martes, 28 septiembre 2021 6:05

Avances en tema de neumáticos: Más seguridad y ecología

El entorno automovilístico siempre se encuentra en una permanente fase de investigación y desarrollo con base en su tecnología, esto para obtener coches mucho más eficientes y seguros. Esto ocurre a tal punto que cada una de las partes de los coches se somete a arduos análisis y estudios que permitan ofrecer las mejores prestaciones en diferentes ámbitos. Siendo así, los neumáticos no podrían escapar de esto.

Los neumáticos son el único elemento existente en los coches que tiene un contacto directo y constante entre los vehículos y la superficie terrestre, por ello es que resulta más que importante el mantener una innovación tecnológica en ellos. Hay muchos tipos de neumáticos y con distintas características para cada vehículo.

La ecología y los neumáticos

En primera instancia, los compuestos con los cuales son fabricados estos elementos han mejorado notablemente su estructura interna, haciéndolos más ecológicos. Por un lado, la fricción con el asfalto se ha buscado reducir al máximo a fin de que la adherencia no esté comprometida. Esto debido a que, mientras haya más fricción más arrastre se presente, gastando así más combustible al contar con un coche que necesita superar fuerzas contrarias mayores para su desplazamiento. Entonces, al disminuir esta fricción se alcanza una gran reducción sobre el consumo de combustible que tendrá el motor.

Otro aspecto en el cual se ha tomado en consideración la ecología en la fabricación de neumáticos es en cuanto a los residuos. Con su uso estos se desgastan y, aunque no parezca, son millones las partículas de caucho que se esparcen sobre las carreteras. Tales partículas han venido experimentando una transformación en su composición, buscando que sean lo más asimilables por parte del medio ambiente.

De igual manera ocurre con los neumáticos muy viejos, los cuales se ha procurado que con su reciclaje y reutilización sus residuos se vean reducidos y, al mismo tiempo, las emisiones durante el proceso de elaboración se reduzcan.

La seguridad en los neumáticos

 Otra evolución relevante que han tenido estos vitales componentes de los coches son las mejoras constantes sobre el diseño del dibujo de sus bandas de rodadura. Esto ha venido presentándose con el objetivo de ofrecer una gran adherencia bajo cualquier condición meteorológica, sin que sus propias características ecológicas se vean comprometidas. De igual manera, tales mejoras sobre estos dibujos han venido mejorando bajo la primicia de implementar evacuaciones de agua en su superficie, lo que reduce la cantidad de accidentes ocurridos sobre el asfalto mojado.

Otra novedad que con el tiempo se ha ganado un puesto como característica indispensable son las propiedades anti pinchazos, neumáticos que se conocen comúnmente como “Run Flat”. Esta composición permite circular sin aire algunos kilómetros a bajas velocidades, permitiendo al conductor dirigirse al taller más cercano o al lugar ideal para solicitar un servicio de asistencia vial.

La estructura de estos neumáticos cuenta con un diseño de flancos sumamente rígidos que logran soportar el peso del coche en ellos sin requerir de aire en su interior. La rigidez adicional que se menciona impide que se estropeen por la falta de aire, manteniendo su composición interna y garantizando su posterior reparación en caso de ser necesaria.

Innovación en los neumáticos del futuro

Finalmente, los populares vehículos eléctricos también disponen de increíbles novedades en materia tecnológica en donde se incluyen a los neumáticos. Para esta clase de vehículos han venido desarrollándose unos neumáticos que contienen un diseño único que se centra en la reducción de la resistencia a las rodaduras a fin de gastar la menor cantidad de energía proporcionada por las baterías. Además de contar con un diseño aerodinámico minuciosamente estudiado para evitar las turbulencias generadas con las rodaduras.

Asimismo se ha buscado que este tipo de neumáticos, en específico, genere la menor cantidad de ruido posible, pues en cualquier coche, el hecho de que no emita ruidos los hace mucho más sensibles y resistentes en este aspecto.


- Publicidad -