martes, 7 diciembre 2021 19:31

UpSkill España: la formación, el próximo gran desafío de nuestro país

Nace el movimiento para impulsar la formación como motor de cambio, con el fin de cerrar la brecha de talento digital que acredita pérdidas de ingresos de más de 360 millones de euros al año.

Nos encontramos con un futuro incierto y cambiante, donde el cambio es la máxima de nuestro día a día. El coronavirus no sólo ha puesto en jaque nuestra forma de vida y trabajo, sino que ha transformado la manera que tenemos de ver y entender el mundo. Nuevos desafíos requieren nuevas estrategias, y las compañías han visto como los proyectos de transformación digital que tenían previstos para dentro de 3 y 5 años se han acelerado precipitadamente.

Las compañías españolas se han visto especialmente sacudidas por el cambio y esto ha afectado especialmente a sus plantillas donde ya estamos viendo las consecuencias del impacto económico de esta transformación acelerada en un mercado laboral ya de por sí inestable. Y en forma de despidos, incremento de tareas y reubicaciones.

700.000 españoles no poseen ninguna habilidad digital y otros 11 millones solo acredita habilidades digitales bajas

¿Cómo es posible que con un casi 17% de tasa de desempleo en España, el 46% de las compañías señale tener problemas para encontrar profesionales? Cifra que se está incrementando debido al coronavirus.

La respuesta está en la falta de profesionales con las habilidades necesarios, y ésta sólo puede desarrollarse en términos digitales. Y es que a pesar de que el informe Sociedad de la Información en Europa nos sitúa por encima de la media comunitaria en aspectos como la conectividad o la integración de la tecnología digital, nos suspende en cambio en competencias digitales de su capital humano.

El año pasado 10,7 millones de trabajadores en España todavía seguían sin formarse en habilidades digitales. Esta formación sigue siendo una asignatura pendiente para España y principal obstáculo de la empleabilidad del talento español y del crecimiento económico de las empresas. Es más, si se resolviera esta brecha de talento digital podría incrementarse el empleo en un 15% y aportar 360 millones anuales al PIB (datos del estudio de VASS y Universidad Autónoma de Madrid de 2019: Empleabilidad y Talento Digital).

LA ACELERACIÓN TECNOLÓGICA Y DIGITAL: TRANSFORMACIÓN DE LAS PLANTILLAS

La crisis sanitaria del covid-19, elevada a crisis social y económica, ha vuelto a poner sobre la mesa este complejo problema.  La transición digital ha tenido que dar un sprint en 2020. Eso ha provocado en muchas empresas la necesidad acuciante de reorganizar sus plantillas, prescindiendo de empleados o llevándolos hacia otras áreas que, en estos momentos, son mayores generadoras de valor.

Esa transformación de plantillas del que el Foro Económico Mundial se hace eco junto al movimiento de profesionales de unas áreas a otras, está planteando un gran desafío para profesionales y compañías. Profesionales que ven peligrar sus empleos y profesionales que ya lo han perdido, van a tener que replantearse su futuro profesional y esto solo es posible a través de la formación.

Señala, además que, en 2025, 85 millones de puestos desaparecerán debido a la automatización y 97 millones de puestos nuevos serán creados. Algunos de estos últimos serán completamente nuevos y nunca habremos oído hablar de ellos.  Y muchos no podrán cubrirse precisamente por esta falta de habilidades.

MOVIMIENTO UPSKILL ESPAÑA

Para contribuir a la recuperación de la economía española y a su crecimiento surge “UpSkill España”. Un movimiento liderado por Catenon junto con compañías españolas comprometidas con el talento como motor de la economía y la sociedad. Este movimiento promueve la adaptación a la nueva Era Digital de los millones de profesionales de nuestro país. Todo ello a través de la formación en los conocimientos, las habilidades y las herramientas digitales necesarias para afrontar los nuevos retos estratégicos que se nos plantean.

Ante este reto, Catenon, intermediará entre lo que está ocurriendo en el mercado y lo que demandan las compañías. La multinacional española de búsqueda y selección tiene una visión muy concreta sobre la situación: lo que las empresas demandan no lo estamos encontrando en el mercado local, nos tenemos que ir fuera. El talento español, que tiene mucho potencial, está perdiendo grandes oportunidades por la falta de habilidades digitales. Por este motivo, quieren contribuir al desarrollo de un mercado laboral español más sólido, estable y preparado para los desafíos de los próximos años.

Con 20 años de experiencia en el mercado de la búsqueda de talento, tienen una posición privilegiada. Su conocimiento del mercado global de talento, de la tecnología y de las demandas de sus clientes, les sitúa en el centro de este desafío de romper la brecha entre oferta y demanda de talento. Un desafío que entienden que sólo puede afrontarse gracias a la colaboración conjunta de profesionales, empresas, universidades y escuelas de negocio e instituciones.


- Publicidad -