lunes, 22 julio 2024

Red Eléctrica supervisa variables climáticas con el fin de optimizar el uso de las líneas de transmisión e integrar más energías renovables

En un movimiento significativo hacia la modernización y eficiencia del sistema eléctrico español, Red Eléctrica, el operador del sistema eléctrico perteneciente al grupo Redeia, ha anunciado el despliegue de una tecnología revolucionaria. Esta innovación permite la monitorización en tiempo real de parámetros meteorológicos, con el objetivo de maximizar el uso de las líneas eléctricas e integrar una mayor cantidad de energías renovables en la red.

La implementación de esta tecnología de vanguardia se enmarca dentro de las recomendaciones del Plan de Acción de Redes (‘Grid Action Plan’) de la Comisión Europea, diseñado para aumentar la eficiencia de las redes eléctricas. Red Eléctrica, demostrando su compromiso con la transición ecológica y la innovación en el sector energético, está liderando este cambio tecnológico que promete transformar la gestión y capacidad del sistema eléctrico nacional.

Despliegue de dispositivos DLR: Una apuesta por la eficiencia y la sostenibilidad

El núcleo de esta iniciativa innovadora es el despliegue de más de 750 dispositivos DLR (Dynamic Line Rating), una solución tecnológica que combina la tecnología IoT (Internet de las Cosas) con avanzados sistemas de sensorización. Estos dispositivos están diseñados para maximizar el uso de la red de transporte eléctrico, representando un salto cualitativo en la gestión de la infraestructura energética.

Los sistemas DLR se componen de sensores y estaciones meteorológicas altamente sofisticados que capturan en tiempo real diversos parámetros de los conductores eléctricos y las condiciones ambientales circundantes. Esta información es procesada mediante sistemas avanzados de comunicación IoT y algoritmos de cálculo basados en inteligencia artificial, permitiendo una estimación precisa y constante de la capacidad de transporte de las líneas eléctricas.

Una de las ventajas más notables de esta tecnología es su capacidad para incrementar hasta en un 30% los flujos de electricidad que pueden circular de forma segura por determinadas líneas aéreas en condiciones óptimas. Este aumento significativo en la capacidad de transporte no solo mejora la eficiencia del sistema, sino que también facilita una mayor integración de energías renovables, especialmente en zonas con alto potencial para este tipo de generación limpia.

Planificación eléctrica y modernización de la red de transporte

La instalación de los dispositivos DLR forma parte integral de las actuaciones que Red Eléctrica está llevando a cabo en el marco de la Planificación Eléctrica 2021-2026. Esta iniciativa refleja el firme compromiso de la compañía con la modernización y digitalización de los activos de la red de transporte eléctrico, adaptándose a las necesidades cambiantes del sector energético y a los desafíos del cambio climático.

Miguel de la Torre, director de Desarrollo del Sistema de Red Eléctrica, ha subrayado la importancia de esta tecnología, afirmando que la incorporación de estos dispositivos a la red de transporte permitirá ampliar el aprovechamiento de la infraestructura existente. Además, proporcionará al operador del sistema una mayor versatilidad y flexibilidad en la gestión de la red eléctrica, aspectos cruciales para enfrentar los retos energéticos del futuro.

Por su parte, Manuel López Cormenzana, director de Mantenimiento y Construcción, ha destacado el carácter sostenible de esta iniciativa. La optimización de las capacidades de transporte de las líneas existentes, combinada con una planificación más eficiente de la construcción de nuevas infraestructuras, representa un paso significativo hacia un sistema eléctrico más sostenible y alineado con los objetivos de la transición ecológica.

Colaboración tecnológica e innovación para un futuro sostenible

El desarrollo e implementación de esta tecnología no ha sido un esfuerzo aislado de Red Eléctrica. La empresa ha contado con la colaboración de Elewit, la plataforma tecnológica de Redeia, que lleva años investigando y experimentando con las tecnologías más avanzadas del mercado. El objetivo de esta colaboración ha sido dotar al sistema eléctrico español de soluciones innovadoras que incrementen su eficiencia y sostenibilidad.

En este esfuerzo conjunto, otras grandes empresas tecnológicas como Amazon AWS y Telefónica Tech han sumado sus capacidades y experiencia. Esta sinergia entre líderes del sector tecnológico y energético demuestra el potencial de la colaboración intersectorial para abordar los desafíos de la transición energética y la mitigación del cambio climático.

La implementación de esta tecnología DLR representa un hito importante en el proceso de transformación del sistema eléctrico español. No solo mejora la eficiencia operativa y la capacidad de integración de energías renovables, sino que también sienta las bases para un futuro energético más resiliente y sostenible. A medida que avanza la transición ecológica, iniciativas como esta serán cruciales para alcanzar los objetivos de descarbonización y garantizar un suministro eléctrico seguro, eficiente y respetuoso con el medio ambiente.


- Publicidad -