Linea textil Carrefour y Lidl

Un plan de negocio basado en la omnicanalidad, el ahorro de costes y los formatos de proximidad. Esa es receta de Carrefour en España para redirigir la estrategia de la compañía. De momento, los resultados le sonríen. El grupo francés ha aumentado ligeramente (un 1,5%) sus ventas en España durante el tercer trimestre de 2019, algo que no sucedía desde hace más de dos años.

En concreto, Carrefour ha situado sus ganancias por ventas en 2.512 millones de euros, según ha informado este martes la compañía. “En España, uno de los mercados clave de Carrefour, el trimestre estuvo marcado por la vuelta al crecimiento de las ventas comparables por primera vez desde 2017”, afirmó recientemente la empresa.

Heineken huelga España

Semana negra para Heineken: huelgas y empeora sus previsiones de futuro

Heineken no atraviesa su mejor momento. La compañía cervecera ha moderado su pronóstico de beneficio neto para 2019 debido a la volatilidad...

Datos especialmente positivos teniendo en cuenta que, en nuestro país, Carrefour cerró con una caída del 2% de sus ventas en 2018, hasta los 9.682 millones de euros. Cifra ligeramente inferior a la caída del 2,8% de su facturación a nivel mundial. “En España, donde el entorno sigue siendo competitivo en medio de un menor consumo en el cuarto trimestre. Los equipos están acelerando la implementación de las iniciativas del plan Carrefour 2022, incluido el fortalecimiento de marcas digitales, frescas, orgánicas y de marca propia”.

NUEVOS FORMATOS

La firma también ha destacado que en el tercer trimestre mostró “dinamismo” en todos los formatos, incluyendo en las ventas online de alimentos y productos frescos, que registraron un “crecimiento sólido”.

Y es aquí precisamente donde está la clave. Hace meses, tras reconocer algunos de sus errores del pasado, han reformulado algunas líneas estratégicas para no obsesionarse. Las posibilidades infinitas del ecommerce convierten este desafío en algo complicado y más teniendo en cuenta que la compañía francesa tiene dos millones de referencias en el online.

Toda esta estrategia se asienta sobre un acuerdo histórico firmado entre Carrefour y Google el pasado año y que se desarrolla desde este año en base a tres ejes: la inclusión de la oferta de Carrefour en el ecosistema de Google, la creación de un laboratorio de innovación compartido por ambas compañías y la aceleración de la digitalización de la enseña. Para apoyar la compra online, la cadena tiene 50 puntos Click & Collect, desde donde entregan las compras en menos de dos horas.

Hace dos años, el grupo Carrefour presentó el plan de transformación ‘Carrefour 2022’ con el que pretende ahorrar 2.000 millones de euros anuales y simplificar su estructura. Su objetivo es conseguir 5.000 millones de facturación en el ecommerce y acaparar el 20% de cuota de mercado.

Por otro lado, Carrefour tira de su versión low cost en España. La compañía confía en Supeco. Se trata de una especie de cash & carry desconocido en algunas partes del país, excepto Madrid y Andalucía, donde aglutina la mayor parte de tiendas. Sus precios baratos atraen a buena parte de compradores; sin embargo, su matriz (Grupo Supeco Maxor) se hunde cada vez más en sus números rojos.