Mapfre
Antonio Huertas, presidente de Mapfre

AXA quiere seguir siendo el rey del mercado europeo. La francesa repitió en 2019 como el mayor grupo asegurador de Europa por volumen de primas y sus ingresos alcanzaron los 99.852 millones de euros, con un crecimiento del 3,7% respecto al año anterior.

Estos datos que recoge Mapfre Economics, reflejan que el objetivo de la compañía era seguir creciendo este 2020, pero la pandemia del covid-19 ha transformado todas las previsiones sobre la evolución de la industria aseguradora y en estos momentos, es difícil evaluar el efecto que la crisis tendrá sobre los resultados anuales.

Sin embargo, AXA ha avanzado una estimación. Las reclamaciones relacionadas con el coronavirus en las ganancias subyacentes suponen un coste total de 1.200 millones en Property & Casualty, y no observa ninguna desviación en las reclamaciones de Vida y Salud.

La alemana Allianz, que se colocó como la segunda mayor aseguradora en Europa a cierre del pasado ejercicio al elevar sus ingresos hasta 82.919 millones de euros en primas, no se ha mostrado tan optimista pues piensa que no podrá alcanzar el rango objetivo de un beneficio operativo de 12.000 millones de euros.

PULSO A MAPFRE

AXA sigue haciéndose fuerte y también tiene planes para España: pisar el acelerador y crecer por encima del mercado en todos los negocios, tal y como explica Luis Sáez de Jáuregui, director de distribución y ventas de AXA España a MERCA2.

Para ello, la aseguradora tiene que echarle un pulso a Mapfre o Mutua Madrileña, que son los líderes españoles por volumen de primas. La compañía que preside Ignacio Garralda cerró 2019 con un volumen de primas de en No Vida de 5.268 millones de euros y la de Antonio Huertas, de 5.155 millones, frente a los 2.216 millones en primas de AXA en España.

La aseguradora francesa creció en todos sus mercados el año pasado, debido tanto a mayores ventas como al efecto de los precios, y ese sigue siendo su objetivo, por ello ha adaptado su estrategia comercial rápidamente a lo que ya es una “nueva realidad”.

En esta nueva etapa han aparecido nuevos riesgos, como los relacionados con el ciberriesgo, y otros han cambiado con coberturas específicas (terrazas de bares o ampliaciones de capital en productos de vida) e incluso están facilitando servicios de desinfección a comercios, industrias o pymes, o incluyendo otros como la teleasistencia a las personas mayores dentro de los seguros de hogar. Al mismo tiempo, han tenido que actualizar servicios y fomentar herramientas digitales como la teleperitación, que les permite agilizar reparaciones en los peores momentos.

UNA ESTRATEGIA AMBICIOSA

Su estrategia comercial continúa siendo “muy ambiciosa” tanto en los negocios estratégicos (vida, empresas y salud) como en los negocios fundamentales (auto y hogar). Axa quiere crecer por encima del mercado en todos los negocios con una oferta totalmente adaptada a las necesidades de los clientes “en un entorno económico como el actual”.

Y para ello tienen que ofrecer opciones de ahorro e inversión rentables (como los unit linked) en entornos de tipos como los actuales. Además de protección ante las nuevas formas de movilidad (como los seguros de bicis o patinetes) y pensar en nuevos servicios como los presentados recientemente por el Grupo Accor y AXA para prestar teleasistencia a los huéspedes de los hoteles.

“El riesgo, como la energía no se crea ni se destruye, solo se transforma y nosotros tenemos que hacer lo mismo con los servicios y productos que ofrecemos”, destaca Sáez de Jáuregui.

MAPFRE TAMBIÉN TIENE PLANES

Pero Mapfre también tiene planes, aunque en estos momentos están muy enfocados en conservar los clientes. Para ello ha ajustado los precios de renovación y está dando facilidades de pago mediante fraccionamiento en 12 meses sin recargo ni intereses.

También está ayudando a ahorrar a través de su club de fidelización (Mapfre teCuidamos) tanto con ahorros en compras, como con acumulación de descuentos para el seguro, y con otras ventajas y acciones especiales para seguir apoyando a los clientes.

Aunque es cierto, por ejemplo, que las ventas de vehículos nuevos se han reducido de manera drástica, confían en que se vaya recuperando y entre tanto quieren estar muy cerca de los canales de distribución, incluyendo los propios de automoción, “para captar ese negocio con una extraordinaria propuesta de valor y servicio a precio muy competitivo” explican desde la compañía.

AHORRO Y NUEVOS CLIENTES

También en esta etapa, y debido a la creciente preocupación por el cuidado de la salud, Mapfre ha lanzado una oferta en el seguro de salud que permite a los clientes ahorrar hasta el 50% en su contratación.

Asimismo, teniendo en cuenta la creciente conciencia de la necesidad de una adecuada planificación financiera, tratan de ofrecer a los clientes soluciones atractivas para el ahorro. De hecho, han mejorado el producto Familife, permitiendo cubrir el seguro de vida de dos cónyuges en una misma póliza.

Y con el objetivo de ampliar el target del cliente al que se dirigen, han hecho una incursión en el seguro on demand, lanzando el nuevo producto “Yip Yop”, una app que permite asegurar hasta tres objetos personales electrónicos (móviles, tablets, consolas, cámaras de foto…) o de equipamiento deportivo/ocio (bicicleta, esquís…), que el asegurado puede activar y desactivar cuando quiera.

Además, han continuado ampliando los servicios para los que apuestan por la movilidad sostenible, proporcionando asesoramiento a aquellos que tengan o deseen adquirir un vehículo híbrido o eléctrico. Y han mejorado las coberturas para los propietarios de motos y coches clásicos.