domingo, 24 octubre 2021 8:02

Qué piezas del coche se deben revisar para pasar la ITV

Al momento de realizar la Inspección Técnica del Vehículo es necesario llevar a cabo un proceso previo de revisión del coche. De esta manera, los conductores tienen la posibilidad de pasar la ITV satisfactoriamente y sin ningún tipo de problemas.

La ITV es una inspección periódica a la que todos los coches con más de cuatro años desde su matriculación están obligados a someterse. Ante el permanente desastre que suele provocar el uso cotidiano, los propietarios deben conocer las piezas y elementos del coche que serán inspeccionados.

Por ejemplo, comprar centralitas es una de las tareas más comunes que deben realizar los propietarios de coches antes de pasar la ITV. Junto a los sistemas de iluminación del coche, el buen funcionamiento de la centralita del motor es uno de los aspectos más importantes durante la inspección.

Los neumáticos

Además de la centralita, los neumáticos son una de las partes del coche que los conductores deben revisar antes de la ITV. Los neumáticos no pueden tener elevados niveles de desgaste o desgastes anormales en determinadas zonas de la banda de rodadura

Independientemente de la Inspección Técnica del Vehículo, mantener los neumáticos en buen estado es un elemento de gran importancia para la seguridad del conductor y sus pasajeros.

El sistema de iluminación

Otro de los elementos que no se pueden pasar por alto durante la inspección periódica del coche es su sistema de iluminación. En este caso, se incluyen las luces de posición, las de cruce, las de marcha atrás y las largas. También es necesario incluir las luces intermitentes, las luces de freno y las luces antiniebla.

Pérdida de fluidos

Durante la Inspección Técnica del Vehículo, la pérdida de fluidos del coche es uno de los aspectos más importantes que suelen ser verificados. En caso de pérdidas de aceite, el coche no podrá pasar la ITV, por lo que hay que comprobar su nivel con el objetivo de detectar posibles fugas.

De igual manera, la fuga de líquido refrigerante o de aceite de la caja de cambios también supone un problema que debe ser resuelto antes de pasar la ITV.

La centralita (ECU)

La centralita se considera como una de las piezas más importantes que los conductores deben revisar antes de la ITV debido a la gran cantidad de funciones que esta pieza cumple. Si la ECU posee alguna avería, el coche puede experimentar problemas de potencia, exceso de consumo, emisión de humo oscuro o incluso, puede impedir el arranque del motor. 

El uso cotidiano del coche puede desgastar la centralita, agrietando la placa debido a las vibraciones del coche o a las altas temperaturas. Todos estos factores inciden sobre el buen funcionamiento de la centralita, la cual debe ser revisada para pasar el ITV.

Estas son algunas de las principales piezas y elementos del coche que los conductores deben mirar antes de llevar a cabo la Inspección Técnica del Vehículo. Analizar el buen funcionamiento de estas partes puede ayudar a los propietarios a pasar la ITV de forma satisfactoria.


- Publicidad -