lunes, 6 febrero 2023 17:38

La vida útil de los implantes dentales puede ser muy larga siempre que los cuidados hayan sido los adecuados. Lo cierto es que conviene esmerarse con esta cuestión porque disfrutaremos de una boca más sana, sin olvidar que el fuerte desembolso que ha supuesto el tratamiento merece que nos tomemos muy en serio su cuidado.

Por lo tanto, debemos cuidar los implantes dentales si queremos que nos acompañen durante muchos años y que, por supuesto, nos permitan disfrutar de infinidad de ágapes familiares. Presta atención a estas 10 recomendaciones de expertos que hemos recopilado para ti:

  • Cuidar la higiene, ya que los implantes necesitan los mismos cuidados que los dientes naturales. Por este motivo, debemos cepillarlos correctamente y emplear hilo dental, cepillos interproximales o irrigadores para evitar que quede comida acumulada en los espacios interdentales y que se forme placa bacteriana con el paso del tiempo. No olvides que esta acumulacide placa bacteriana es la puerta de entrada a patologías como la mucositis, que es una inflamación de los tejidos blandos que rodean al implante. Si esta no se soluciona a tiempo y se deja progresar, puede acabar en una dolencia más grave: la periimplantitis. Esta última puede suponer la pérdida de la pieza implantada.
  • Vigilar nuestro estado de salud general, sobre todo si padecemos enfermedades cardiovasculares, diabetes o cáncer. No en vano, las personas que sufren estas dolencias tienen un mayor riesgo de fracaso en la colocación de los implantes o que estos les duren mucho menos.
  • Abandonar un hábito tan nocivo como el tabaquismo parece que se vuelve más necesario en el caso de que nos hayamos sometido a un tratamiento de implantes dentales. No hay que olvidar que nos hace más propensos a padecer infecciones, además de alterar los procesos de cicatrización como el de osteointegración.
  • Evitar morder o masticar alimentos muy duros es otro de los factores que pueden alargar la vida de nuestros implantes.
  • Corregir problemas como el bruxismo, que se caracteriza por el involuntario rechinar de los dientes es otro de los aspectos que debemos de cuidar, pues puede causar pequeñas fracturas que afecten al implante.
  • Obtener una adecuada información acerca de si alguno de los fármacos que ingerimos a diario puede llegar a afectar e incluso ralentizar el metabolismo óseo, así como la calidad del hueso. Al respecto, el doctor Rafael Alvarado, coordinador del área de Implantología en Vitaldent nos recuerda que “la ingesta de ciertos medicamentos —como los bifosfonatos— impiden que el hueso pueda remodelarse adecuadamente y en algunos casos puede llegar a ocasionar osteonecrosis. Estos fármacos se emplean en algunas personas que padecen osteoporosis o cáncer”.
  • Seguir los consejos de cuidado proporcionados por el especialista que nos ha realizado el tratamiento y ser muy disciplinados.
  • Debemos adoptar unos hábitos de vida saludables y apostar por los alimentos frescos, disminuyendo la cantidad de alimentos ultraprocesados y azúcares refinados, sal.
  • Acudir a las revisiones periódicas que nos paute el implantólogo, pues así podremos salir al paso de cualquier problema y, además, será necesario hacer limpiezas profesionales.
  • Reducir el alcohol y tratar de controlar los niveles de estrés también son factores determinantes para conservar en un óptimo estado nuestros implantes.

Sin duda, con todas estas recomendaciones seguramente tus implantes podrán resistir carros y carretas, si nos permites la expresión. De esta manera, disfrutarás de tu sonrisa y, sobre todo, de tus comidas sin sufrir contratiempos. Eso sí, la disciplina es clave en el éxito.


- Publicidad -