LetsPicYou Photo

Soplan nuevos vientos en España, o al menos parece que se está formando una brisa que promete con convertirse en un vendaval dentro de unos años. Y es que, tan solo hace una década la situación del emprendimiento parecía apagada y lejos de grandes países en este sentido, como Estados Unidos.

Pero, como ya se anunciaba en el primer párrafo, la situación parece cambiar y para muestra un botón. Un claro ejemplo de esta nueva tendencia es Carlos Cubero, estudiante de ingeniería y amante del esquí que durante toda su vida ha tenido claro un objetivo: emprender. Por ello, se decidió a fundar hace aproximadamente un año -en febrero de 2016- esquiaconmigo.com, un portal que porta como estandarte la bandera de la comodidad para todos los amantes de este deporte.

“Nosotros lo que queremos ofrecer es comodidad a los clientes, va un monitor contigo cuando lo necesites y evitamos las colas y las esperas a la hora de llegar a las pistas, por ejemplo, para tomar el forfait. “, confirma el propio fundador, que asistió al programa yuzz de la Universidad de Córdoba para hacer realidad su idea.

 

En cualquier caso, Cubero ha salido a la palestra de la actualidad esta semana, durante la octava edición del Salón Mi Empresa de Madrid. En este evento se reúnen jóvenes emprendedores con otras notables autoridades del ecosistema empresarial español, junto a algunas personalidades políticas. Llegó a acudir la alcaldesa de la capital, Manuela Carmena.

Pero poniéndonos en situación, durante la celebración del mismo, tuvo lugar una charla en la que supuestamente se daban distintos consejos para que los jóvenes emprendedores, con bajo presupuesto, pudieran publicitarse con medios lowcosts, y así ganar visibilidad. En el lado de los ponentes se encontraban varios representantes de la start up española por excelencia, Wallapop, hablando de la importancia de los anuncios de televisión; al otro, el fundador del portal para reservar escapadas a Sierra Nevada -que no daba crédito-. 

“Entiendo que compañías como Wallapop se publicite en la televisión. El problema es que este martes íbamos a que nos hablaran de financiación para jóvenes emprendedores con pocos recursos y me encontré con esto”, confirma Cubero, quien puso en duda con su pregunta la eficacia de los consejos para el público que allí se reunía, ávidos de nuevas ideas.

Wallapop no se vende: “¡Estamos hartos de estas mierdas!”

Para este emprendedor andaluz, los nuevos proyectos tienen muy difícil lograr la visibilidad que necesitan: “Hay que estar todo el día machacando a través de las redes sociales“, confiesa en este sentido.

Crear comunidad, ese es el objetivo. Esa nueva forma de relacionarse que tienen las empresas con su público objetivo y esa estrategia que sigue Cubero para su portal web. De hecho, admite que en este sentido está más preocupado en crear contenido que en promocionar anuncios a través de estos perfiles.

Pero no es el único camino que han recorrido los pasos dados por la estrategia de comunicación de esquiaconmigo.com. De hecho, en sus meses de existencia, cabe recordar que ha lanzado dos campañas en Facebook por 25 euros cada una. 

Dos anuncios, de 25 euros cada uno, en Facebook le reportaron más de 19.000 visitas

La repercusión fue de 19.000 personas, lo que se puede traducir en los entre 7.000 y 8.000 euros facturados hasta ahora por el portal”, asegura el joven emprendedor en este sentido, que por otro lado pone en valor la capacidad de segmentanción que ofrecen estas herramientas.

Puedes llegar a un público realmente interesado en estos temas, considero que es muy eficaz. Más que cualquier medio tradicional”, confirma en este sentido a la vez que desestima otros métodos como el reparto de carteles.

Problemas para los jóvenes emprendedores

En cualquier caso, este tipo de publicidad lowcost viene a confirmar que los recursos para los jóvenes con proyectos novedosos, y que buscan desarrollar su actividad empresarial a través de empresas propias, son muy limitados.

La financiación a través de bancos o líneas de financiación blanda es imposible, por lo menos para proyectos como el mío. No hablo de las grandes ideas que revolucionen un sector”, confirma Cubero.

El emprendedor da con su declaración fuerza a las consignas de las que se quejan muchos jóvenes emprendedores en nuestro país: “Al final tienes que hacer uso del dinero que te aportan tus círculos más cercanos -familia y amigos-. A mí no me cedieron ninguna cantidad en este sentido, pero he conseguido que me cedan una infraestructura, que también es importante”.

“Es muy difícil acceder al crédito en las primeras fases de un proyecto para una buena parte de las nuevas ideas”

De hecho, su equipo se forma en la actualidad por el mismo, como trabajador en nómina; aunque es cierto que cuenta con un par de colaboradores y una serie de socios claves que le han servido para conformar la estructura de su negocio.

No le costó, por otro lado, encontrar a estos aliados claves para su negocio, ya que es un claro conocedor del sector: “Conocía a varias personas, al ser un asiduo usuario de estas pistas, pero tampoco creo que me hubiera costado sentarme con ellos a tomar un café y hablar sobre la propuesta. Se trata de traer más volumen de negocio”.

10 emprendedores que hicieron historia, ¿Seguirás sus pasos?

En definitiva, el texto comenzaba hablando de vientos de cambio, pero son realmente fuertes, parece que la respuesta es no. Todavía es difícil sacar adelante una idea nueva en nuestro país o intentarlo por cuenta propia y coincide en este punto este joven:”Es difícil que la sociedad acepte que estés montando algo por tu cuenta. Todo está cambiando, pero sigue siendo un hándicap“.