martes, 7 febrero 2023 5:12

Flywire, el unicornio valenciano que aspira a conquistar Estados Unidos

unicornio Merca2.es

Flywire es una de esas startups con ADN español que han saltado el charco y se están labrando un nombre en Estados Unidos. La firma dedicada a optimizar y organizar los servicios de pagos en empresas de sectores como la sanidad, la educación o los viajes comenzó a cotizar en el Nasdaq a finales de mayo de 2021. Y, aunque tiene su sede en Bostón, su origen y el desarrollo de su tecnología se ubican en Valencia.

Siguiendo los pasos de Glovo o Cabify, la tecnológica alcanzó el estatus de unicornio en 2020 tras recibir una ronda de financiación de 120 millones de dólares del gigante financiero Goldman Sachs. Tras esta megaronda, el banco de inversión se instaló en el capital de la empresa y cuenta con una participación que ronda el 3%.

Se trata de una inyección que le otorgó una valoración superior a los mil millones de dólares y que utilizó para seguir desarrollando su producto y dar el salto al mercado bursátil. Mismo objetivo que luego han logrado otras firmas españolas como Wallbox, el fabricante de baterías para coches eléctricos. Un camino hasta la cima recorrido a lo largo de los últimos trece años, cuando la empresa valenciana fundada por Iker Marcaide todavía se denominaba PeerTransfer.

En 2013 ya comenzaron a llamar la atención de fondos de capital riesgo importantes en España, consiguiendo captar financiación de firmas como Kibo Ventures, cofundada por el presidente de ASCRI (Asociación Española de Capital, Crecimiento e Inversión), Aquilino Peña. Desde entonces, el desarrollo de su producto ha ido impulsando a la empresa hasta lograr el sueño americano y dar el salto al parqué neoyorquino, una hazaña cada vez más común entre las startups españolas.

MÁS DE 2.500 CLIENTES

Han sido años de crecimiento hasta lograr en la actualidad una cartera de clientes globales superior a los 2.500 en los sectores de la educación, la sanidad, los viajes y el B2B (para otras empresas) en hasta 240 países. Asimismo, la fintech española admite más de 140 divisas diferentes en su plataforma de pagos.

El trabajo de Flywire consiste en facilitar los pagos internacionales, como puede ser el pago de una matrícula universitaria. Para ello la empresa utiliza el Flywire Advantage (Flywire Ventaja), que consiste en «la combinación de nuestra plataforma de pagos de última generación, nuestra propia red de pagos y el software específico para sectores verticales, a fin de ayudar a nuestros clientes a cobrar y a que los suyos paguen con facilidad, se encuentren en la parte del mundo donde se encuentren», tal y como explica la compañía en su página web.

A pesar de ubicarse en Boston y centrarse en países de todo el globo, la empresa también cuenta con clientes de gran renombre en España. De esta manera, el verano pasado firmaron un acuerdo con LaLiga para ofrecer opciones de pago en su proyecto educativo, LaLiga Business School.

Una alianza para facilitar y flexibilizar el sistema de pagos de los alumnos. Pero no solo tiene de cliente a la institución deportiva, sino que presta sus servicios a los principales centros educativos financieros del país, como lo son el IE, Iese y Esade.

EXPANSIÓN Y CRECIMIENTO

Recientemente han publicado los resultados correspondientes a 2021, reflejando cifras de crecimiento positivas. Sus ingresos aumentaron un 53%, hasta los 201,1 millones de dólares. En cuanto al margen bruto, Flywire aumentó un 2% en términos absolutos, a 62,3% en el año fiscal 2021, en comparación con 60,3% en el año fiscal 2020. Sin embargo, la pérdida neta fue registrada fue de 28 millones de dólares, en comparación con los 11 millones que perdieron el ejercicio anterior.

Pero el verdadero crecimiento registrado ha estado en el volumen total de pagos. La fintech aumentó un 76 % esta cifra, hasta los 13.200 millones de dólares, a diferencia de los 7.500 millones registrados en 2020. Cifras que han ido acompañadas de una ambiciosa estrategia de expansión internacional a través de varias operaciones de potenciación de su negocio.

De esta manera lo demostró el año pasado con la adquisición del proveedor de software WPM, que permite experiencias de pago seguras para universidades y colegios de Reino Unido. En este sentido, también han expandido su negocio de educación digital en Canadá y en países clave de América Latina como Brasil, Colombia, México, Perú y Chile.

Flywire espera seguir con el crecimiento de la cifra de negocio a lo largo del 2022. La compañía estima obtener unos ingresos de entre 266 y 276 millones de dólares este año y un ebitda ajustado que varíe de los 9 a los 13 millones de dólares. Lo que está claro es que el potencial de la empresa de origen valenciano le ha llevado a colocarse como una de las grandes startups españolas que, no solo alcanzan el selecto club de los unicornios, sino que se lanzan a la conquista del mercado estadounidense.


- Publicidad -