Apple está impartiendo clases de seguridad mundial mientras es incapaz de cubrir sus deficiencias.

Los malos resultados que presento Apple en su último trimestre han hecho saltar las alarmas, no tanto por la caída de los ingresos (la primera vez desde verano de 2001) sino por la idea de que su baluarte, el iPhone, ha empezado a perder fuelle. Por el momento, su segmento de servicios (cuyos ingresos están ya en los 40.000 millones de dólares) está consiguiendo sostener a la firma, pero es imposible que pueda hacerlo por completo si los datos de venta de su insignia siguen cayendo. Aunque la firma de Cuppertino tiene un as en la manga: 245.000 millones de dólares de efectivo para gastar.

Para los analistas de JP Morgan los nombres que más encajan en el perfil de Apple son Activision Blizard, Sonos y Netflix. El encaje de esta última en el organigrama de la compañía de la manzana está considerado como “el mejor ajuste estratégico” en la categoría de contenido, aunque la firma de inversión también reconoce que es la más difícil por el enorme coste que supondría, con una capitalización cercana a los 150.000 millones.

Netflix proporciona un “aprovechamiento para un rápido crecimiento en el consumo de contenido en dispositivos móviles”, y además ofrece “una plataforma establecida para acelerar las inversiones nacientes de Apple en contenido original”, explicó el analista de JP Morgan, Samik Chatterjee, en un análisis reciente sobre Apple.

Naturgy Reynés

Naturgy abona la cifra más baja por Impuesto de Sociedades en la última década

En el 2018 la antigua Gas Natural, ahora Naturgy, batió un récord prácticamente sin precedentes. La eléctrica consiguió articular uno de los mayores pagos...

Las otras dos potenciales adquisiciones no generan tantas dudas a los analistas ya que su precio no es excesivo y no supondría un desequilibrio al balance de Apple. Activision Blizard vale en bolsa algo más de 30.000 millones de dólares una cifra que la firma de Cuppertino podría pagar en un solo año con el dinero que genera, ya que su flujo de efectivo, una vez pagados dividendos, alcanza los 45.000 millones de dólares.

La firma de videojuegos es la favorita para JP Morgan gracias a su fuerte crecimiento en los últimos años: “Vemos que Blizard es la firma que mejor ajuste estratégico tiene para Apple”. La adquisición ofrecería “adentrarse en una industria que se está transformando rápidamente en dispositivos móviles”, mientras que las “capacidades de hardware para juegos de gama alta potencialmente admiten un ciclo de reemplazo” que es justamente lo que está buscando Apple.

Por último, en el caso de Sonos las expectativas son altas, aunque el efecto sobre los ingresos será mucho más reducido que en los casos anteriores. El interés de Apple por la firma tecnológica se basa en que “actualmente está rezagada con respecto a sus competidores” en el sector de la domótica, explicó Chatterjee. De hecho, Sonos, al contrario que Apple, si tiene una posición adecuada en el sector con una “posición diferenciada”.