Los aficionados al fútbol nos deleitamos cada vez que juega Andrés Iniesta, ya sea tanto en la Selección Española como en el FC Barcelona puesto que el astro de Fuentealbilla (Albacete) sabe jugar y hacer jugar a sus compañeros. Además, su juego es como el de un buen vino que mejora con los años.

Unos vinos que deben conocer muy bien él y su familia ya que a la faceta de futbolista hay que sumarle la de empresario vinícola tras constituir en 2010 la sociedad Bodega Iniesta SL donde elabora vinos con denominación de origen Manchuela. Unos caldos que deben ser exquisitos puesto que sólo en este año han cosechado grandes reconocimientos en varios concursos vinícolas de gran prestigio como Bacchus 2017, Le Mondial du Rosé, Mundus Vini, Concours Mondial du Sauvignon o Concours Mondial Bruxelles, entre otros.

Una constitución de la empresa Bodega Iniesta SL en 2010 pero que tiene un pasado mucho más amplio. Concretamente, en los años 90 el padre del famoso jugador, José Antonio Iniesta, inicia el proyecto de plantación de diez hectáreas de viñedo, para más tarde aumentar la extensión vitícola hasta las 220 hectáreas actuales. Sería en el año 2000 cuando nace la idea construir una bodega propia para poder elaborar vinos propios por lo que la idea ve la luz y se culmina con la construcción de la bodega en 2010. Bodega Iniesta se encarga de todo el proceso de elaboración del vino que va desde los viñedos hasta su comercialización a través de dos marcas: Corazón Loco y Finca El Carril, con precios que van desde los 3,43 euros hasta los 18 euros por botella.

Una buena marcha del negocio que no se traduce en buenas cifras puesto que el jugador no logra rentabilidad estos éxitos en números (al menos de momento). Las últimas cuentas presentadas, correspondientes al ejercicio 2015, muestran como no deja atrás los números rojos y las pérdidas son de 384.880 euros. Cifra algo menos a la del ejercicio anterior que fue de 393.071 euros y que hace que acumule cinco años consecutivos de pérdidas.

Más noticias

Gerard Piqué: Gran inversor y regular empresario

Gerard Piqué no es sólo un futbolista sino también un empresario y un inversor de éxito.

Una reducción de las pérdidas que podría verse con buenos ojos pero que evidencian una delicada situación puesto que los ingresos se han reducido: La cifra de negocios ha retrocedido un 10% al pasar de los 2,14 millones en 2014 a los 1,92 millones de euros. Una caída que no se ha reflejado en un incremento de las pérdidas ya que durante 2015 la compañía había recibido casi 1,30 millones de euros en subvenciones oficiales (frente a los 1,18 millones del año anterior) aunque también es delicado el apartado de deudas a proveedores que son de más de un millón de euros a 31 de diciembre de 2015. Aun así, las situaciones comprometidas de la compañía siempre las hace frente el futbolista y las ha saldado inyectando capital a la bodega con el fin de asegurar su viabilidad como hizo en septiembre de 2014 al aportar 1,46 millones de euros.

Bodega Iniesta está participada al 100% por Mareysterey SL, sociedad del jugador que le permite explotar sus derechos de imagen. La bodega nació con un capital social de 3.100 euros y en la actualidad es de 7.490.000 euros tras realizar cuatro ampliaciones de capital. Su padre, José Antonio Iniesta, figura como presidente mientras que su madre, María Francisca Luján, es consejera al igual que el propio futbolista.

Pero esta no es la única aventura como empresario de Andrés Iniesta puesto que también es el mayor accionista del Albacete Balompié, club de fútbol de su tierra y del que salió a los doce años rumbo al FC Barcelona. De ahí que el ‘mago de Fuentealbilla’ decidiese en 2011 desembolsar 420.000 euros al hacerse con un paquete de 7.000 acciones. Además, Bodegas Iniesta también ha destinado unos 120.000 euros anuales al club albaceteño como patrocinio de las camisetas (aunque actualmente no es el patrocinador oficial).

Pero las aventuras empresariales de Andrés Iniesta van mucho más allá puesto que con su primo Marco Antonio Iniesta fundó la empresa Construcciones Albiniesta en 2006 aunque tuvo que cerrarla cinco años después, tal y como consta en el Boletín Oficial del Registro Mercantil (BORME). Un patinazo que no le ahuyentó del sector constructor puesto que en 2011 crearía Iniesta Construcciones SL para edificar viviendas residenciales. Otro proyecto que aun duraría menos que la anterior a juzgar por los datos del registro mercantil.

Unos malos resultados a nivel empresarial que no son de gran calado para uno de los futbolistas mejor pagados del FC Barcelona ya que percibe 14 millones de euros brutos fijos que sumando variables pueden alcanzar la cifra de 18 millones.