Fiat Chrysler

La posible fusión de los grupos Fiat Chrysler Automobiles (FCA) y Renault ha movido los cimientos del sector. La empresa resultante sería el tercer mayor fabricante mundial (tras Toyota y Volkswagen) y tendría una capitalización bursátil superior a los 30.000 millones de euros.

Fiat Chrysler Automobiles ha entregado este lunes una carta no vinculante a la junta del grupo Renault en la que ha propuesto una combinación de sus respectivos negocios como una fusión 50/50. Esta iniciativa ha llegado como respuesta a las conversaciones iniciales entre las dos compañías para “identificar los productos y las geografías donde podrían colaborar, particularmente a medida que desarrollan y comercializan nuevas tecnologías”, ha apuntado en un comunicado del grupo italoestadounidense. La hipotética operación se vería reforzada por “la necesidad de tomar decisiones audaces para capturar a escala las oportunidades creadas por la transformación de la industria automotriz en áreas como conectividad, electrificación y conducción autónoma”. En el fondo, es un unir fuerzas o morir en su camino por la adaptación de la industria al futuro de los motores alternativos y vehículos autónomos.

La combinación propuesta crearía un fabricante de automóviles global, con un volumen combinado de ventas en torno a los 8,7 millones de vehículos anualmente. Sería líder mundial en tecnologías EV, marcas premium, SUV, camionetas pickup y vehículos comerciales ligeros. Además, tendría una presencia global más amplia y más equilibrada que cualquiera de las compañías de manera independiente.

Audi

Los sueños ECO (casi imposibles) de Audi para 2025

El fabricante alemán Audi se ha marcado el ambicioso objetivo de que el 40% de sus matriculaciones en todo el mundo para 2025 sean...

Los beneficios derivados de la combinación de los dos negocios serían compartidos, 50% por los actuales accionistas de FCA y 50% por los actuales accionistas de Groupe Renault. Antes de cerrar la transacción, para mitigar la disparidad en los valores del mercado de renta variable, los accionistas de FCA también recibirían en proporción de su participación un dividendo de 2.500 millones de euros.

Según los términos de la propuesta, los accionistas de cada compañía recibirían una participación de capital equivalente en la compañía combinada. La combinación se llevaría a cabo como una transacción de fusión bajo una empresa matriz con sede en Holanda. La junta de la nueva entidad estaría inicialmente compuesta por once miembros, la mayoría de ellos independientes y con una representación igualitaria de cuatro miembros, tanto para la FCA como para el Grupo Renault, así como un portavoz de Nissan. La empresa matriz cotizaría en la Borsa italiana (Milán), Euronext (París) y la Bolsa de Nueva York.

La dirección de FCA ha mostrado en la propuesto su firme creencia en que “esta combinación tendría la escala, experiencia y recursos para navegar por la industria del automóvil que tan rápidamente está cambiando, y crearía nuevas oportunidades tanto para los empleados de ambas compañías como para otros actores clave”. La nota de FCA ha dejado claro que no se cerrarían plantas como resultado de la fusión. Eso sí, ha calculado que las sinergias anuales aumentarían en más de 5.000 millones de euros con respecto a las actuales de la alianza Renault-Nissan-Mitsubishi.

Por su parte, el Consejo de Administración de Renault se ha reunido este lunes para examinar la propuesta recibida de FCA. “Después de una cuidadosa revisión de los términos de la propuesta amistosa de FCA, la junta directiva ha decidido estudiar con interés la oportunidad de una combinación de negocios de este tipo, reconfortando la huella de fabricación de Groupe Renault y creando un valor adicional para la alianza”, ha contestado el grupo francés a través de un comunicado.

Para concluir, el fabricante galo ha informado que “se publicará una nueva comunicación a su debido tiempo para informar al mercado de los resultados de estas discusiones, de acuerdo con las leyes y regulaciones aplicables”.

