autonómicas
Juan Y Medio, estrella de Canal Sur.

La FORTA acaba de cumplir treinta años, pero en las autonómicas hay asuntos que no cambian. Algunos de sus elementos positivos son la cercanía, la reivindicación de una cultura descentralizada y el asidero que le proporcionan a las lenguas minoritarias en el Estado. Pero a cambio, los caciques de turno las saquean y manipulan a su antojo. Sin siquiera sonrojarse.

Uno de los casos más flagrantes de caspa, compadreo, endogamia e incesto es Canal Sur, que promete regeneración. Pero el fichaje para su nuevo informativo matinal de Jesús Vigorra, que salió trasquilado por el Caso Ausbanc, no parece la mejor manera de comenzar esta etapa.

El nuevo director de la autonómica, Juande Mellado, ha presentado sus líneas maestras en el Parlamento andaluz: se acabaron los proyectos encargados a dedo a productoras privadas y se reforzará la producción propia.

Mellado, íntimo de Elías Bendodo, al fin se ha atrevido con el tabú de Canal Sur: acabar con la opacidad. El directivo afirma que “desde 2020 se publicará en la página web y en el área de transparencia las cifras de inversión en contratos de contenidos y servicios audiovisuales que se firmen con productoras”. Ya era hora…

CANAL SUR ‘AFEITARÁ’ A JUAN Y MEDIO

En la nueva Canal Sur se pretende que se aumenten los espacios de producción propia y en directo. Eso sí, intentando que sea competitivos y no agrandar el déficit de cinco millones de euros con el que pueden cerrar el ejercicio 2019. Eso sí, el PSOE recuerda que los tres años anteriores los han terminado con superávit, hecho que no es baladí.

La nueva cúpula de autonómica andaluza ya ha tomado dos medidas drásticas: cancelar dos espacios de prime-time producidos por Índaloymedia, factoría de la que es fundador, accionista y estrella el popular Juan Y Medio.

Esta factoría se encargaba del espacio ‘Menuda noche’, en la que el showman almeriense entrevistaba a famosos con niños pizpiretos, y de ‘Yo soy del sur’, concurso folclórico que conducía María del Monte. Al menos salvan el programa estrella de la productora, ‘La tarde, aquí y ahora’, carne de zapping por las ocurrencias de los jubilados en busca del amor.

Cabe recordar que Índaloymedia se llevó casi el 25% de lo que gastó Canal Sur en producciones ajenas, pero también es cierto que ‘La tarde, aquí y ahora’ aporta casi un cuarto de la audiencia de la autonómica.

PRODUCTORAS ‘PATA NEGRA’ EN LAS AUTONÓMICAS

Índaloymedia ha facturado 31 millones de euros a Canal Sur entre 2013 y 2018. La productora de Juan Y Medio recibió 6,4 millones de euros de la autonómica el año pasado. Le sigue en el ranking Andalucía Digital Media, de la que una empresa de la Junta es accionista junto a Ricardo Llorca, exdirectivo de Canal Sur.

ADM se facturó en el último lustro 30 millones de euros por ‘Andalucía directo’ y otros espacios. Pero el nuevo Consejo de Administración puede acabar con este dispendio que enfada a los sindicatos porque la Radio Televisión de Andalucía utiliza a esta productora para subcontratar en precario.

Tampoco se fueron con las manos vacías en los últimos años Happy Ending Producciones, perteneciente a tres exdirectivos de Canal Sur, o Mediasur, filial del emporio de Jaume Roures, experto en la FORTA.

ETB Y EL CARNET DEL PNV EN LA BOCA

En ETB se decía en los ochenta que no se entraba sin el carnet del PNV en la boca. Como en Osakidetza (Servicio vasco de Salud). Sea como fuere, en la actualidad reina en la autonómica K-2000, que produce los magazines vespertinos de su cadena en castellano. Esta factoría pertenece a Imagina, también Roures.

Aunque más llamativo ha sido el crecimiento de Baleuko, productora en la que trabajó hasta su fichaje como director de ETB Eduardo Barinaga. Esta empresa multiplicó pro siete su facturación en tres años y alcanzó en 2017 la cifra de 1,6 millones de euros, cifra que sigue lejana de los 9,5 de Imagina en el mismo ejercicio.

TONI SOLER SONRÍE EN TV3

Minoría Absoluta, de Toni Soler, facturó en 2018 casi 6 millones de euros de TV3 gracias a espacios estrella como ‘Polònia’, ‘Està passant’ y el documental ‘La gent de l’escala’, que denunciaba las cargas policiales del 1 de octubre.

Al menos todo lo que toca esta productora lo convierte en éxito, pero el papel de Soler como accionista de Ara, periódico afín a los ‘hereus’ de CiU, pueden provocar que se denuncie el amiguismo entre la autonómica y el showman.

Brutal Media le siguió el ejercicio pasado con 4 millones de euros y El Terrat, de Andreu Buenafuente, se llevó 2,5 millones gracias a espacios como la tertulia ‘FAQS’, que lidera en el prime-time de los sábados noche. TV3 sigue siendo la cadena más vista de las autonómicas, pero hay asuntos que no son de recibo.

XIMO PUIG NO SE CORTA EN VALENCIA

Canal Nou, cadena manipulada y saqueada por el PP hasta su quiebra y cierre, tuvo un sucesor hace dos años, À Punt. Se esperaba que el PSPV y Compromís se iban a cortar para borrar el nauseabundo olor de su antecesora.

Pero los escándalos se suceden: la propia autonómica y la Agencia Valenciana Antifraude han denunciado el pacto de precios de siete productoras valencianas, entre las que se encuentra la del hermano del president, Ximo Puig.

El socialista también es noticia porque votó a favor de un decreto que permitió al Instituto Valenciano de Finanzas aprobar una quita de 1,3 millones de euros al Grupo Zeta para que se hiciese con Mediterráneo, diario castellonense del que el político es accionista.

autonómicas
Ximo Puig entrevistado en las autonómicas.

La abogacía de la Generalitat asegura que Ximo Puig no incurrió en ningún conflicto de interés, pero no parece de recibo que el Gobierno valenciano también le haya inyectado 600.000 euros en publicidad durante la última legislatura. Puig se llevó 11.000 euros de beneficio durante este periodo en el que con una mano beneficiaba al diario y con la otra se llevaba el botín.