jueves, 21 octubre 2021 13:14

Carrefour y Auchan: una fusión con muchas voces en contra

Hace unos días saltaba la noticia sobre una posible fusión entre Carrefour y Auchan, dos de los supermercados más importantes de Francia. Aunque ninguno de los dos ha querido dar declaraciones, es una operación muy jugosa para ambos ya que pueden ver reforzada su posición tanto dentro como fuera de las fronteras francesas.

Hace apenas cinco días el diario francés Le Monde publicaba que Alexandre Bompard, consejero delegado de Carrefour, había estado negociando con Auchan para realizar una hipotética fusión. Al parecer, estas negociaciones habrían avanzado desde la primavera hasta este verano, donde la diferencia de posiciones de ambas compañías habría hecho que se parasen, por el momento, las conversaciones.

Ambas empresas son muy diferentes. Mientras que Carrefour es una compañía que cotiza en bolsa, Auchan es una empresa puramente familiar y no quiere romper esta filosofía. Esto sería un escollo a salvar para que el grupo pequeño francés se volviere a sentar a la mesa.   

Por su parte, Auchan ha querido dejar claro que nunca venderán la empresa. El fundador de Auchan, Gérard Mulliez, quiso manifestar su opinión en ‘La Voix du Nord’. «No se trata de discutir e intercambiar para acercarse a nadie, menos aún de vender Auchan o de realizar algún tipo de transacción financiera con un competidor. Lo digo como fundador de esta empresa y del Grupo. Auchan es consciente de sus problemas y es bastante capaz de corregirlos, sin renunciar a su independencia económica que no es negociable».

«nunca venderemos la empresa, aunque creen que el futuro se construye con intercambios»

Sin embargo, aunque su posición es firme, a sus 90 años Mulliez ya no es el encargado de tomar las decisiones en la compañía. Esto indica que, aunque su voz la tendrá en cuenta la familia Mulliez (socios mayoritarios de la empresa) serán ellos los que decidan finalmente los pasos que debe tomar la empresa para velar por sus intereses presentes y futuros.

CARREFOUR, EL GRAN BENEFICIADO

A pesar de las palabras del fundador, este acuerdo aún puede ser posible si consiguen salvar las diferencias que el separan. Por un lado, Carrefour lleva años buscando alianzas con otros grupos que le permitan mejorar su presencia en el mercado. Ya en 2018 lo intentó con la cadena francesa Casino, pero las conversaciones no llegaron a buen puerto.

Por su parte, el presidente de la Asociación de la Familia Mulliez, Barthelemy Guislain, matizó que jamás venderán Auchan. Sin embargo, matiza un poco la posición del patriarca y deja la puerta abierta a posibles asociaciones futuras. «Creemos que el futuro se construye a través de intercambios, apertura a los demás y potencialmente a través de asociaciones lideradas por nuestras empresas independientes».

En el caso de que esta fusión se produjese en algún momento, el mayor beneficiado sería Carrefour. Actualmente en Francia esta empresa es la segunda copando el 19,7% de las ventas. La única empresa que tiene por encima sería E.Lecrerc. Por su parte, Auchan, en su país de origen, se sitúa quinta con 9,2% de las ventas. En el caso de que se fusionasen, se convertirían en la primera cadena de distribución francesa.

Algo parecido le pasaría en España. Carrefour es el segundo supermercado por cuota de mercado con un 9,2% de ventas, según Kantar. Su principal competidora, Mercadona, tiene una incidencia de un 24,8%. Aunque con la unión entre Carrefour y Auchan las empresas francesas no conseguirían alcanzarla, al menos sí reducirían su diferencia y, lo que es más importante, sacarían mucha ventaja a la tercera, Lidl.

OPOSICIÓN DEL GOBIERNO FRANCÉS

En el caso de que ambas compañías llegasen a un punto común, esto no sería suficiente para que la operación pudiese seguir adelante. De hecho, tal y como están las normas francesas, el Gobierno francés la tumbaría. Al unirse, Carrefour-Auchan coparían cerca del 30% del mercado, algo que no ve con buenos ojos la mayor representación del país vecino ya que estarían vulnerando las regulaciones antimonopolio.

Pero, aunque el Gobierno francés hiciese la vista gorda y dejase que continuaran con la fusión, hay voces que dicen que nunca saldría bien. El analista francés Clement Genelot de Bryan Bank Garnier & Co, afirma que «una fusión entre las cadenas de supermercados francesas Carrefour y Auchan no es ni factible ni deseable».

Este experto descarta totalmente la fusión a nivel mundial pero sí cree que puedan llegar a acuerdos concretos en determinados países que les permita fortalecer su posición. Al fin y al cabo, el porfolio de ambas compañías es complementario lo que facilitaría la puesta en marcha de esta operación.

Por su parte, Tangi Le Liboux, analista de Aurel BGC, afirma que la operación no parece creíble ya que es muy complicada. «Auchan es privada, controlada por una familia, los empleados son accionistas, querrán un precio irrazonable mientras que la distribución a gran escala es muy poco valorada en el mercado de valores. Y Auchan claramente no es el grupo mejor ubicado en Francia, frente a independientes como Leclerc, Intermarché y otros. Carrefour dependería aún más de los hipermercados. Además, sería malo para la cotización de la bolsa de Carrefour. La fusión llevaría años, mientras que lo digital no espera».

Hasta el momento, ninguna de las dos empresas ha querido confirmar la noticia. Ni siquiera Carrefour, que es la empresa que más busca esta alianza con un gran grupo de distribución. Tendremos que esperar a ver cómo avanzan los acontecimientos, pero, al menos hasta ahora, los analistas no apuestas por ellos.


- Publicidad -