lunes, 5 diciembre 2022 18:51

Garamendi arrasa a la candidata de Sánchez Llibre y presidirá de nuevo la CEOE

El actual presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, repetirá por otros cuatro años al frente de la patronal española, tras ser reelegido como presidente con una aplastante victoria.

La asamblea general, a través de 534 avales (86%), dio la victoria al empresario vasco, mientras que su contrincante, Virginia Guinda, vicepresidenta de Foment del Treball, quedó a 447 votos de diferencia, con un total de 87 votos (14%), de acuerdo a los resultados informados por la presidenta de la mesa electoral, Pilar González.

Adicionalmente, se registraron 22 votos entre nulos y blancos.

«Lo más importante es la palabra unidad. De aquí tenemos que salir unidos y es el mensaje que os hago. Os invito a que trabajemos estos próximos cuatro años juntos, unidos. Son años difíciles», dijo Garamendi durante la asamblea electoral de la CEOE, tras conocer los resultados.

El proceso inició a las 10:00 de la mañana y transcurrió sin incidentes hasta la 1:30 de la tarde, cuando comenzó el conteo de votos que se extendió por casi una hora. La votación fue presencial, por lo que los vocales que representaban a los 789 votos del padrón electoral debieron presentarse en el Auditorio Nacional de la Música, en Madrid, este miércoles.

Garamendi era el favorito para ganar las elecciones de la CEOE, en un proceso electoral en el que parecía que sería proclamado por aclamación de la asamblea general, ante la ausencia de otros competidores por la presidencia de la CEOE, pero una candidata de última hora -la vicepresidenta del Foment del Treball- apareció en escena, aunque con poco tiempo para disputar.

Desde que Garamendi anunció su intención de repetir en la presidencia de la CEOE, las patronales de todas las comunidades -excepto la catalana- le apoyaron

Desde que Garamendi anunció su intención de repetir en la presidencia de la CEOE, las patronales de todas las comunidades -excepto la catalana- le apoyaron, al igual que lo hicieron otros sectores como los autónomos, los empresarios del metal, de la hostelería y de los supermercados, así como los jóvenes empresarios, entre otros gremios.

Además de Guinda, hubo un candidato en potencia que evitó la contienda: Gerardo Pérez, presidente de Faconauto, quien no se inscribió tras haberlo valorado con «rigor, seriedad y honestidad».

EL PROCESO ELECTORAL DE LA CEOE

El padrón electoral del proceso de renovación de las autoridades de la CEOE está compuesto por 798 votos que son ejercidos por 700 personas. Algunas vienen en representación de sectores y regiones por lo que sus votos pesan más.

De acuerdo con los estatutos de la confederación, los candidatos a la presidencia de la CEOE debían obtener un mínimo de 20 votos de los representantes vocales de la asamblea general que, a su vez, sean representantes de al menos cuatro diferentes organizaciones miembros de pleno derecho.

Antes de que se abrieran las mesas electorales, Garamendi llegaba al proceso con el aval de 75 miembros, mientras que Guinda llegaba a 37 avales

Antes de que se abrieran las mesas electorales, Garamendi llegaba al proceso con el aval de 75 miembros, mientras que Guinda -según indicó el pasado 8 de noviembre, durante la inscripción de su candidatura- llegaba a 37 avales.

UN CANAL ABIERTO

La de la vicepresidenta de Foment del Treball fue una campaña muy breve que ni siquiera alcanzó el mesde duración. En poco más de dos semanas, Guinda debió apurar las conversaciones y negociaciones con las patronales regionales y sectoriales para conseguir apoyos, pero el tiempo fue insuficiente para ampliar la plataforma con la que inscribió la candidatura a la presidencia de la CEOE.

La continuidad de Garamendi en la CEOE asegura el mantenimiento de un canal abierto de negociaciones con el gobierno y los sindicatos que, aunque afectado en los últimos meses por algunos desacuerdos- ha permitido la firma de 14 acuerdos entre las partes, entre los que se encuentran la reforma laboral y la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI).


- Publicidad -