domingo, 19 septiembre 2021 15:55

FCC intenta recuperar su ritmo apoyado en sus áreas de negocio

Fomento de Contratas y Construcciones, o FCC, ha superado en el primer semestre de 2021 los resultados obtenidos en el primero de 2019. Pero no ampliamente. El rumbo de la compañía sigue siendo bueno, pero todavía le queda mucho por recuperar tras la crisis del pasado año. En el primer semestre de 2021, FCC elevó sus ingresos hasta los 3.168 millones de euros, frente a los 2.993,8 millones que consiguió en el mismo periodo de 2019.

La recuperación tras las medidas de restricción ha sido común a todas las áreas de negocio de la compañía. De hecho, el resultado neto atribuible que ha registrado es de 232,5 millones de euros, más del triple de los 75,9 millones ganados en el mismo periodo de un año antes, gracias sobre todo a la mejoría en los márgenes de operaciones del conjunto de las actividades, que se ha elevado hasta el 16,7%.

Este aumento ha venido liderado por las actividades de construcción y cemento, que son las que mayor variación han tenido respecto al pasado año, con un 165,5% y un 86,2%, respectivamente. Pero no son las que más han contribuido en términos monetarios. Ha sido la división de medioambiente y la de agua la que han aportado 248,1 millones y 134,2 millones, respectivamente.

La misma tónica fue la predominante en 2019, cuando el ebitda llegó a 461,3 millones de euros, y el margen de explotación aumentó un 15,4% respecto al anterior año. En 2019, fueron las actividades «utilities», medioambiente y agua, generaron un 76,3% del ebitda consolidado en el periodo.  

en 2019 el ebitda llegó a 461,3 millones de euros, y el margen de explotación al 15,4%

ÁREAS DE NEGOCIO

Volviendo a este presente año, durante los primeros seis meses los ingresos por cada rama de la compañía han crecido respecto al primer semestre de 2020. Igualmente ha sido así respecto a 2019, excepto el área de construcción, que pasa de haber ingresado 769,3 en 2019 a 768,2 en 2020, una pérdida que no ha afectado mucho al grupo ya que el incremento de los ingresos ha sido del 5,8% respecto a 2019.

En cuanto al área de medioambiente, los ingresos han sido de 1.564,6 millones de euros, además de aportar un 46,9% del ebitda durante el primer semestre. La principal actividad (el 80,3%) en esta rama es la prestación de servicios de recogida, tratamiento, reciclaje y eliminación de residuos, y la limpieza de vías públicas.

Los buenos resultados en esta rama vienen por las adjudicaciones que la compañía ha recibido sobre todo en EE.UU. En el estado de Florida, la compañía ha sido elegida para una cartera de más de 110 millones del servicio de recogida de residuos sólidos en Wellington y para un lote del contrato de recogida de residuos sólidos residencial en Hillsborough por ocho años y una cartera de 230 millones de euros.

Igualmente, en España FCC ha aumentado su actividad de tratamiento de residuos. La compañía ha conseguido un contrato con el Ayuntamiento de Valladolid con una cartera que asciende a más de 110 millones de euros durante 11 años, y que tendrá una inversión de 45 millones.

Respecto a la rama de agua de la compañía, sus ingresos no tuvieron el mismo incremento que las otras. En este semestre de 2021, solo crecieron un 0,4%, debido a la recuperación en la actividad principal de concesiones que compensó la menor contribución de la actividad en tecnología y redes. El ebitda de esta área alcanzó 134,2 millones de euros, un aumento de un 6,8% respecto al año pasado, apoyado en la mayor contribución de la actividad de concesiones y servicios, especialmente en España.

En el sector de la construcción los ingresos aceleraron su crecimiento en el segundo trimestre hasta alcanzar un 13,8% en el conjunto del semestre, centrado en el mayor ritmo de avance programado en ciertas obras relevantes en el ámbito internacional, especialmente en Europa, México y Chile. Además, en España mantuvo un sostenido ritmo de aumento de la actividad con una subida del 12,1%, donde el desarrollo de proyectos en curso fue superior en el segundo trimestre a igual periodo del año pasado.

Respecto al ebitda, esta área fue la que mayor variación respecto al pasado año tuvo. En todo el semestre, alcanzó 46,2 millones de euros, con un incremento de un 165,5% respecto el primer semestre de 2020, en línea con la programación prevista en la cartera de proyectos y con una sustancial mejoría al recuperarse el ritmo de desarrollo respecto las disrupciones sufridas por paradas de actividad en el ejercicio pasado.

En cuanto al cemento, los ingresos aumentaron un 27,9%, hasta los 221,6 millones de euros, debido principalmente a mayores volúmenes de venta en los mercados locales de España y Túnez, que reflejan el aumento de consumo derivado de la demanda retenida en igual periodo del ejercicio anterior, con un aumento concentrado en el sector privado.

Mientras que en España la cifra de negocio aumentó un 21% hasta 133 millones de euros, en el mercado local de Túnez la cifra de negocio creció un 36,4% alcanzando 31,5 millones de euros.


- Publicidad -