Huawei Europa red 5G

La tecnológica china no se muestra pesimista sobre el año nuevo, aunque las restricciones de la Administración Trump a la firma hayan marcado su 2019. Aunque Huawei no se ha dejado intimidar, no está exento de dificultades en el frente, con el fin de su protagonismo en las nuevas redes 5G europeas, después de que empresas como Telefónica le hayan sacado del núcleo de su infraestructura de 5G, y la creación de un sistema operativo propio, HarmonyOS, que le libre de la dependencia de Android (desarrollado por Google).

El fabricante chino mantiene esperanzas en Europa, que titubea a la hora de apoyar a Estados Unidos en el bloqueo. Son muchas las firmas europeas, como Telefónica u Orange, que niegan que los móviles de Huawei tengan ‘puertas traseras’ que sirvan a China para espiar a ciudadanos occidentales, principal argumento que usa EEUU en su guerra con la firma.

No obstante, y pese a que Huawei es considerada la compañía más capacitada para desplegar la tecnología 5G en Europa, países como España, Alemania o Francia van a hacer mano de ella ‘a medias’. Este es el caso de la española Telefónica, que ha decidido quitarle de las manos a Huawei el control de su nuevo núcleo de 5G, para, en su lugar, contratar los servicios de Ericsson y Nokia. Estas dos marcas son ya tradicionales en este sector en Europa, pero a diferencia de Huawei, necesitarían más tiempo para alcanzar los avances tecnológicos necesarios.

HUAWEI, EXCLUIDO DE LOS NÚCLEOS 5G

Telefónica dejará por tanto de confiar su núcleo de red solo a un fabricante, como había hecho hasta ahora y con Huawei, tanto en España como en Alemania para la red 4G. La teleco justifica su decisión alegando que dividir el control de su red entre varios proveedores aportará más garantías de seguridad, como recoge El Español. Aunque Telefónica no incluirá tecnología de Huawei en sus núcleos, sí que comprará a Huawei radios y antenas del resto de la nueva red.

Enrique Blanco, jefe de tecnología de Telefónica, niega que esta decisión tenga que ver con la situación en Estados Unidos o con fallas de seguridad, pero contrasta con la perspectiva de la empresa de hace tan solo unas semanas, cuando sí planeaban mantener a Huawei en su núcleo. Algo parecido ha ocurrido con Telenor, firma noruega que también retirará a Huawei de su núcleo, para dárselo a Ericsson y Nokia. Seguirán trabajando con Huawei, aun así, para otros aspectos técnicos.

Por otro lado, la filial de Telefónica en Alemania, donde la teleco encuentra su tercer mercado más importante, sí que planea incluir a Huawei en el 5G junto con Nokia, de nuevo para evitar que la firma china controle el total de la red. Igualmente, tanto Telefónica Alemania como Deutsche Telekom tendrán que esperar, ya que el gobierno de Merkel ha retrasado la decisión sobre si se restringe totalmente a Huawei en Alemania, según Reuters.

EUROPA NO ENCUENTRA ‘PUERTAS TRASERAS’

En territorio nacional, Telefónica ha señalado: “No tenemos evidencias de puertas traseras (…) monitoreamos todos los días” en referencia a estas trampas de software que servirían, según alerta Estados Unidos, para espionajes del gobierno chino. El presidente ejecutivo de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ya afirmó el pasado verano que “ningún operador que use equipos de Huawei ha reportado nada al respecto”. Otras empresas europeas, por su lado, tampoco han declarado haber comprobado la existencia de brechas de seguridad en los dispositivos Huawei.

El director general de la francesa Orange, Stéphane Richard, llegó a decir el pasado 18 de diciembre que “el mito de: tengo una antena hecha en China, así que debe de tener un micrófono que permita que todas mis conversaciones sean escuchadas por el Partido Comunista Chino, es un completo sinsentido”, como recoge Reuters.

Algo similar declaró el pasado 11 de diciembre el CEO de Vodafone, Nick Read, que cree que Europa poniendo trabas a Huawei acabará por perjudicarse a sí misma. “Necesitamos pensar en mayor diversidad, en lugar de limitar las opciones”, avisó Read, abogando por una perspectiva “agnóstica” respecto a la elección de vendedores. Reino Unido se encuentra también estudiando el papel que tendrá Huawei en la infraestructura 5G.

Huawei parece tener claro que no puede permitirse perder la confianza de Europa. En este contexto, se conoció hace pocos días a través de Liang Hua, el presidente de Huawei, que la marca se está planteando abrir una fábrica de componentes 5G en Europa, la que sería su primera fábrica fuera de China.

El hecho de que la firma esté estudiando esta opción, como indica El Español, muestra que Huawei busca garantizar a ojos de occidente la seguridad de sus sistemas, ya que una planta adaptada a las regulaciones europeas serviría de coartada perfecta.

Además, se enmarcaría en el plan de la firma de independencia de componentes fabricados en Norteamérica, algo que ya han conseguido según su CEO en España: “En la actualidad (los móviles Huawei) dependen en un 0% de componentes fabricados Estados Unidos”.

DEPENDIENTES DE ANDROID

El bloqueo estadounidense ha obligado a Huawei a eliminar de sus nuevos móviles las aplicaciones preinstaladas de Google básicas en cualquier dispositivo que use Android. Ante esto, Huawei trabaja en la creación de su propio sistema operativo, llamado HarmonyOS, para conseguir la independencia del de Google.

Sin embargo, a la dificultad de desarrollar un sistema como este se le suma la complejidad de convencer a los usuarios de pasarse de un sistema a otro. “No sabemos aún cuándo estará disponible nuestro sistema operativo para los nuevos dispositivos” indicó el CEO en España y Portugal, Tony Jin Yong.

“Actualmente en Europa no tenemos alternativa” seguía diciendo Jin Yong en una entrevista con ABC, refiriéndose a que, de momento, no les queda otra que seguir usando la versión libre de Android sin las aplicaciones de Google. Un sistema propio para sus smartphones aún puede tardar años.

VODAFONE, APOYO DE HUAWEI EN ESPAÑA

Junto a Telefónica, Vodafone se sitúa como uno de los pilares fundamentales de la firma en España, ya que la operadora británica presume de ser la primera en traer el 5G a nuestro país en alianza con Huawei. Es el caso del ‘Proyecto Piloto 5G Andalucía’ fomentado por el Ministerio de Economía y Empresa a través de Red.es, y del plan piloto en Galicia, en el que no participa Vodafone pero sí Huawei.

No obstante, António Coimbra señaló el pasado mes que, en vista de las dificultades de Huawei tras las acusaciones del gobierno estadounidense, habían decidido adoptar “criterios de prudencia empresarial” y pausar la implementación de nuevas infraestructuras con tecnología de la firma. Vodafone ha optado por incluir a Ericsson en el juego para seguir haciendo crecer su 5G en España.

Ciertamente, el fundador de Huawei, Ren Zhengfei, guarda cariño hacia nuestro país: “España ha comprado mucho a Huawei de sus equipos 5G” dijo durante una entrevista el pasado 10 de diciembre. “Tendrá nuestro total respaldo para el despliegue del 5G” siguió. Decisiones como la de Telefónica o un parón a manos de Vodafone afectarán sin duda al fabricante chino, dado que España podía ser fácilmente un punto estratégico en Europa.