viernes, 1 julio 2022 15:59

Ucrania obliga a CEOE y sindicatos a acelerar el pacto salarial

Los problemas crecen. Ya se sabía que la espiral inflacionista iba a ser una cuestión peliaguda de cara a conseguir un nuevo Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC), pero la invasión de Ucrania y todas sus derivadas han complicado aún más las cosas a las patronales CEOE, CEPYME y las centrales sindicales (CC OO y UGT), que se ven muy presionadas por el contexto y el Gobierno para alcanzar, como mínimo, un pacto salarial. La fecha límite que se han marcado para conseguir este pacto es el 31 de marzo. Las partes van a tener que correr mucho, más de lo esperado. El tiempo apremia. La situación requiere, según numerosos analistas, un pacto de rentas, es decir, un pacto entre los agentes sociales que incluya contención equitativa de salarios, beneficios y dividendos. La recuperación del poder adquisitivo perdido se antoja una quimera en esta negociación.

LA GUÍA DE LOS INCREMENTOS

MERCA2 ha hablado con fuentes de la patronal CEOE y los sindicatos después de la primera reunión que mantuvieron en el marco de la mesa relativa al Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva. En esta se van a tocar muchos asuntos, pero el principal será la subida salarial, el incremento que servirá de marco para los convenios colectivos. Es la guía que marcará el paso en las negociaciones de convenios sector a sector y provincia a provincia.

El límite que se han marcado tanto la CEOE como los sindicatos es el 31 de marzo, lo cual hace pensar en una negociación de infarto, pues se ha establecido una cita por semana y las partes están lejos en cuanto a sus posiciones. «El acuerdo tiene que llegar rápido». Esto sí que lo tienen claro las partes, que quieren alcanzar un pacto que de tranquilidad tanto a las empresas como a los trabajadores. Con esa guía sabrán a que tener atenerse cuando haya que negociar los convenios. «No tendrían sentido alcanzar un pacto de rentas en octubre. Si esto se alarga mucho, es casi mejor dejarlo para el año que viene», ironizó en declaraciones a MERCA2 una fuente sindical presente en la primera cita.

Las partes coinciden en que el pacto tiene que llegar rápido

PORCENTAJES Y CLÁUSULA DE REVISIÓN

La misión se presenta difícil porque el conflicto Rusia-Ucrania tiene derivadas que se conocen, pero que es complejo saber hasta dónde pueden llegar. Baste como ejemplo la subida del precio del petróleo. Por ello, los empresarios defienden que tiene que haber moderación salarial, lo cual deja claro que no están por la labor de firmar un aumento salarial del 5%, como el que consideran fuentes de UGT que tiene que haber. En este marco, quedaría también la recomendación relativa a la inclusión en los convenios de la cláusula de revisión salarial. Lo que argumentan en la patronal es que el contexto de inflación, aumento de costes e incertidumbre -en un país como España que aún no está en los niveles de crecimiento anteriores a la pandemia-, aconseja prudencia en lo referido al incremento de los salarios. Este incremento afecta siempre más a las pymes que a las grandes empresas, que tienen más margen de maniobra.

INTERCAMBIO DE IMPRESIONES CON LA CEOE

La primera cita fue una toma de contacto. De hecho, CC OO y UGT no acudieron a la misma con una única plataforma. Fuentes sindicales esperan que haya unidad sindical en esta negociación, un punto fundamental porque, en caso contrario, el acuerdo puede ser inviable.

La reunión sirvió para «intercambiar impresiones« sobre el «conflictivo» tema de los salarios y para situar las diferentes materias a tratar en el marco de este acuerdo, entre las que ha citado la formación, la digitalización, las transiciones energéticas y las que la reforma laboral circunscribe a la negociación colectiva. «El tema más conflictivo, como era de prever, es el relacionado con los incrementos salariales. Nos hemos limitado a cambiar impresiones, analizando la situación económica y lo que repercutirá en la economía la invasión de Ucrania y teniendo también en cuenta el impacto que esto va a tener en la inflación», señaló la secretaria de Acción Sindical de Comisiones Obreras, Mari Cruz Vicente.

El último Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) venció el pasado diciembre de 2020 y desde entonces los agentes sociales tenían pendiente consensuar de nuevo los parámetros, por ejemplo, cuánto deben subir los sueldos en los próximos convenios que se renueven. En el IV AENC, el último, las horquillas pactadas estuvieron entre el 2% y el 3%.

EL 3% Y LO RAZONABLE

Desde los sindicatos insisten en que aún no se ha entrado en cifras y porcentajes concretos. No obstante, lo que trasladan a MERCA2 fuentes sindicales presentes en la mesa de negociación es que, con la inflación disparada la subida no puede firmar un aumento de menos del 3%. En el lado de la patronal no hablan aún de porcentajes, pero deslizan que la subida no puede vincularse solo al incremento del coste de la vida. Hay muchos elementos a tener en cuenta, según dijeron a MERCA2 fuentes de la patronal. Uno de esos aspectos clave es la productividad, por ejemplo.

Desde el ámbito empresarial, el presidente de CEOE, Antonio Garamendi, no ve “razonable” una cifra del orden del 5%. Garamendi apuesta por hacer un ejercicio de “contención y moderación” de los salarios ante la elevada tasa de inflación y el impacto que puede tener la guerra en Ucrania sobre la economía española.

En este punto, Garamendi dio un dato muy orientativo: el alza salarial que se ha aplicado desde enero al personal de CEOE es del 2,5%.

EL INVITADO DEL LADO GUBERNAMENTAL

En esta mesa de negociación del Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva hay un invitado que no está, pero se siente: el Gobierno. El Ejecutivo que preside Pedro Sánchez ya ha dejado claro que quiere que haya un acuerdo entre la patronal CEOE y los sindicatos en el que se cuente con un pacto de rentas. 

Un nuevo acuerdo entre los agentes sociales beneficiaría a la imagen del Gobierno. Esta ha quedado tocada por la inflación, que el Ejecutivo no está pudiendo atajar. Esta subida del coste de la vida, sobre todo afecta, a los más desfavorecidos, granero electoral del Gobierno. Por ello, El Gobierno quiere apuntarse el tanto de impulsar el acuerdo entre los agentes sociales. Un pacto que reduzca la pérdida de poder adquisitivo ayudaría al Gobierno en materia de imagen. El Gobierno se va a reunir con la patronal y los sindicatos para tratar de impulsar este acuerdo. Estiman que un pacto así servirá como factor de «confianza y estabilidad» para ciudadanos y empresas. La cita se celebrará antes de la reunión que CEOE, CEPYME y los sindicatos tienen prevista para el día 9 de marzo.

EL EJECUTIVO QUIERE IMPULSAR EL ENCUENTRO ENTRE LOS AGENTES SOCIALES

La intención del Ejecutivo es facilitar e impulsar el encuentro entre los agentes sociales para cubrir varios temas fundamentales. Se refiere la evolución de salarios, de los beneficios y de los dividendos empresariales y las medidas de apoyo a los colectivos vulnerables.


- Publicidad -