viernes, 22 octubre 2021 0:08

“Donde estén los pimientos españoles que se quiten los peruanos”

Antes de empezar la cata, Jonatan Armengol nos ha dado un consejo a la hora de comer pimientos piquillo de bote. “Es mejor calentarlos, pero no en el microondas. En una sartén los echáis, los marcáis un poco por cada lado, sin el jugo. Si los queréis más suaves, una vez marcados, le echáis su jugo para que se hidraten”.

Nuestro crítico de cabecera y único catador invidente de España ha tenido que comerlos fríos. A pesar de sus reticencias, no ha salido mal parado. En la mayoría de cadenas, en nariz, tienen notas ahumadas y la textura un poco cruda indicando que le falta asado.

¿Sabrías reconocer la procedencia del pimiento sin leer el bote? ¿Solo por el sabor? Jonatan sí. Si quieres verlo por tus propios ojos además de conocer nuevas recetas que hacer con estos socorridos pimientos, no te pierdas el vídeo.


- Publicidad -