Ninetonineworld

Aprender un segundo idioma es hoy imprescindible. Sin duda es un plus a la hora de optar a un puesto de trabajo. Hablarlo a la perfección, además de resultar llamativo en el currículum,  implica el conocimiento de la cultura del país, por eso, los veranos en Reino Unido, Francia o Estados Unidos están a la orden del día. Y esta tendencia, caldo de cultivo para nuevas empresas, sigue al alza.

La oferta de actividades para el verano de los niños es abrumadora. Desde los campamentos tradicionales hasta academias o escuelas fuera de España. Pero lo realmente exclusivo, y demandado por los padres, está en complementar los campamentos con la educación propia del país. De esta manera la experiencia inmersiva es completa. La diferenciación es un factor necesario con el que las empresas del sector deben contar para ganar en competitividad.

En cuanto a destinos, Reino Unido es uno de los preferidos por España. En 2018 aumentó el número de niños españoles en internados privados en Reino Unido. El número se sitúa en 1.430, con un ascenso del 13%, respecto al año anterior, según datos del Independent Schools Council.  Unos datos que nos sitúan en la sexta posición del mercado internacional. Países como China, Alemania o Rusia están por delante de España en el ranking mundial.

Ahora Vuelvo Mamá

Así es la startup que hace negocio con viajes de ida-vuelta en un día

Ir al cine, al spa, de concierto o pasar el día en alguna ciudad europea. Cualquiera de estas alternativas es posible. La startup Ahora...

El prestigio de la educación inglesa, sinónimo del saber estar, los buenos modales y la exquisitez, atrae a muchos padres que buscan que sus hijos vivan la experiencia que ofrece un internado británico. Por ello, empresas como  Ninetonineworld especializada en transmitir la cultura inglesa a la par que el aprendizaje del idioma, ofrecen campamentos en colegios ubicados en la campiña inglesa. Sus fundadoras, Sacha Bancroft Cooke y María de Ascanio, defienden una formación continuada de todo lo relativo al idioma, incluyendo cultura, costumbres.

LA EDUCACIÓN BRITÁNICA  MANTIENE SU PRESTIGIO

En el caso de Ninetonineworld la oferta para vivir la educación británica es muy amplia y está organizada en tres niveles. Una experiencia muy útil que permite desde los primeros años hasta la edad universitaria fomentar la asimilación de la cultura del país, y  por tanto, el aprendizaje del idioma.

La figura de au pair se percibe como algo positivo para la educación de los niños. Con esta alternativa, ofrecida por Ninetonineworld, se consigue que el niño esté al cuidado de una persona nativa sin salir de su casa y por lo tanto, inmerso en la cultura británica desde la infancia.

Otra de las posibilidades que ofrecen está destinada a las niñas. Se trata de Country House Camp, que reúne a niñas de diversas nacionalidades, algo que resulta útil para el desarrollo de habilidades lingüísticas a la par que realizan actividades propias de campamento.

Las otras dos experiencias requieren un grado más alto de compromiso, y podrían considerarse una continuación de la otra. “La experiencia nos dice que cursar un verano en el Reino Unido es fundamental para la integración posterior de esos mismos niños en un internado (Boarding School) bien por un trimestre o un año académico”, apuntan desde Ninetoninewolrd.

El “plato fuerte” sin duda, está en la estancia durante el periodo escolar en internados ubicados en la campiña inglesa. Lo más positivo de esta alternativa pasa porque está demostrado que la convivencia con niños nativos durante un trimestre o año académico en un internado inglés supone una inmersión total en la cultura inglesa y un excelente aprendizaje del idioma.