lunes, 21 junio 2021 9:32

El mercado inmobiliario capea el temporal

Sociedad de Tasación ha publicado un nuevo Mapa del Tiempo Urbanístico, en el que analiza la situación del mercado del suelo en España. En esta ocasión, los resultados del informe indican que la pandemia no ha tenido un gran impacto, por ahora, en el precio de la vivienda. Si bien la actividad se está recuperando, este estudio destaca cómo el mercado del suelo residencial se mantiene expectante y prudente, a la espera de cómo evoluciona la Covid-19,

A nivel nacional, las pocas actuaciones promotoras que se están llevando a cabo tienen lugar en las grandes ciudades y en sus áreas metropolitanas. Esto último responde, también, a la tendencia que ha generado el teletrabajo y que podría favorecer que muchos profesionales opten por salir del centro de las ciudades y decidan fijar su residencia en el área metropolitana de los grandes núcleos de población o incluso en provincias limítrofes.

Actualmente, las dos tendencias en alza del sector son la intención de compra de viviendas unifamiliares con más espacios abiertos, tanto comunitarios como privados, como jardines o terrazas; y la mayor búsqueda de inmuebles sostenibles.

En relación a los costes de construcción, uno de los factores que más está marcando la evolución de las promociones y el precio de las viviendas son las innovaciones en términos de eficiencia energética y sostenibilidad que introduce el nuevo Código Técnico de la Edificación (CTE). Esto, en ocasiones, se traduce en un ligero incremento de los costes de construcción.

COMUNIDADES

En cuanto a las comunidades que acaparan la mayor actividad económica, Madrid y Cataluña se sitúan como líderes en la clasificación. Por un lado, Cataluña mantiene una gran heterogeneidad, con acusada diferencia entre la ciudad de Barcelona y las zonas de costa y el interior de las provincias de Gerona y Lérida. Por su parte, Madrid ha mantenido el giro de la demanda experimentados meses atrás hacia la vivienda unifamiliar, la autopromoción, las ubicaciones fuera de los cascos urbanos consolidados.

Cabe destacar el caso de Baleares, donde aún se pueden observar los efectos de la situación derivada de la pandemia. Tradicionalmente, esta autonomía era una de las que ejercían, junto a Madrid y Barcelona, como motor inmobiliario en España. Sin embargo, su dinámica de crecimiento se ha visto frenada por el coronavirus.


- Publicidad -