LOS FONDOS GANAN MÁS DE 40 MILLONES EN UN PAR DE HORAS

Los fondos españoles han hecho su particular agosto con Renault tras embolsarse un beneficio de más de 40 millones de euros (aunque son ganancias latentes) gracias al fuerte repunte del fabricante francés en bolsa provocado por la noticia. Ha cerrado este lunes con una subida del 12,09% en la Bolsa de París, mientras que el grupo italoestadounidense Fiat Chrysler Automobiles (FCA) ha repuntado un 7,98% en la Bolsa de Milán después de haber confirmado que se encuentran inmersos en el análisis de una posible fusión.

Las confirmaciones de las compañías han ayudado al valor a recuperar parte de lo que Renault  llevaba perdido en lo que iba de año, era una de las peores, y da aire a muchos de los gurús de la inversión que habían apostado por ella.

La firma francesa es uno de los valores extranjeros preferidos por los vehículos de inversión españoles, ya que acumulan hasta 343,16 millones de euros de su capital. La cifra supone cuatro veces más de lo que mantienen en BMW y hasta 10 veces más de su inversión en el otro gran fabricante francés, Peugeot. Por lo que su fuerte incremento, e incluso una posterior operación corporativa, va a beneficiarles con fuerza.

Entre los fondos que más se han beneficiado del subidón de Renault se sitúan los gestionados por Francisco García Paramés, el gestor que se convirtió en referencia para el sector tras sus muchos años en Bestinver. En concreto, tres de sus productos están entre los diez que más porcentaje de acciones mantienen en su cartera: Cobas Grandes Compañías (5,96%), Cobas Internacional (5,12%) y Cobas Selección (3,62%).

CITI PREFIERE UNA ALIANZA SÓLIDA

El banco norteamericano Citi ha indicado sobre este movimiento que prefiere “alianzas sólidas sobre fusiones complicadas”. Para la entidad financiera, la alianza con Nissan aporta al grupo automotriz acceso a ahorros notables, que no aumentarán sustancialmente en una posible fusión. Además, ha añadido el banco, incluir Fiat en el trío Renault / Nissan / Mitsubishi traería una escala considerable, y si se puede hacer sin “complicadas participaciones cruzadas”, las ganancias deberían aumentar.

Daimler Ambition2039

Daimler presenta el plan estratégico “Ambition2039” y su nueva estructura

El futuro presidente del Consejo de Administración de Daimler, Ola Källenius, ha presentado los objetivos para la división de automóviles bajo el lema “Ambition2039”...

En cuanto al devenir del sector, Citi ha comunicado que considera que la consolidación es inevitable, pero encuentra esta combinación “desconcertante”, ya que Peugeot parecía un contendiente más probable para un acuerdo de Fiat. No obstante, ha señalado que cualquier acuerdo puede enfrentar obstáculos regulatorios.

NISSAN, EL TERCERO EN DISCORDIA EN LA FUSIÓN FIAT-RENAULT

La posible vinculación de Renault con Fiat Chrysler, a través de una fusión o sociedad, señala que el fabricante de automóviles francés está comprometido en expandir y solidificar su alianza con Nissan, según los analistas de Bloomberg. Sin embargo, también apuntan que esta medida podría llevar al grupo nipón a distanciarse para mantener la autonomía de gestión, lo que provocaría una reducción en las sinergias.

Nissan Motor se encuentra en un momento muy complicado de su relación con Renault, en gran medida por el caso Ghosn. La destitución en enero del expresidente y CEO del grupo francés tras su arresto en Japón ha tensado al máximo la alianza entre los dos gigantes automovilísticos.

El potencial rechazo de Nissan a la propuesta de fusión de Renault podría dar otro golpe a su ya de por sí castigada alianza, que se ha centrado en reducir costes, y podría obstaculizar el empuje de la electrificación del fabricante de automóviles japonés, según el último informe de Bloomberg. La creciente tensión se produce cuando Nissan se enfrenta a innumerables desafíos, ya que los envíos mundiales de automóviles disminuyen, especialmente en Estados Unidos, a pesar de su esfuerzo en reducir los inventarios de automóviles en los últimos trimestres.

Con información de Pedro Ruiz