domingo, 19 septiembre 2021 16:37

Los promotores se ponen de parte de los jóvenes para el acceso a la vivienda

La dificultad de acceso a la vivienda para los jóvenes es cada vez más evidente. El perfil tipo de los propietarios jóvenes en España corresponde a una persona de 31 años de media, con poco capital ahorrado, que necesita una financiación del 90% y se decanta por una hipoteca variable o mixta, según UCI (Unión de Créditos Inmobiliarios).

En cuanto al esfuerzo salarial bruto que tienen que realizar, el análisis indica que los jóvenes españoles de entre 25 y 34 años, con un salario medio de 19.563,03 euros (según la encuesta de Estructura Salarial del INE), necesitan 8,82 años de sueldo anual íntegro para hacer frente a una hipoteca tipo de 172.675 euros. Y antes de comprar haber estado al menos 5 años ahorrando la mitad de su sueldo para disponer de la entrada.

Dentro de este contexto, algunas promotoras, con APCEspaña a la cabeza, han pedido a la Administración un apoyo a este sector de la población, que encuentra dificultades para comprar vivienda. Concretamente, la promotora ha propuesto al Gobierno un plan para que este avale hasta 11.200 millones para 330.000 viviendas, según informa Cinco Días.

La propuesta de Apce apuesta por que el Estado avale a menores de 34 años que no pueden desembolsar el 20% de la entrada de la vivienda, pero que sin embargo si tienen solvencia y capacidad de pago para hacer frente a una hipoteca. La idea es que el comprador abone el 5%, y la entidad financiera conceda el crédito de hasta el 95% con el aval de la Administración.

Esta iniciativa está inspirada en el famoso programa británico Help to Buy, en el que se permite comprar una vivienda con un depósito del 5% y una hipoteca del 75%, mientras que el 20% lo presta el Gobierno.

los jóvenes de 25 a 34 años compran viviendas con precios medios de 190.973 euros

Según los datos de las operaciones formalizadas por UCI, los jóvenes de 25 a 34 años de nuestro país compran viviendas con precios medios de 190.973 euros y se decantan principalmente por hipotecas de tipo variable o mixto, que alcanzan hasta el 90% de financiación e importes medios de 172.675 euros, un 29% más que la media nacional.

Si se construyesen esos 330.000 hogares, la patronal calcula que las Administraciones se embolsarían alrededor de 15.050 millones en tributos (8.850 millones en impuestos directos) debido a la actividad constructora. Además, se crearían 792.000 empleos.

El presidente de la patronal, Juan Antonio Gómez-Pintado, declaró durante el salón inmobiliario SIMA que «la demanda está ahí. Más de un millón de jóvenes tienen capacidad de pago, pero todavía no han tenido capacidad de ahorro». «Entendemos que lo lógico sería que dentro del plan nuevo de vivienda que se desarrolle se contemple no solo la vivienda en alquiler, que es muy lícito, pero tampoco podemos denostar a un sector como el nuestro que fundamentalmente está basado en la vivienda en compra», agregó.

AUMENTO DE LAS HIPOTECAS

El avance de la vacunación ha permitido que muchos sectores, entre ellos el inmobiliario, recuperen volúmenes de negocio prepandemia. Tanto es así que en el primer trimestre del año las compraventas aumentaron un 1,5% interanual. Además, el pasado mes de junio esta cifra se disparó un 71,2%, con respecto al mismo mes de 2020, según datos del INE (Instituto Nacional de Estadística).

Por su parte, el número de hipotecas sobre viviendas inscritas en mayo es de 35.225, un 37,4% más que en el mismo mes de 2020, cuyo importe medio también crece un 5,4% hasta los 133.611 euros, con un interés promedio del 2,31% y titulares con edades entre los 35 y 40 años.


- Publicidad -