calor

Si estás pensando en comprar una chimenea eléctrica te acercamos una serie de claves que debes conocer precisamente antes de adquirir un producto de estas características.

El calor que necesitas

No todas las chimeneas son capaces de proporcionar la misma cantidad de calor, ni todos los habitáculos lo requieren. Sin ir más lejos, las que utilizan madera pueden parecer impresionantes, pero lo cierto es que no producen mucho calor, por que el mismo se va por la parte superior.  En la actualidad hay que tener muy presente que  

una chimenea clásica al uso está desapareciendo porque no hay que olvidar los inconvenientes que puede llevar asociados si se compara con las chimeneas eléctricas que son más simples, más seguras, baratas y cuyo resultado es muy interesante, simulando el fuego de un modo muy real.

En la actualidad hay chimeneas eléctricas decorativas que no emiten calor y modelos que sí lo hacen, ya que realmente cuentan con calefactor incorporado. Si realmente no buscas un modelo que proporcione calor puedes optar por chimeneas eléctricas que imitan las brasas y las llamas a través de LED. Se caracterizan por tener un consumo eléctrico muy bajo.

Piensa que es algo completamente independiente la simulación de las llamas del sistema de calefacción que puede tener la chimenea eléctrica, si buscas solo el ambiente que te proporciona no necesitas la función de calefactor y esto lo conseguirás a la vez que controlas la intensidad del led.

En cambio, si buscas una chimenea eléctrica con calefactor la diferencia es que también cuentan con una resistencia eléctrica que produce calor y es perfecta para complementar el sistema de calefacción que ya tengas en casa. Estas opciones sí tienen un consumo eléctrico alto sí se emplea la opción de calefacción.

Toma eléctrica

Como te puedes imaginar, al ser una chimenea eléctrica requerirás un enchufe.  En el caso de que optes por un modelo empotrado en la pared, es posible que requieras una pequeña obra para tener un enchufe cerca. Hay que tener presente que si el calefactor es de gran potencia, de unos 2000 W, y tienes una instalación eléctrica antigua o poca potencia contratada podrías tener problemas al enchufar tu chimenea.

Ruido

No te olvides de comprobar el ruido que hacen las chimeneas eléctricas cuando enchufas su calefactor. Esto lo verás en su etiqueta expresado en decibelios.  Si ves que supera la cifra de 40 mira si es un modelo regulable en intensidad o busca mejor otras posibilidades porque, de lo contrario, sí te puede resultar molesto al final el sonido que desprende.

Consumo

Como decimos no todas las  chimeneas eléctricas decorativas que cuentan con efecto llama consumen lo mismo. Las que no cuentan con resistencia para proporcionar calor a la estancia son más económicas que las que si tienen, puesto que las segundas ya tienen un mecanismo similar al de los radiadores portátiles eléctricos. Aunque en la mayoría de modelos ya está incorporada la función de sistema eléctrico también cuentan con funcionalidades electrónicas. Para que su consumo sea menor recuerda que puedes encenderla en aquellas horas en los que el precio está más económico.

¿Buscas efecto humo?

Puedes encontrar modelos que vayan encastados en la pared o también en muebles que se caracterizan, generalmente, por tener sistema de termoventiladores que lo que hacen es repartir y aportar calor a la estancia. Puedes encontrar modelos insertables, modelos eléctricos panorámicos, sobre la pared, en túnel, etc.

Características fundamentales

Entre las características fundamentales que debes ver están si poseen luz ambiental modulable, panel táctil con led, termostato que te permita programar la temperatura, regulador de potencia, diferentes modos de funcionamiento: anti-congelación, confort y eco, mando a distancia y sistema wifi para controlarlo desde el dispositivo móvil, estés donde estés.

Busca y compara

Siempre es recomendable buscar y comparar entre los diferentes modelos que puedes encontrar.  Para ello no dudes en consultar una comparativa de las mejores chimeneas electricas completas que te permitirá ver de manera clara qué te ofrece cada modelo así como su precio final. Será un modo rápido, sencillo y fiable de ver cuál puede ser la que más se ajuste a aquello que estás buscando.

Precio

Una vez sabes si quieres una chimenea eléctrica con resistencia y que proporciona calor o, simplemente, con función decorativa es el momento de buscar en función del precio que tienes de presupuesto. En el caso de que aún no lo tengas no dudes en ponerte un presupuesto máximo que estés dispuesto a gastar y, a partir de ahí, mira todas las opciones que tienes a tu alcance.