miércoles, 21 abril 2021 0:12

El blindaje de Griezmann… que podría no ser tal

Antoine Griezmann es considerado uno de los mejores 9 del balompié mundial. Para llegar a la élite de este deporte hay que demostrarlo en la cancha, y vaya que 90 minutos son más que suficientes para determinar si un jugador merece o no recibir los máximos honores. El fútbol da muchas vueltas, a veces se está en la cima, en otras oportunidades quizás no ves luz. Para nadie es un secreto que la competitividad es tal, que sólo los guerreros que lleven en su sangre la pasión y la entrega por esta disciplina, pueden ser los que lideran la lista de los súper blindados.

Desde su infancia, Griezmann tenía esa inclinación por el balón, esto lo llevó a formar parte de un equipo local en la comunidad que lo vio nacer, Mácon, en Francia. Su paso por las academias y clínicas deportivas no fueron las mejores, porque al tener una complexión física débil, casi que ni se interesaban en él. Con tan sólo 13 años de edad, y siendo todavía un chico con un futuro por explotar recibió la invitación de la Real Sociedad.

Todo esto se dio gracias a un ojeador que lo observó jugando en un torneo en París. La trayectoria de este delantero se remonta al año 2009. Con el mismo club que le brindó la oportunidad de brillar en su juventud, dio cátedra de un buen fútbol con Atlético de Madrid por 5 años, hasta verlo hoy en día como una de la figuras que tiene el FC Barcelona.

Estamos en presencia de uno de los jugadores de primer nivel, posee la impresionante particularidad de adaptarse a diferentes ubicaciones. De hecho, su estilo de juego, y el ritmo tan arrollador no se doblegan ante nadie. Te presentamos las claves más destacadas de esta estrella.

Lo que está en consideración sobre Griezmann

Lo que está en consideración sobre Griezmann

Cuando los directivos del FC Barcelona ficharon a Griezmann tenían un objetivo bastante claro, y era conformar una máquina de hacer goles junto al argentino Leonel Messi, y el uruguayo Luis Suárez. Desde luego que era para llenar ese hueco que dejó Neymar luego de irse al PSG. Ahora bien, el debut del atacante en el equipo azulgrana sirvió mucho para hacer un paralelismo con sus actuaciones en el Atlético de Madrid. De hecho, esa garra fue lo que llamó la atención del Barça cuando empezaron esa esa búsqueda de ver de qué manera podrían llevarlo al imponente Camp Nou.

Griezmann, arribó a la plantilla con una serie de argumentos que siguen siendo claves para el equipo, y es blindar la delantera para consolidar aún más la potencia y el dominio de los culés en la LaLiga de España. En el fútbol las estadísticas hablan por sí solas, no hay que darle tantas vueltas al asunto para decir que un jugador está dando batalla en el campo o no. En este caso, el francés contabiliza en tan sólo 3371 minutos de juego distribuidos en 46 partidos un total de 15 goles y cuatro asistencias.

Para muchos esto no es suficiente, pero hay que estar claros que esa solidez de juego de los catalanes muchas veces estuvo en la cuerda floja. Con el despido de Ernesto Valverde a principio de año, y el comienzo del estratega Quique Setién, fue crucial para estabilizar en cierta forma ese desequilibrio que se observaba en el campo. Hay muchas interrogantes sobre si es un candidato a dejar las filas de los blaugranas, pero es algo que quizás no está dentro de los planes del club. Todavía tiene la posibilidad de mostrar su calidad, y dar más razones que está en un momento donde tiene con qué conseguir éxitos.


- Publicidad -