martes, 15 junio 2021 5:17

Enrique Isidro (Almagro Capital): “Seguimos a nuestro ritmo, ambicioso y creciendo”

Desde diciembre de 2020 a abril de 2021, Almagro Capital ha incrementado el Valor de Activos Netos (NAV) un 4%, llegando a los 51,5 millones de euros, mientras que su valor de mercado de los activos ha experimentado un crecimiento del 26% pasando de 42,8 millones a 54 millones.

Parecen números de grandes empresas, pero la socimi cuenta con 5 años de vida y está enfocada en el mercado residencial para personas de la tercera edad. Su consejero, Enrique Isidro es claro: “hemos venido para quedarnos, desarrollar el proyecto y estamos dando los pasos en consecuencia”.

El valor añadido de esta compañía es que es única en su especie. “No hay nadie desarrollando este modelo en España. Llevamos 5 años desarrollándolo, perfeccionándolo y flexibilizándolo, ya que cada uno de los inmuebles tiene sus propias circunstancias y motivaciones” comenta Enrique Isidro.

Se trata del modelo de vivienda inversa. “Nuestro modelo es que tú vendes la vivienda y nosotros la adquirimos junto con un contrato de alquiler que es a largo plazo sobrepasando la esperanza de vida con holgura” destaca Isidro. El consejero de Almagro Capital insiste en que esta opción es diferente de las conocidas como hipoteca inversa, sale & list back y nuda propiedad. Estos modelos “obligan” al propietario a hacer una elección: quedarse o irse.

Pero el modelo de Almagro Capital no. El propietario de la vivienda puede elegir cuánto tiempo quedarse, ya que el horizonte temporal es alargado. Si se queda y sobrepasa el horizonte de vida, se le reduce el alquiler, dejándolo en los costes de comunidad. Si por el contrario decide irse, la compañía le devuelve el alquiler no consumido. Es decir, “bajo la figura jurídica de alquiler recoges los beneficios de la nuda propiedad y del modelo sale & list back” comenta Enrique Isidro.

El proyecto no necesita abuela. “Me parece un proyecto fantástico porque la propia filosofía y mimbres del proyecto te llevan a sacar un producto financiero rentable, con responsabilidad social, en un producto innovador y en un mercado creciente” apunta Isidro.

MOMENTO IDEAL

La socimi se encuentra en su mejor momento y no le teme a los vaivenes del sector inmobiliario. “Tenemos el 93% de nuestra cartera invertida en primer y súper prime. Esto significa que todos los riesgos inmobiliarios que pueda haber se encuentran muy amortiguados por la calidad del inmueble” apunta Enrique Isidro.

Además, ahora mismo su mayor accionista es Ibervalles con una participación del 23%. La compañía entró en la socimi en la ampliación de capital de octubre de 2020 con compromiso de apoyar el plan estratégico de crecimiento de Almagro a cinco años, manteniendo una participación del 20% con una inversión de hasta 100 millones de euros.

La ampliación de capital que solicitaron recientemente a su Junta de Accionistas por 50 millones de euros ha sido aceptada y ya se encuentran trabajando en ella. Ibervalles ha ejercido su derecho de suscripción preferente durante esta ampliación. Es más, prevén invertir todo este capital durante los próximos 12 meses. “No es ni más ni menos que otro paso más en el desarrollo de nuestro plan estratégico. Queremos durante los próximos tres años invertir 250 millones de euros. Es el desarrollo de la empresa, la ampliación de capital que se realizó el año pasado está prácticamente invertida. Seguimos a nuestro ritmo, ambicioso y creciendo” comenta Isidro.

Igualmente, ya están planeando su ramificación por otras ciudades españolas, e incluso en Portugal. “Actualmente nuestra cartera está en Madrid, tenemos previsto País Vasco, Barcelona, Valencia, Sevilla, etc. Además, tenemos autorización de la Junta para analizar las posiciones de Oporto y Lisboa. Ahora mismo estamos sobre Madrid, pero creo que este mismo año o sino el siguiente comenzaremos a tener algo en otras capitales” confiesa el (cargo).

PÚBLICO OBJETIVO

En España, el envejecimiento de la población es un hecho y un problema. En nuestro país hay alrededor de 9 millones de personas mayores de 65 años, esto es, el 19,6% de la población. Pero dentro de 20 años, este porcentaje pasará a ser el 28,8%, lo que dejará un país totalmente envejecido. En su inmensa mayoría son personas que sus recursos económicos están basados en su pensión.

De estos, el 90% de ellos tienen vivienda en propiedad. El 85% de los ahorros está invertido en esa vivienda. El 70% de esa población solo tiene como ingresos la pensión, y para el 65%, la pensión es inferior a 1.300 euros al mes. “Esta es la fotografía actual” confirma Isidro.


- Publicidad -