viernes, 19 julio 2024

El Gobierno prepara una enmienda a la Ley de Propiedad Horizontal para dar a los residentes potestad de vetar los pisos turísticos

La creciente popularidad de los alquileres temporales y turísticos en España ha generado importantes retos en el mercado inmobiliario del país. Estos tipos de arrendamientos han contribuido a la tensión en el mercado de alquiler residencial, provocando un aumento significativo de los precios. Ante esta situación, el Gobierno español ha decidido tomar medidas para regular este sector y mitigar los efectos negativos que está generando.

En este contexto, la ministra de Vivienda y Agenda Urbana, Isabel Rodríguez, ha anunciado una serie de iniciativas que buscan ajustar y clarificar la normativa en torno a los alquileres temporales y turísticos. Estas acciones tienen como objetivo principal restablecer el equilibrio en el mercado de la vivienda, garantizando los derechos tanto de los propietarios como de los inquilinos.

Modificaciones a la Ley de Propiedad Horizontal

Una de las medidas clave que el Gobierno impulsará es una nueva redacción de la Ley de Propiedad Horizontal. Este cambio legislativo permitirá que las comunidades de vecinos tengan una mayor capacidad de decisión sobre la presencia de pisos turísticos en sus edificios. De esta manera, se busca dar a los residentes un mayor control y participación en la gestión de este tipo de alquileres dentro de sus propiedades.

Además, el Gobierno tramitará de manera urgente un real decreto ley para que los alquileres temporales y turísticos se incluyan en un registro único. Este registro se alineará con el Reglamento de la Unión Europea 2024/1028, el cual regula el intercambio de datos relativos al servicio de alquiler de alojamientos de corta duración. Esta iniciativa permitirá un mejor control y seguimiento de este tipo de arrendamientos, brindando más transparencia y facilitando la aplicación de la normativa.

Requisitos para Justificar la Causalidad de los Alquileres Temporales

Dentro de este real decreto ley, el Gobierno también establecerá las condiciones que deben cumplir los alquileres temporales para acreditar la causalidad de los mismos. Es decir, los propietarios deberán justificar que el contrato de alquiler se debe al interés de la temporalidad y no a la ocupación de contratos necesarios para el desarrollo de la vida ordinaria. Esto tiene como objetivo evitar que los alquileres temporales se conviertan en una alternativa para evadir la normativa de alquileres residenciales.

La ministra de Vivienda y Agenda Urbana, Isabel Rodríguez, ha recalcado que estos cambios son necesarios para abordar la tensión que los alquileres temporales y turísticos están generando en el mercado de alquiler residencial, lo cual ha contribuido al incremento de los precios. Estas medidas buscan encontrar un equilibrio entre los diferentes intereses y garantizar el acceso a una vivienda digna para todos los ciudadanos.

El Gobierno español ha demostrado su compromiso con la regulación del sector de los alquileres temporales y turísticos, reconociendo la necesidad de actualizar la normativa y adaptarla a las realidades actuales del mercado inmobiliario. Estas iniciativas, una vez implementadas, prometen tener un impacto significativo en la estabilización del mercado de alquiler en España, beneficiando tanto a los propietarios como a los inquilinos.


- Publicidad -