whatsapp robar

WhatsApp es la herramienta de comunicación más utilizada en todo el mundo, con más de 2.000 millones de usuarios. Ha sido la primera aplicación de mensajería instantánea, pero también la que más dudas y desconfianza está provocando en los usuarios en lo que respecta a la seguridad. Precisamente su popularidad es lo que la convierte en objeto de interés de ciberdelincuntes y ladrones de cuentas. Cada vez son más las personas que se están pasando a otras aplicaciones alternativas, pero el uso masivo de WhatsApp prácticamente obliga a los usuarios a permanecer presentes en esta red social. Por eso conviene saber cómo se pueden hacer con nuestra cuenta, y como debemos proceder, en el caso de que nos la roben, para recuperarla.

Una de las formas por la que terceros pueden acceder a nuestra cuenta, es mediante el código de verificación. Es la clave que recibimos por SMS cuando activamos la app en un nuevo dispositivo, y sin ella no podemos acceder a nuestro perfil ni a nuestros chats. Evidentemente, nadie le proporcionaría esta combinación así como así a un desconocido, y aquí entra en juego el ingenio. Los atacantes suelen aprovecharse de los usuarios menos experimentados, a través de mensajes de texto engañosos donde se les advierte que el perfil de WhatsApp está dañado o que va a ser eliminado, y que solo se puede recuperar remitiéndole dicho código. A partir de ahí el ladrón ya puede apropiarse de la cuenta del incauto e interactuar con todos sus contactos, generalmente con el objetivo de bombardearlos con spam, y de paso repetir el truco con cada uno de ellos para tratar de acceder también a sus perfiles de WhatsApp.

whatsapp

Si nos vemos en esta tesitura, el primer paso es advertir a nuestros contactos de WhatsApp (por email, o por otra app de mensajería) de que nos han robado la cuenta, y dar la voz de alarma para que no caigan en la misma trampa. El segundo paso es registrar de nuevo nuestro número de teléfono en la aplicación para que nos envíen un nuevo código por SMS. En cuanto introduzcamos la nueva clave, el ladrón será expulsado automáticamente de la cuenta. Puede ocurrir el delincuente haya activado la verificación en dos pasos, en cuyo caso estaremos obligados a esperar una semana para introducir el código y recuperar el uso normal de la aplicación. Durante esos días será inaccesible para todos, también para el usurpador.

Activar este sistema de verificación puede ayudar a prevenir a que nos roben la cuenta, ya que requiere introducir dos códigos diferentes, uno elegido por nosotros, y otro proporcionado por SMS. Es tan fácil como acceder a ‘Configuración’ o ‘Ajustes’, pulsar en ‘Cuenta’ y ‘Verificación en dos pasos’.

En el caso de que nos roben o perdamos el móvil, lo primero es contactar con el operador que corresponda para que bloquee nuestra tarjeta SIM, y después pedir un duplicado. Así podremos volver a instalar y activar WhatsApp desde un dispositivo nuevo, con nuestro código de verificación, y recuperar todas las conversaciones. Mientras tanto, para evitar que terceras personas tengan acceso a nuestras conversaciones privadas, debemos desactivar la cuenta. Esto se puede solicitar mediante un email a ‘[email protected]’ , con el siguiente texto: ‘Teléfono robado/extraviado: Por favor, desactiva mi cuenta’ y a continuación nuestro número de teléfono.