lunes, 26 septiembre 2022 8:42

Ciudad Grupo Santander: así es la casa del imperio de Ana Botín

Banco Santander es una de las entidades financieras con más renombre del mundo. Es el banco más importante del país en volumen de activos. La Ciudad Grupo Santander (CGS), donde se encuentra la sede del grupo, levantada en la localidad madrileña de Boadilla del Monte, entró en funcionamiento en 2004. Es una de las mejores sedes corporativas del mundo y uno de los proyectos más ambiciosos e innovadores emprendidos por una empresa española, tanto en dimensiones como por sus exigencias operativas.

Esta ciudad empresarial ocupa una superficie de 250 hectáreas y cuenta con nueve edificios de oficinas, todos dotados con los mayores adelantos en comunicaciones internas, equipamientos para el puesto de trabajo y ahorro de energía. La CGS cuenta también con dos centros de proceso de datos, un centro de formación, una residencia hostelera para empleados, escuela infantil, grandes instalaciones deportivas y comerciales, y  una amplia gama de opciones de restauración.

En otro orden de cosas, la entidad financiera sigue encasquillado en el Ibex 35. Una semana después desde que la entidad liderada por Ana Botín anunciase sus resultados del primer semestre, la compañía sigue depreciándose en el mercado de valores hasta el punto de haberse convertido en la entidad bancaria más bajista del selectivo español.

ARQUITECTURA

Los estudios KR & JD presentaron el proyecto que ganó el concurso internacional que convocó la entidad, al que también acudieron Norman Foster & Partners, Rafael Moneo y KMD de California. Kevin Roche es uno de los principales exponentes de la arquitectura posmoderna norteamericana.

Discípulo de Mies van der Rohe, ha desarrollado una arquitectura esencial caracterizada por el uso del vidrio. Sus imponentes edificios acristalados le valieron en 1982 el premio Pritzker, el galardón más prestigioso de arquitectura.

Entre sus obras más destacadas se cuentan emblemáticos centros corporativos —la Ford Foundation (Nueva York) y la Fiat (Turín)—, además de otros proyectos reseñables, como la Plaza de las Naciones Unidas y la ampliación del Metropolitan Museum, en Nueva York.

El proyecto de Roche para la Ciudad Grupo Santander tenía un marcado carácter español, con edificios de poca altura interconectados gracias a un entramado de patios, plazas y láminas de agua. Además, resolvía brillantemente los requisitos medioambientales. En mayo de 2002 se inician los movimientos de tierras y dos años más tarde, el 13 de abril de 2004, comenzó el traslado de los empleados a los edificios centrales a un ritmo de 500 personas por semana. La Ciudad se había construido en tiempo récord y a finales de julio de 2004 ya se habían instalado más de 4.000 empleados. Además, se dio respuesta a las principales preocupaciones de los empleados: comida, transporte, horarios, deportes y guardería.

La construcción de la Ciudad Grupo Santander fue la segunda mayor obra ejecutada en Europa en 2003, después de la Terminal 4 del Aeropuerto de Madrid-Barajas. La Ciudad se encuentra conectada con el centro financiero de Madrid por las autovías del noroeste, la M-40, M-50 y la carretera de Boadilla M-511, así como por el tren ligero que enlaza el complejo con la extensa red de metro y transporte público de la Comunidad de Madrid.

LA RECOMPRA

Banco Santander cerró a finales de 2019 la compra de su ciudad financiera, once años después de vender el campus a un grupo de inversores. Según informó la agencia Blooomberg, el banco liderado por Ana Patricia Botín terminó la operación después de que el juez aprobase en julio esta recompra de 3.000 millones de euros, después del acuerdo alcanzado por la entidad con los hermanos Simon y David Reuben.

El Santander había vendido este complejo, edificado en Boadilla del Monte, a Marme Inversiones por 1.900 millones de euros en 2008. Marme entró en crisis tras el estallido de la crash ‘subprime’, pocos días después de la compra, lo que le impidió refinanciar su deuda y asumir los elevados costes financieros. Asimismo, la firma entró en concurso en 2014, provocando una de las batallas financieras de mayor impacto en los tribunales de los últimos meses.

Los Reuben se impusieron al propio Santander y al fondo árabe AGC en la subasta por la Ciudad Financiera celebrada en 2018. Su oferta ascendió a 3.023 millones, frente a los 2.971 millones puestos sobre la mesa por la entidad española, y los algo más de 2.850 millones de AGC. Sin embargo, el grupo presidido por Ana Botín apostó fuerte por recuperar su sede tras la entrada de una nueva normativa contable -IFRS 16- a comienzos de 2019 que penaliza los alquileres a largo plazo.

SUPERA A BBVA

Banco Santander ha superado a BBVA como el banco más bajista del parqué bursátil. Pese a que la entidad presidida por Carlos Torres ha mantenido esa condición durante los primeros siete meses del año, la compañía cántabra le releva como el banco más lastrado del Ibex 35. Y es que la gran exposición internacional de Banco Santander parece haberle jugado una mala pasada en el mercado de valores. Algo que en otras circunstancias sería un motivo de crecimiento, en la actualidad ha lastrado la cotización del banco con sede en Boadilla del Monte.

Y es que, ante el panorama actual, en el que la inflación, el riesgo y el temor inversor a una recesión copan el mercado, han afectado a la compañía. Pese a que la subida de tipos se antoja como un empujón a toda la banca, los analistas coinciden en que la presencia en algunos mercados que pueden considerarse de riesgo achanta a los inversores.


- Publicidad -