lunes, 10 mayo 2021 1:10

Las restricciones en Semana Santa provocarán una caída de ventas de hasta el 70% en la restauración

Las restricciones y el cierre perimetral impuesto por las comuniades autónomas, excepto Canarias y Baleares, previstas para el puente de San José y la Semana Santa, acordadas por el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS), provocarán pérdidas de hasta el 70% de la facturación en la restauración, según las estimaciones realizadas por JS Brokers, agencia especializada en operaciones de venta, traspaso y alquiler del sector.

“La Semana Santa era vista por este sector como un balón de oxígeno que les permitiera reducir el número de las pérdidas que atesoran y como una antesala del inicio de la temporada de verano, que pudiera salvar sus negocios y el 2021”, ha explicado la firma.

No obstante, la agencia señala que las restricciones por la pandemia establecidas para este período tendrán “graves consecuencias para la hostelería, que podría facturar hasta un 70% menos”.

La Semana Santa de este año era vista por el canal Horeca como el inicio de la recuperación para el sector. “El verano tampoco se espera que sea el inicio de la luz al final del túnel, tal y como se reflejaba según los pronósticos de finales de 2020, por lo que vamos a tener un 2021 en el que el objetivo de los empresarios será poder llegar a final de año sin pérdidas”, indica.

La agencia considera que la prueba de fuego para hoteles y restaurantes será cuando tengan que empezar a devolver los créditos ICOs y cree que que la recuperación prevista para 2022 y 2023 servirá únicamente para devolver todos los fondos solicitados en 2020 y 2021.

“Los hosteleros y hoteleros han empezado a reflexionar sobre el futuro y están buscando oportunidades para deshacerse de sus activos y saldar deudas. Al mismo tiempo, los fondos de inversión han empezado a mover ficha para hacerse con hoteles y cadenas de restaurantes”, ha alertado.

De esta forma, JS Brokers prevé un aumento de operaciones para el segundo semestre del 2021. “El número de operaciones se duplicarán e, incluso, pueden llegar a triplicarse, sobre todo, entre grupo pequeños y medianos que ya no tendrán liquidez una vez haya finalizado la moratoria para devolver los ICOs”, ha lamentado.


- Publicidad -