sábado, 3 diciembre 2022 21:09

Cómo mejorar las cuentas en una panadería

Un otoño complicado es el que están viviendo los obradores, pastelerías y panaderías de toda España con la subida del precio de la luz, que está disparando la factura de gastos no permitiendo, en algunos casos, trabajar con márgenes para poder seguir adelante.

Para comprender esta situación basta echar un vistazo a un sector que, por el coste energético y la falta de relevo generacional, pone en jaque la tradicional panadería de barrio que toda la vida ha ofrecido servicio a sus vecinos.

Pero, ¿cómo puede abaratar una panadería necesitando del horno?

Actualmente hay cerca de 12.000 locales en España que amasan y hornean su propio pan, ofreciendo así cerca de doscientos mil trabajos directos e indirectos en uno de los sectores que más está sufriendo esta subida de precio energético.

Para conseguir ahorrar un poco en los insumos y gastos, hay una serie de recomendaciones que atender.

En primer lugar, mantenimiento de los hornos y arreglo de los mismos por encima de comprar nuevas maquinarias. “Los problemas técnicos de la automatización de ciertas tareas pueden hacer que se tenga que parar la producción. Contar con un buen servicio de asistencia y reparación es clave para poder seguir, ahorrando en maquinaria nueva y rebajando al máximo los tiempos para seguir en marcha” explican desde Tecni Forns Balears S.L.

En segundo lugar, es necesario simplificar los productos en un momento en el que cada encendido cuesta. Se trata de estudiar bien cuáles son los productos con más demanda y centrarse, durante este tiempo, en ellos, intentando además usar el horno para varias tandas a la vez.

Apurar las horas de apertura para evitar más encendidos también puede ser una fórmula siempre que funcione a nivel facturación porque el mayor flujo de trabajo se presente entre unas horas concretas.

Conocer a los proveedores y aprovecharse de compras que, aunque sean mayores, acaben suponiendo una mejora del precio puede ser otra vía de ahorro. Pese a que ahora productos como la harina o levadura han subido, siempre se puede buscar proveedor de calidad que tenga stock que pueda llegar a abaratar en compras grandes.

Invertir en comunicación y en darse a conocer a veces también ayuda a conseguir mejor facturación. Es el momento también de conocer las redes para acercarse a un público mucho menos tradicional.


- Publicidad -