Fernando Cid, director de AFEX España
Fernando Cid, director de AFEX España.

Las grandes compañías españolas están acostumbradas a tratar con el cambio de divisas y tener su volatilidad en cuenta a la hora de hacer negocios en mercados extranjeros con diferentes monedas. De hecho, tienen departamentos enteros enfocados a evitar problemas en este aspecto.

Desde hace unos años se nota una tendencia creciente de internacionalización de las pequeñas y medianas empresas españolas con el objetivo de mejorar una no tan fuerte demanda doméstica o abrir nuevos mercados para incrementar sus ventas. Compañías que si les va bien rápido buscan dar el salto. En estos casos, las divisas pueden provocar sorpresas desagradables. “El mayor riesgo que tiene una empresa al salir al mercado internacional es el desconocimiento, no saber el impacto que puede ejercer el riesgo divisa en su cuenta de resultados”, indica Fernando Cid, director de AFEX España. “Hay mucho cliente que se ha dado cuenta por las malas de lo importante que era atender el riesgo divisa”, afirma.

Una mala decisión o ignorar el riesgo divisa puede quebrar una empresa”, declara con rotundidad el director en España de AFEX. “Depende de la naturaleza del negocio, pero hay algunos que funcionan con márgenes muy estrechos y en estos casos un varapalo por la variación en el tipo de cambio puede acabar con el negocio”, explica. Por eso, entidades como AFEX se ocupan de que las compañías (multinacionales o pymes) se puedan dedicar a su negocio, a vender y ganar más, mientras ellas se ocupan de velar por su seguridad en la gestión del riesgo divisa.

real.

Los operadores brasileños se preparan para la gran volatilidad del real

Los operadores de opciones brasileños parecen estar preparándose para un repentino aumento en la volatilidad de la moneda. Los inversores compraron contrato

El riesgo divisa siempre ha estado ahí. “El mercado de divisas es muy confuso y siempre hay que tener bajo control aquellas en las que operas”, expone Fernando Cid. Asuntos como el Brexit (que generó un importante movimiento libra-euro y aún está por descubrirse cómo afectará según avancen las negociaciones), las políticas de tipos de los bancos centrales, la victoria de Donald Trump en Estados Unidos… “Siempre hay volatilidad; siempre que se opera en un país con otra moneda hay que contemplar como un riesgo más la divisa”, incide el director de AFEX España. Obviamente, hay operaciones más o menos complejas y más o menos difíciles de predecir, pero, según Fernando Cid, “buscar el asesoramiento experto que te aconseje a la hora de analizar el impacto te permitirá contar con las medidas correctas para que no te afecte”. De hecho, en palabras del director de AFEX España, “puedes mitigar totalmente el riesgo de un negocio con una cobertura de un seguro de cambio”.

AFEX, EN ESPAÑA DESDE 2015

Los analistas y gestores de AFEX, entidad americana especialista en pagos internacionales y cobertura de divisas fundada en 1979 y que opera en España desde 2015, trabajan para mostrar a sus clientes cómo cubrirse en los mejores términos frente a la exposición al riesgo divisa. La filial española cerró 2017 con un volumen de negocio superior a los 350 millones de euros, más de 350 clientes y un equipo humano de 20 personas. “Suponemos un ahorro para nuestros clientes, ya que contamos con un tipo de cambio más competitivo y prestamos un servicio más dedicado y enfocado que el que puedan recibir por parte de la banca tradicional u otro tipo de gestores”, explica a MERCA2 Fernando Cid.

Regulada por la CNMV y el Banco de España, AFEX España tiene como cliente toda empresa que cuenta con un riesgo divisa, es decir, todas aquellas de cualquier tamaño y sector con exposición por importaciones, exportaciones o por la propia presencia de las mismas en diferentes países. “Seguimos muy de cerca todos los factores que afectan a las divisas, planteamos distintos productos de cobertura que puedan encajar en sus necesidades, ofrecemos toda la información que disponemos y ellos deciden; no nos presentamos como visionarios”, declara Fernando Cid.

La complejidad de su actividad exige un control importante para cumplir con toda la normativa relativa a la gestión de capitales. “Tenemos que hacer una due diligence con todos nuestros clientes para comprobar que todas las operaciones son lícitas y cumplen con la naturaleza del negocio”, declara Fernando Cid. Este rigor se explica porque AFEX “garantiza con total solidez a los clientes la gestión de los cobros y pagos para ellos, así como la cobertura del tipo de cambio”.

También ofrece a sus clientes líneas de crédito o de riesgo para hacer coberturas de tipo de cambio. Si bien es competencia directa en este aspecto de la banca tradicional, esta no deja de ser un elemento necesario su industria. “Cuando los clientes tienen que hacer seguros de tipo de cambio y no quieren consumir sus líneas de crédito en el banco, prefieren utilizar las nuestras como complementarias”, expone Fernando Cid. “El hecho de que nuestro core business sea la operativa en divisas nos permite ofrecer servicios y condiciones a los que no puede llegar la banca tradicional”, ahonda.

Con un crecimiento del volumen de negocio en el último año superior al 250 %, el futuro de AFEX España es “ambicioso”. “Estamos superando las expectativas iniciales y nuestra pretensión en colocarnos como el primer bróker no bancario de referencia de aquí a tres años”, concluye Fernando Cid.