufren las consecuencias del covid-19 con más dureza y decir adiós a las casas de apuestas puede generar un agujero económico importante. Sin ir más lejos, la Real Sociedad en su día desveló que tenía ofertas de hasta dos millones de euros de casas de apuestas. El Real Madrid y el Barcelona, aún sin hacer señas en su indumentaria, se embolsan más de cinco millones de euros gracias a Codere y 1XBET.

La debilidad de la LaLiga a nivel económico se ha hecho notar estos meses. Por el coronavirus, o no, lo cierto es que equipos ingleses recién ascendidos como el Leeds se permiten el lujo de desembolsar hasta 30 M€, mientras conjuntos españoles clasifiados para Europa no gastan sin antes vender. Los equipos de la zona baja-media son los que más se han subido al carro de las casas de apuestas como patrocinador principal y ese rango de 1-3 millones de euros que perciben es, en estos momentos, un respaldo importante que tendrán que recabar en otro sitio. Lo único que han hecho hasta la fecha los clubes es retrasar un problema. Garzón, más tarde o más temprano cumplirá su amenaza.

Comentarios de Facebook