4YFN continúa creciendo y ganando notoriedad como evento independiente respecto al Mobile World Congress. Si el año pasado se puso de manifiesto que este congreso para emprendedores se hacía adulto, en la edición 2018 podemos decir que ‘la criatura’ se ha ido de casa. 4YFN 2018 se acompaña de la palabra Barcelona y no por un arranque de localismo, sino porque en los últimos meses el congreso también se ha expandido a San Francisco y Shanghai.

En esta edición el evento acoge a 650 startups de todo el mundo que vienen a presentar sus proyectos y su modelo de negocio, y a buscar los recursos que necesitan para escalar. “Hay startups enmarcadas en todas las tecnologías de las que hoy se están hablando, como blockchain, inteligencia artificial, machine learning, bots, realidad virtual, realidad aumentada, etc., pero en lo que hemos hecho hincapié este año es en encontrar herramientas realmente útiles para la gente”, explica para MERCA2 Esteban Redolfi, director ejecutivo de 4YFN. “Es decir, hemos buscando que sean soluciones reales que den respuesta a problemas porque esto es lo que hace que una startup sea de éxito o bien se trate de una gran novedad tecnológica y que se quede ahí”.

En este 4YFN habrá “más inversores que nunca” que tienen curiosidad e interés por conocer el ecosistema español. Según la organización, se dejarán caer por el recinto de Plaça de Espanya unos 700 ‘mecenas’. “España es el ecosistema que ha crecido a la velocidad más alta en toda Europa y esto para los inversores es algo muy atrayente, con lo cual aprovechan eventos como éste para ver qué está ocurriendo”, señala el cofundador de la feria.

silicon valley

La pesadilla de emprender en Silicon Valley

Silicon Valley es para un emprendedor tecnológico lo mismo que Hollywood para un actor o el Real Madrid para un futbolista. En las universidades,...

La presencia de corporaciones también ha aumentado desde la primera edición. Ahora las empresas no son meras ojeadoras, sino que también participan y están implicadas en el ecosistema. “En las primeras ediciones venían a pasearse, a ver qué hacían estos ‘jovencitos’, pero ahora ya vienen con programas concretos, con ideas de inversión, con negocios que tienen en mente, buscando los partners o proveedores que les pueden ayudar a traer novedades en su mercado”, subraya Redolfi. “Ha cambiado tremendamente la cultura. Se han dado cuenta de que la colaboración con las startups es lo que va a permitir mantener su competitividad como grandes corporaciones”.

En 2017 más de 19.000 asistentes pasaron por 4YFN y en esta edición esperan que la cifra crezca a más de 20.000 personas. No obstante, se han concentrado mucho “en la calidad, más que en la cantidad. Nuestro principal foco ha sido traer las mejores delegaciones, las más sólidas, los programas de aceleración de referencia, pero también inversores internacionales y grandes corporaciones”. El responsable del evento afirma que han buscado que la combinación entre startups, inversores y corporaciones sea “la mejor hasta ahora para que puedan surgir oportunidades de negocio para todos”.

La influencia del conflicto catalán

La situación política en Cataluña en los últimos meses y el conflicto independentista ha hecho que la GSMA se plantee seriamente si mantener el Mobile World Congress en Barcelona, debido al clima de inestabilidad. No obstante, en las últimas semanas parecen haberse calmado los ánimos y desde la asociación señalaron a mediados de mes que la edición 2019 seguirá celebrándose en la Ciudad Condal. ¿Ha ocurrido algo similar con el 4YFN? ¿Ha habido inquietud por el futuro del congreso?

Emprender no es país para viejos: desventuras y abandono tras los 50

Haz un ejercicio mental. ¿Qué imagen se te viene a la cabeza si te hablo de un emprendedor tecnológico de éxito que ha fundado...

“No hemos notado impacto en cuanto al evento”, asevera Redolfi. “Lo trabajamos con mucha antelación, al ser un evento que trae a 20.000 personas. Es cierto que a comienzos de octubre alguna delegación internacional nos llamó para preguntar si todo estaba bien y seguíamos adelante y al decirles que sí la duda entonces se disipó”, añade. El impulsor de 4YFN cree que esto se ha debido también a que el ecosistema de las startups “viaja con mucha facilidad, se mueve muy rápido internacionalmente. Los momentos políticos de un sitio y de otro no tienen relevancia en él”. Asimismo, Redolfi explica que fuera del marco político el Estado, la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona son parte del patronato de la fundación que organiza 4YFN, Mobile World Capital, y “en ningún caso ninguna de las tres entidades ha dudado que este evento tenía que pasar y que el MWC era relevante, que 4YFN era muy importante y que esto tenía que tirar para adelante”.

De momento se desconoce qué ocurrirá en 2020 con la feria de movilidad. Si el MWC se mueve a otra ciudad, ¿4 Years for Now también haría las maletas? Redolfi opina que “tiene que quedarse” como una de las mayores citas para las startups que acontecen en España. “Somos el único país de Europa que tiene dos hubs tecnológicos importantes, dos ciudades de referencia como Madrid y Barcelona. Esto es un potencial enorme y cada tenemos vez colaborar más y ayudar a que vayan creciendo juntas”, defiende. “A nivel de ecosistema nosotros colaboramos con South Summit, tenemos dos sedes de búsqueda de startups. La división que existe a nivel político en este ámbito no se entiende, no se da. La actividad económica, la innovación y la tecnología va por un lado y la política va por otro”, sentencia.

