jueves, 13 mayo 2021 18:26

España mejora su rendimiento digital, pero desciende en el DESI 2020

España ocupa la undécima posición en el Índice de Economía y Sociedad Digital (DESI) 2020 elaborado por la Comisión Europea (CE), lo que sitúa al país un puesto por debajo en comparación con el ranking del año anterior, pese a mejorar su calificación y a ser la cuarta economía de la Unión Europea (UE) que ha registrado los avances más importantes en el ámbito digital en los últimos cinco años.

En concreto, España ha registrado una nota de 57,5 puntos en la edición 2020 del DESI, que mide el rendimiento general de los países en el ámbito digital, lo que supone 3,9 puntos más que hace un año. Sin embargo, el país ha descendido un puesto en el ranking debido a la fuerte mejora registrada en los últimos doce meses por Bélgica.

El informe de 2020 incluye datos previos a la crisis del Covid-19 y ha cambiado ligeramente la metodología para incluir nuevas tecnologías, por lo que se han producido cambios en las puntuaciones de años anteriores. Ese ha sido el caso de España, cuya posición en 2019 se ha revisado al alza, desde el undécimo puesto comunicado inicialmente hasta el décimo.

Entre los distintos componentes, España ha avanzado dos posiciones respecto al año pasado en el ámbito de servicios públicos digitales y se convierte en el segundo país de la UE en esta área que mide niveles de administración electrónica, datos abiertos y servicios digitales de la administración para ciudadanos y empresas.

Otra de las fortalezas de España reside en su nivel de conectividad, ámbito en el que el país se mantiene por segundo año consecutivo en el quinto puesto del ranking de los 28, pese a elevar su puntuación de 55,4 puntos a 60,5 puntos, y mejorar en todos los indicadores.

En concreto, el informe destaca como fortaleza del país el despliegue de fibra óptica hasta el hogar (FTTH), que alcanza el 80% de los hogares y se sitúa muy por encima de la media europea (34%). En las zonas rurales la cobertura en España alcanza al 46% de los hogares, frente al 21% en Europa.

USO DE INTERNET

Respecto al uso de servicios de Internet, que engloba actividades como realizar videollamadas, leer noticias ‘online’ o usar redes sociales, España se sitúa en el puesto once del ranking, mejorando dos posiciones respecto al año pasado tras obtener 60,8 puntos, frente a los 55,1 puntos de hace un año.

En el cuarto ámbito, la integración de la tecnología digital, que analiza el comportamiento digital de las empresas en áreas como comunicación y comercio electrónico o el uso de redes sociales, España ocupa el puesto 13 del ranking, uno por debajo del registrado en el informe de 2019.

En este ámbito, la puntuación de España ha descendido una décima en 2020 respecto al año anterior, hasta los 41,2 puntos, y se sitúa en línea con la media de los países de la Unión Europea, que en 2020 ha sido de 41,4 puntos. A este respecto, el DESI advierte de que las pymes españolas siguen sin aprovechar todo el potencial del comercio electrónico.

La única dimensión del informe donde España se sitúa por debajo de lamedia europea es en capital humano, un área que tiene en cuenta indicadores sobre competencias digitales, graduados y especialistas en Tecnologías de la Información (TI).

Sin embargo, España ha mejorado una posición respecto al ranking del año pasado, hasta el puesto 16, tras elevar su nota de 44,5 puntos hasta 47,6 puntos. “Aunque está mejorando su puntuación, casi la mitad de la población española carece todavía de competencias digitales básicas y un 8% nunca ha utilizado Internet”, incide el DESI.

ESPAÑA, POR ENCIMA DE LA MEDIA DE LA UE

Por otro lado, el informe sitúa a España por encima de la media europea, que ascendió a 52,6 puntos en 2020, y se mantiene por delante en la clasificación de algunas de las grandes economías europeas, como son Alemania (12), Francia (15) e Italia (25).

De hecho, el DESI apunta que las economías “más potentes” de la UE no están a la cabeza en el ámbito digital, lo que indica que es “necesario acelerar el ritmo de la transformación digital para que la UE lleve a cabo con éxito la doble transición ecológica y digital”.

Finlandia, Suecia, Dinamarca y los Países Bajos son los países líderes de la UE en rendimiento general en el ámbito digital, seguidos por Malta, Irlanda y Estonia. A lo largo de los cinco últimos años, Irlanda ha registrado los avances más importantes, seguida de Países Bajos, Malta y España, los cuales presentan un rendimiento muy por encima de la media de la UE.

DIGITALIZACIÓN Y CORONAVIRUS

El DESI de este año indica que se han registrado avances en todos los Estados miembros y en todos los ámbitos clave del índice, lo que reviste “una importancia aún mayor” en el contexto de la pandemia del Covid-19, que ha demostrado hasta qué punto las tecnologías digitales se han vuelto esenciales al permitir la continuación la vida laboral, seguir de cerca la propagación del virus o acelerar la búsqueda de terapias y vacunas.

Además, los indicadores del DESI muestran que los Estados miembros de la UE deben intensificar sus esfuerzos por mejorar la cobertura de las redes de muy alta capacidad, asignar el espectro 5G para permitir el lanzamiento comercial de servicios 5G, mejorar las competencias digitales de los ciudadanos y proseguir la digitalización de las empresas y el sector público.

“Esta crisis del coronavirus ha demostrado hasta qué punto resulta crucial para los ciudadanos y las empresas estar conectados y poder interactuar entre sí en línea. Seguiremos colaborando con los Estados miembros para determinar los ámbitos en los que se necesita más inversión para que todos los europeos puedan beneficiarse de los servicios e innovaciones digitales”, ha remarcado la vicepresidenta ejecutiva de la CE, Margrethe Vestager.


- Publicidad -