chinos

Desde hace algún tiempo, existe una gran obsesión en España por atraer a turistas chinos. Se trata de un perfil de viajero de calidad. Viajan con la cartera llena y dispuestos a gastar mucho dinero en los destinos que frecuentan. De esto sabe mucho El Corte Inglés en nuestro país, que lleva años adelantándose al resto a la hora de atraer a este tipo de turistas a sus centros más icónicos de ciudades como Madrid y Barcelona.

Solo en España, cada turista chino gastó 2.563 euros de media en un viaje de nueve días durante 2018, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). Su gasto diario fue de 273 euros. Si tenemos en cuenta que el gasto medio de un turista cualquiera en España se situó en 1.086 euros en 2018, el potencial del negocio chino es obvio ya que estos asiáticos multiplican por 2,3 veces lo que gasta cualquier otro visitante. Junto a los chinos, los japoneses también son de los turistas que más gastaron en nuestro país, con una media de 2.161 euros en 2018.

Gasto de los turistas chinos en España en 2018, según el INE.

Lo realmente positivo es que la imagen de autobuses descargando legiones de turistas chinos en centros comerciales de París también se ha trasladado a España; al menos en los lugares donde hay un Corte Inglés (por delante de zonas comerciales como el Barrio de Salamanca). El de Castellana, ubicado el corazón del distrito financiero de Azca, es un ejemplo de ello.

El buque insignia de la compañía se estructura en dos grandes edificios con la famosa Torre de Titanio que cuentan con cientos de metros cuadrados donde tienen presencia muchas marcas de lujo. Louis Vuitton, Lotus, Lacoste, Tous, Yves Saint Laurent, Swarovski o Jaguar son solo algunas de los cientos de marcas de lujo que se dan cita en los pasillos de El Corte Inglés de Castellana. 

Se desconoce la cifra que factura El Corte Inglés con los turistas chinos; aunque sí se sabe que recibe 150.000 visitantes de China cada año, una cifra que seguirá creciendo junto con la cantidad de vuelos directos entre España y China continental, según publicó el medio chino ‘Jing Daily’ tras entrevistar a Javier Fernández Andrino, director de Marketing Internacional y Estrategia de Lujo de la compañía española.

En Corte Inglés lleva años atrayendo a los turistas chinos que vienen a España por su alto nivel adquisitivo

Las facilidades en la recuperación del IVA, la oferta de marcas internacionales y los productos españoles son solo algunos de los requisitos que atraen a este tipo de usuarios. El Corte Inglés realiza a los turistas no residentes en España una promoción especial por la el 10% del importe acumulado de todas sus compras durante su estancia cinco días, podrán utilizarlo para nuevas compras.

Además, ofrecen servicios como compradores personales y compras con manos libres. Además, los grandes almacenes también se han molestado en incluir a un trabajador que hable chino en algunos de sus centros, como en el de Castellana o el de Diagonal en Barcelona. “Entre los productos que más interés despiertan entre los asiáticos figuran accesorios, relojería y joyería, así como cosméticos y perfumería“, aseguran desde la compañía.

Consciente del potencial del turista chino, El Corte Inglés es una de las empresas integrantes de The Shopping & Quality Tourism Institute, organización desde la que se promueve el turismo de compras en este tipo de viajeros. En su último informe, presentó un plan cuyo objetivo era incrementar la llegada de visitantes extracomunitarios y generar 20.000 millones de euros más cada año.

Además, en noviembre El Corte Inglés estrechó aun más sus lazos con China al llegar a un acuerdo con Alibaba a través de cual los grandes almacenes se darán a conocer en el exterior, especialmente entre la comunidad china. El Corte Inglés tendrá la oportunidad de aprovechar las plataformas B2C de Alibaba, incluyendo Tmall y AliExpress, con el fin de ofrecer a los usuarios de Alibaba en China y en el resto del mundo sus marcas y productos, incluidas las marcas propias de El Corte Inglés.

EL GOBIERNO QUIERE AGILIZAR VISADOS

En 2018 un total de 149,7 millones de chinos viajaron al extranjero frente a los 10 millones que salieron de su país en el año 2000. A España solo llegaron 649.000 turistas chinos el pasado año. Una cifra muy baja teniendo en cuenta los 83 millones de viajeros que nos visitaron el pasado año. De ahí el interés en mejorar las vías de entrada de estos turistas y fomentar el turismo de compras.

DIA

Desbandada en DIA: sus empleados buscan trabajo en Mercadona

La llegada de Mikhail Fridman a DIA ha supuesto todo un revuelo. No solo en la estrategia puramente empresarial de DIA, sino en...

Una de las mayores trabas para que el turista chino visite nuestro país son los visados. De media, el tiempo general del proceso para un visado de turista de España para un ciudadano chino en China es de 10-15 días hábiles aproximadamente, según la empresa de gestión de visados CAP 270 es del grupo de CIBT. El Gobierno asegura que es menor, pero evita dar el dato concreto.

“Si comparamos el tiempo de procesamiento de la visa de turista en otros países, desde China, creemos que el tiempo de procesamiento para las solicitudes de visado de turista en España lleva más tiempo que muchos países, especialmente en comparación con los países asiáticos”, aseguran desde CIBT. No obstante, el Ministerio de Exteriores ya se ha puesto manos a la obra para añadir una nueva oficina de visados que se sume a las cuatro que ya existen en el país.

El Gobierno también anunció una batería de medidas que pretende poner en marcha. Entre ellas, destaca la eliminación del importe mínimo de compra necesario (90 euros) para que los turistas de fuera de la UE soliciten la devolución del IVA. Esta política ayudará también a superar la estacionalidad de la demanda, que viene mayoritariamente en verano, e impulsar el turismo de compras. Por otro lado, potenciar las rutas aéreas directas entre España y China también está en la agenda.