De un tiempo a esta parte se habla de que el Brexit podría ayudar a que muchas startups y talentos que ahora están instalados en Londres acaben recabando en dos ecosistemas tan interesantes como pueden ser Madrid o Barcelona. El director de 4YFN lo contempla como “una oportunidad que hay que trabajar”, aunque insiste en que los movimientos políticos “no suelen afectar del todo a este ecosistema” y se mantiene cauto respecto a la salida de talento de la capital británica y el resto del país. “Al final los aeropuertos van a seguir existiendo, las conexiones de viaje van a seguir siendo las mismas, el tren que conecta con París va a seguir estando, las aerolíneas que viajan entre Londres y Madrid o Barcelona seguirán dando servicio, el mercado dentro de Gran Bretaña seguirá existiendo, etc. Si las condiciones económicas cambian muchísimo, quizás allá cambios, pero no tengo ni idea de lo que puede ocurrir”, confiesa.

Madrid, Barcelona y otros pequeños hubs que comienzan a florecer

Hace unas semanas 4YFN presentó un informe sobre el estado de las empresas emergentes en España en el que se aseguraba que a finales del pasado ejercicio existían más de 3.200 startups en el territorio nacional, lo que implica un incremento del 20% respecto a 2016. El también especialista en comunicación y marketing asegura que lo que más les ha sorprendido al realizar el informe es el enorme ascenso de la inversión total realizada en startups españolas, que durante 2017 fue de 780 millones de euros, un 45% más a nivel interanual. “Este dato nos posiciona como uno de los hubs de Europa con mayor crecimiento”, destaca Redolfi, quien también habla de “un excelente equilibrio entre distintos tipos de inversión”.

Red Points, un navío español contra los piratas que cruza el Atlántico

La piratería digital continúa haciendo estragos. Por culpa de esta tendencia cada año el Estado pierde 600 millones de euros que podrían ir a...

Pese a que en los últimos meses se han dado rondas más grandes, no se está descuidando la inversión en capital seed. “El 60% de las rondas de inversión son menores a 100.000 euros. Eso quiere decir que hay un enorme semillero de nuevas startups”. Para el responsable, esto es bastante positivo porque supone que están surgiendo nuevas compañías y les permite ser “muy optimistas en cuanto a la proyección de futuro”.

Por otro lado, el director de 4YFN señala que les ha alegrado mucho “el impulso de otros hubs como Bilbao y Valencia, además de Madrid y Barcelona. Al final, cuantos más polos de desarrollo haya, más fuertes seremos como país. Por ahora los que brillan son estos cuatro, pero ya hay un cierto ecosistema en Galicia, en Andalucía y eso es una buena noticia”, defiende. En este sentido, afirma que ha habido un “cambio de chip” importante, porque hace unos años España no tenía ninguna ciudad en el top ten de ciudades tecnológicas y el discurso que teníamos “estaba basado en los clichés. Nos justificábamos diciendo que era porque los anglosajones eran más emprendedores, en Berlín había mucho más espíritu del riesgo, aquí nunca íbamos a tener inversión, etc. Éramos muy derrotistas. Pero se ha demostrado que somos tan emprendedores como otras culturas, no tenemos problemas con el riesgo, hay una apuesta a nuevos modelos y maneras y hay acceso a inversión, cada vez mejor”.

No obstante, Esteban cree que aún hay cosas por hacer a nivel anímico. “Hay que empezar a tener más orgullo de país, empezar a sentirse más de igual a igual cuando hablamos con un alemán, con un inglés, con un francés, que son países tremendamente desarrollados también en cuanto a innovación digital. E ir a por todas, porque al final la única forma de crecer es que comencemos a creérnoslo”, recomienda. Esta visión más modesta no correspondería para nada con la visión que tienen de los emprendedores españoles desde fuera. Redolfi asegura que los profesionales extranjeros que han participado en su estudio apuntan a Barcelona como el gran hub tecnológico a crecer en los próximos años.

4YFN, un evento tricontinental

2017 sirvió para que 4YFN levantara la vista y mirara más allá de Barcelona. El congreso también aterrizó en Shanghai (en junio) y en San Francisco (en septiembre), una gira mundial que volverá a repetirse este 2018. Redolfi explica cómo fue la experiencia de llevar el congreso a la cuna de la tecnología, en la que cada semana se celebran eventos de todo tipo relacionados con las compañías emergentes.

Enisa

Las startups españolas apenas devuelven sus préstamos ENISA

“No te quedes sin tu ENISA”, “Financia tu empresa”, “Financia tu proyecto sin aportar garantías”, “Desde 20.000 euros”. Estas son algunas de las frases...

“El ecosistema de Silicon Valley es como jugar en la Premier League, pero allí vimos que nuestra oferta tenía mucho sentido. La gente que asistió al 4YFN Americas nos decía que estábamos volviendo a poner la startup en el centro. Para nosotros la startup es lo más importante y alrededor hay inversores y corporaciones que vienen a colaborar”, aclara. “En Silicon Valley hay muchas startups, pero es complicado imaginar así a Google, Uber, etc. Son grandes empresas, se han convertido en gigantes, aunque mantengan una cultura de startup. En este sentido hay un poco de confusión y una necesidad de volver a lo básico para definir el concepto. Esto es lo que nosotros potenciamos”.

Haber irrumpido en Asia y en Norteamérica no solo les ha ayudado a aprender y entender lo que buscan las corporaciones de cada lugar y sus enfoques particulares sobre la innovación, sino que igualmente les ha permitido asesorar a los emprendedores que quieren internacionalizarse. “Cuando una startup nos llama y nos pregunta cómo acercase a una corporación en Asia ya tenemos experiencia y, por ejemplo, podemos decirle que buscan soluciones más B2B, no tanto B2C. O que valoran un discurso no basado tanto en tecnología sino más en experiencias. Ha sido muy positivo”, concluye el director de 4YFN.

Comentarios de Facebook