sábado, 22 junio 2024

La inversión en energías renovables alcanzará los 2 billones de dólares, el doble que en combustibles fósiles

El gasto global en tecnologías e infraestructuras de energía limpia llegará a los 2 billones de dólares en 2024, según las proyecciones de la Agencia Internacional de la Energía (AIE) .Esta inversión duplicará la destinada al carbón, el gas y el petróleo. Este aumento representa un hito significativo en el impulso hacia una economía energética más sostenible a nivel mundial.

La inversión en energía limpia está marcando nuevos récords, incluso en condiciones económicas desafiantes. Por cada dólar destinado a combustibles fósiles, casi dos dólares se invertirán en energía limpia en 2024. Este crecimiento refleja el cambio hacia tecnologías más sostenibles y respetuosas con el medio ambiente en el panorama energético global.

China lidera la inversión en energía limpia

China se perfila como líder en la inversión en energía limpia para 2024, con una previsión de aproximadamente 675.000 millones de dólares. Este impulso se atribuye a la alta demanda interna en sectores como la energía solar, las baterías de litio y los vehículos eléctricos. Los esfuerzos de China en este ámbito destacan su compromiso con la transición hacia una economía más verde y sostenible.

Tras China, se espera que Europa y Estados Unidos realicen inversiones significativas en energía limpia, con montos estimados de 370.000 millones de dólares y 315.000 millones de dólares respectivamente. Estas cifras subrayan el compromiso de las principales economías mundiales con la transición hacia fuentes de energía más sostenibles y respetuosas con el medio ambiente.

A pesar del progreso en la inversión en energía limpia, todavía existen desafíos significativos en los flujos de inversión a nivel mundial. Las economías emergentes y en desarrollo continúan enfrentando déficits en la inversión en energías limpias. Países como India y Brasil lideran esta categoría, con un nivel de inversión que apenas representa el 15% del total mundial en energía limpia. Estos desequilibrios resaltan la necesidad de un enfoque más equitativo y sostenible en la distribución de la inversión energética a nivel global.

Hacia una transición energética más equitativa

La inversión en energías renovables y nuclear ha superado en gran medida a la destinada a energías fósiles, con un impulso notable hacia la energía solar fotovoltaica. Se espera que en 2024, la inversión en energía solar fotovoltaica alcance los 500.000 millones de dólares, impulsando aún más la adopción de esta tecnología en el mercado energético global. Este incremento refleja la tendencia hacia fuentes de energía más limpias y renovables en el panorama energético mundial.

Si bien las inversiones en energía limpia están en alza, aún persisten desafíos en áreas como las redes eléctricas y el almacenamiento de energía. El aumento en la inversión en redes y almacenamiento refleja un mayor enfoque en resolver estas limitaciones tecnológicas. Se espera que la inversión en redes alcance los 400.000 millones de dólares en 2024, lo que impulsará la infraestructura necesaria para una transición energética efectiva y sostenible.

Desafíos en la distribución de la inversión

A pesar de los avances en energía renovable, la inversión en almacenamiento de baterías aún enfrenta desafíos en términos de distribución equitativa. La concentración de la inversión en baterías en economías avanzadas y China destaca la necesidad de una distribución más equitativa y accesible de los recursos en el sector energético. Garantizar que la inversión llegue a las regiones que más la necesitan se vuelve crucial para impulsar la transición hacia un modelo energético más sostenible y accesible a nivel global.


- Publicidad -