viernes, 2 diciembre 2022 14:24

Los trapos sucios de Shein no se lavan en España

Shein no para de verse envuelta en una nueva polémica prácticamente cada semana. Según aumentan sus ingresos, su reputación se precipita más y más en picado. Todo esto supone que va a llegar un momento en el que Shein no va a poder lavar todos los trapos sucios que se acumulan en el trastero de la compañía.

El gigante de la moda está aumentando su imperio y plantando cara a grandes grupos del sector textil, como Inditex, H&M o Primark, con su oferta de moda a precios bajos. Pero, las malas artes que utiliza Shein para enfrentar a sus principales competidores, con acusaciones de explotación laboral y de plagio a la espalda, enturbian sus buenos resultados.

Una de sus últimas actuaciones ha sido la apertura de una tienda en el centro de Madrid, aunque se trata de un establecimiento que estará a disposición de sus clientes de forma temporal. Además, su política de ofertar un tallaje bastante amplio en sus colecciones y de apostar por unos diseños bastante parecidos a los de Zara han hecho que Shein se gane un hueco en los armarios de muchos consumidores.

Además, desde el mes de abril, Shein ya vale más que H&M e Inditex juntas, ya que en una ronda de financiación fue valorada en 92.000 millones de euros. Esta cantidad supone más que la suma de las capitalizaciones bursátiles de la española Inditex (62.000 millones de euros) y de la sueca H&M (18.500 millones de euros).

Otra de las bases del éxito de Shein es que mantiene un modelo de negocio que es muy agresivo en las promociones porque presenta descuentos de hasta el 90% en su web. Lo que la corona como una de las marcas eCommerce favoritas de muchos consumidores, además, con su app ya ha superado las ventas de la app de Zara.

Shein factura sus ventas en España a través de una sociedad irlandesa

Sin embargo, la nueva sorpresa que ha dado Shein esta semana, no se trata acerca de una nueva crisis de reputación en las redes sociales, como nos tiene acostumbrados la firma, sino que el asunto ha subido aún más de nivel. En concreto, la última actuación de Shein está relacionada con el pago de impuesto de la compañía en España. Pero, no es lo único, ya que a la firma low-cost no paran de crecerle los enanos y, esta semana, se ha visto de nuevo salpicada por las acusaciones de explotación laboral.

SHEIN TRIBUTA A TRAVÉS DE UNA SOCIEDAD IRLANDESA

Recientemente, se ha descubierto que Shein factura sus ventas en España a través de una sociedad irlandesa. Así, las operaciones realizadas se ejecutan a través de Infinity Styles Ecommerce, una sociedad que tiene su sede en Dublín y que, a su vez, depende de otra sociedad domiciliada en Roadget Bussiness. Esta última está ubicada en Singapur, un territorio de baja tributación.

Sin embargo, este tipo de estrategia fiscal es legal, pero la compañía ha decidido no hacer ningún tipo de declaración acerca de esta nueva información que ha surgido.

La firma de moda ‘Fast Fashion’, actualmente, está centrada en su promoción de descuentos del 90%. Siendo esta su estrategia para adelantarse a las rebajas de verano y proponer estas ofertas con anterioridad, para superar a sus principales competidores: Inditex, H&M y Primark.  

Así, Shein se adelanta a las inminentes rebajas de verano en eCommerce, ya que la app de Shein, en la actualidad, acumula el 62% de la cuota de usuarios del sector moda. Solo seguida por la app de Vinted porque hay que llegar a la tercera posición para encontrar la app de H&M y a la quinta para encontrar la aplicación de Zara.

De igual forma, un reciente estudio elaborado por la Universidad Oberta de Cataluña (UOC) indica que el éxito de Shein se basa en que la firma presenta una calidad aceptable, precio económico y está al día de las tendencias del sector.

La compañía de moda, que comenzó su andadura en 2012 de la mano de Chris Xu, ingresó el año pasado alrededor de 10.000 millones de dólares (8.600 millones de euros), superando a la plataforma en línea de Inditex, que facturó 6.612 millones de euros, y suponiendo cerca de la mitad de lo que ingresó la multinacional gallega por todas sus ventas, según datos de Bloomberg.

ETIQUETAS CON MENSAJE OCULTO

Algunos recientes compradores han recibido su pedido de Shein con sorpresa, pero con una sorpresa un poco desagradable. En concreto, varios consumidores de la firma han quedado anonadados, tras abrir sus paquetes de Shein. Ya que, una vez que miraban las etiquetas con detenimiento, en estas se podían leer mensajes que pedían ayuda y socorro.

Varios influencers han mostrado estas etiquetas en la red social de Tik Tok. La usuaria @janne_valencia ha sido una de las influencers de esta red social que ha publicado este tipo de mensajes, que incluían frases como ‘S.O.S’ y ‘HELP’.

La compañía de ‘Fast Fashion’ siempre ha sido cuestionada por las sospechas de explotación laboral, ya que sus principales factorías se encuentran ubicadas en países como China, Bangladesh, India, Camboya, Sri Lanka y Malasia.


- Publicidad -