La Reina Letizia también es humana y tiene derecho a cometer errores, pero claro, no es lo mismo cometer un error siendo la reina de España que siendo un ciudadano más, el primer caso tendrá más repercusión que el segundo, claramente. Además, tenemos que admitir que nuestra reina es un poco soberbia y que tiene un carácter difícil de aguantar, por lo que este tipo de situaciones no son nada favorables para ella.

A continuación vamos a conocer las veces que Letizia demostró su lado más cruel en público y que le hacen tener tan mala fama.

Su famoso “Déjame terminar”

Fue el primer error que cometió Doña Letizia y el más recordado, sin ninguna duda. Ocurrió durante la presentación oficial del compromiso matrimonial con el que era el Príncipe de Asturias. Letizia estaba hablando con los medios sobre el cambio que había dado su vida y cómo había decidido dejar su trabajo en la Televisión Española. Don Felipe la interrumpió para aclarar algo y ella le espetó el famoso “Déjame terminar“. Eso sí, con una gran sonrisa.

Este desliz de la ahora Reina de España es el que más se le ha criticado ya que acababa de llegar a la Familia Real y ya se le veía haciéndole desplantes al futuro rey Felipe VI. Se lo tomaron a risa, aunque no sabemos si en la intimidad le caería una bronca por parte de su suegro al que no adora.